BLOGS

Un deportista es aquel que sabe que el triunfo del otro es también una recompensa: la de haber encontrado alguien mejor

De verdadera jerarquí

En el último Mundial no hubo ningún equipo que dominara da capo: fue un torneo en el que se fueron eliminando los más débiles, los que tuvieron menos suerte o los que no certaron en el momento clave. Se llegó a una final rutinaria: dos equipos investidos de la costumbre de ganar, llenos de oficio y de sabiduría, dos auténticos supervivientes. Ganó el más trapacero: el equipo de Materazzi y de Gatusso. Como aficionado al fútbol no sentí nada especial: bueno, sí, la intensa amargura de que el último partido de Zidane fuera ése. Como español, la rabia de saber que nuestro equipo no era inferior: había administrado mal los recursos, había medido mal sus fuerzas y se había gestionado penosamente el vestuario. Pero ésa es otra historia.

Esta Eurocopa ya conoce dos equipos de verdadera jerarquía, de esos que sentiremos ver caer en algún momento: Portugal y Holanda. De creer la matraca de los diarios deportivos, el futuro y el presente del Real Madrid. Me quedo con el presente. Yo sigo pensando que no es el momento de fichar a Ronaldo: nadie ne su sano juicio ficha a alguien que está en la cresta de la ola. Pero ya veremos.

De momento (ayer es nunca jamás) vale la pena dejar constancia del enorme partido que franceses y holandeses nos han regalado esta noche. Ha marcado Sneijder, ha marcado Robben, que también ha asistido: y ha hecho un partido modélico Van Nistelrooy. Esta vez el telegrama hay que mandárselo a Mijatovic: buena puntería, hijo mío, como decía el obispo del chiste.

Francia ha caído con la grandeza que le corresponde a su historia y a su calidad. Y a su mala fortuna: tardó un minuto Robben en enfriar el entusiasmo emanado del gol francés. Ahora, si los tulipanes se toman un descanso y no van a la guerra con Rumanía, se acabó: se habrá hecho de noche para dos generaciones espléndidas de jugadores galos y trasalpinos.

También se ha clasificado Croacia, el eterno tapado, como hace unos años. Han mostrado mucho talento: no sé si será bastante cuando les toque enfrentarse a la ordenada fantasía de Portugal, si les toca.

¿Será España la tercera selección de verdadera jerarquía en esta Eurocopa? Yo, por si acaso, no me aparto del guión de la Cuatro: podemos. Desde luego que podemos.

Mañana se verá. Habrá que reponer de cervezas el frigo.

1 comentario

  1. Dice ser Videos

    Pues por lo que parece España tiene muchas papeletas por luchar por la copa, esperemos que no la lie como siempre y lo eche todo a perder.

    14 Junio 2008 | 2:32

Los comentarios están cerrados.