BLOGS
Goldman Sachs is not an after shave Goldman Sachs is not an after shave

Tampoco Breton Woods es una marca de Whisky. Porque el periodismo internacional no es solo cosa de hombres, ocho mujeres ofrecen un punto de vista diferente sobre lo que pasa en el mundo.

Transparencia Internacional, a por el HSBC

Sede del HSBC en Ginebra / EFE, Martial Trezzini

Sede del HSBC en Ginebra / EFE, Martial Trezzini

Si nos informáramos por los medios grandes de este país, sabríamos poco del escándalo del HSBC, salvo honrosas excepciones. Como denunciaba Media.cat, la noticia sobre los miles de clientes y sus millones blanqueados por el banco, quedaba relegada a páginas interiores, en resúmenes reducidos. En el caso más extremo según el medio, se situaba El País, que casualmente tiene al banco entre los principales accionistas del grupo Prisa. ¡Acabáramos!

Suerte que hoy hay tantos medios de comunicación e Internet permite una comunicación y una presión ciudadana inimaginable hace años, que es difícil que una noticia de esta relevancia se pierda, o al menos, es más difícil que antes. Como el HSBC está muy lejos de patrocinar un blog como éste y nosotras muy lejos de aceptar a un banco entre nosotras, vamos a hablar del banco y de la denuncia de Transparencia Internacional (TI).

La ONG ha pedido a las autoridades del Reino Unido que inicien una investigación penal sobre HSBC. Si el banco facilitó el blanqueo de dinero de sus clientes y que entre ellos hubiera traficantes de armas, diamantes de sangre y dictadores, la investigación debe iniciarse “de inmediato”, según José Ugaz, el presidente de TI.

Argentina, Brasil, Suiza y Estados Unidos ya han investigado el papel del banco en casos relacionados con lavado de dinero y evasión fiscal, pero no Reino Unido. Tampoco es casualidad, ya que la sede principal del banco está en este país y por sus activos es también el mayor banco de Reino Unido. Si las autoridades cooperan con las suizas, no hay motivo para que “sorprendentemente”, como lo manifiesta TI, no se investigue.

TI reconoce que el banco ha hecho progresos en la lucha contra la corrupción en los últimos dos años, pero es un guiño para pedirle que siga demostrando su compromiso y coopere plenamente en cualquier investigación. El caso del HSBC es el último de una larga lista de escándalos bancarios. Pero la mayoría se resuelven con sanciones insuficientes que no provocan un cambio en el comportamiento de las entidades financieras. A la vista está, con casos de corrupción saliendo a la luz casi cada día.

La única excepción, Islandia. En un juicio reciente el país ha condenado a cárcel a los banqueros del país por la crisis financiera de 2008. Un “raro ejemplo”, estima la organización. Dan ganas de hacerse islandesa.

Los comentarios están cerrados.