BLOGS

Un deportista es aquel que sabe que el triunfo del otro es también una recompensa: la de haber encontrado alguien mejor

Archivo de la categoría ‘Sin categoría’

G(uay T)AU

¡Perrea, perrea…! Hasta Celedón anda el hombre con ese ladrido que es una contracción y no una evocación chiquilicuátrica: ¡qué guay el TAU!

No ha habido final, como ya nos temíamos en este blog antes de empezar. Le han faltado muchas cosas al Barça de Xavi Pascual para estar a la altura de su rival. Ahora tiene uno la sensación de que la semifinal ante la Penya fue un espejismo, con un nivel de aciertos estratósférico de Acker y Lakovic: viva moneda que nunca se volverá a repetir. Pasaron los azulgranas y es una gran noticia, porque de ese modo estarán en la máxima competición europea al año que viene, como debe ser. Pero deben cambiar muchas cosas para presentar un equipo tan fiable como merecen su afición y su historia.

.

El TAU ha estado en todas la finales, y ha ganado una importantísima, la de anoche. Está maravillosamente entrenado: se les ve a los chicos felices, perfectamente encajados con Spahija, que los mueve con un rigor y un talento que no abundan. Cuando dieron el merecido título de MVP a Phil Mickeal me pregunté, sorprendido, cuántos jugadores del equipo alavés podrían serlo: casi todos. Desde Teletovic y sus cuatro triples a las correrías de Rakosevic, justo en el momento en que más daño hacían; pasando por la perfecta (y nada espectacular) dirección de Priggioni, que ni siquiera necesitó montar la mira telescópica, o la brega de Splitter dentro, sacanco balones cómodos al perímetro después de explotar los dos contra uno que, inevitablemente, le hacían… TAU es un equipo; cualquiera te hace un roto en cualquier momento, no hay dependencia de ninguna estrella y eso es, precisamente, lo que hace tan temible al ya campeón de la Liga ACB..

La pena es que sea el equipo que menos puede aportar a la selección: esa costumbre de los vascos de pescar con precisión en caladeros remotos hace que su plantilla esté llena de peces de otros mares. ¡Pero qué bueno es el piloto, que bien echa las redes, qué piezas trae a un precio razonable!

Guay de verdad, TAU