BLOGS
El nutricionista de la general El nutricionista de la general

"El hombre es el único animal que come sin tener hambre, que bebe sin tener sed, y que habla sin tener nada que decir". Mark Twain

Intolerancias alimentarias o como “tocarte los talones”

Prueba del talónCuando nace un bebé, al menos en nuestro entorno, se realizan una serie de protocolos para comprobar su estado de salud. Entre los primeros figuran el comprobar que el bebé es capaz de respirar por sus propios medios (de ahí la estampa icónica de esperar a oír su llanto, señal de que respira) y otro de ellos es contrastar el reflejo de búsqueda u hociqueo. Es decir, contrastar si con la estimulación de la zona cercana a la boca el recién nacido busca el contacto con la boca de aquello que le toca y al mismo tiempo realiza movimientos de succión con la boca, muestra inequívoca de que está preparado para comer “por sus medios”.

Dentro de estos protocolos que se llevan a cabo en los primeros instantes de vida o en las primeras horas, figura también la denominada prueba del talón. Esta consiste en obtener una pequeña muestra de sangre del bebé con el fin de descartar una serie de trastornos metabólicos mediante su análisis. Estas comprobaciones suelen estar encaminadas a detectar determinadas condiciones en los neonatos que son poco comunes, pero que al mismo tiempo suelen ser graves o van a condicionar de forma importante la realidad de esa nueva personita. Pocos saben que una de esas pruebas que se realizan con la muestra de sangre consiste en descartar una intolerancia alimentaria.

En concreto se trata de detectar si el niño padece fenilcetonuria una intolerancia de carácter enzimático (y trasfondo genético) por la cual las personas que la padecen no pueden procesar un aminoácido llamado fenilalanina y que está presente de forma habitual en las proteínas de no importa que origen alimentario. En estas circunstancias y muy en resumen la fenilalanina no puede ser “procesada”, se acumula, aumenta su concentración en la sangre y puede ocasionar lesiones cerebrales, causando un retraso mental grave. No voy a entrar en mayores detalles sobre este tema (quizá en otro post) y baste decir que he traído a colación este ejemplo para poner de relieve cómo se realizan las pruebas diagnósticas conducentes a la detección de intolerancias.

Tal y como puse de relieve en este post (¿Crees que hay algo en lo que comes que te sienta mal?) la detección de las intolerancias se realizan una a una ante la sospecha (o la posibilidad como es el caso de la fenilcetonuria) de encontrarnos ante una intolerancia alimentaria. Es decir, las intolerancias alimentarias, que pueden tener distinto origen (mecanismos enzimáticos, farmacológicos o indeterminados) se averiguan individualmente con la(s) prueba(s) diagnóstica(s) pertinente(s) que la pongan de relieve. Vamos con un ejemplo, si de alguien se sospecha que es intolerante a la lactosa, se le hace la prueba pertinente para diagnosticar esta intolerancia (normalmente el análisis de la cantidad de hidrógeno en aire expirado tras una sobrecarga con este disacárido); si se sospecha que se puede tener fenilcetonuria, se le hace el análisis genético pertinente que se contrastará con ulteriores análisis de sangre y orina; si se sospecha de otra intolerancia como la galactosemia, lo mismo, es decir, las pruebas pertinentes en cada caso; y así un largo etcétera.

En resumen hasta aquí y para que nos quede claro:

Intolerancias

Lo digo porque ya vale. Ya vale de que nos toquen los cojones, que no los talones, con pretendidos sistemas que no son precisamente baratos y que juegan con la desesperación y credulidad de la población. Me refiero a todos esos sistemas que bien por bioirresonancia (menudo palabro) o bien mediante el análisis (genético o citotóxico) de una muestra sangre que traté en todas estas entradas con bastante detalle, nos tratan de hacer creer que las intolerancias alimentarias se pueden diagnosticar “a saco”:

 

Retomo ahora este tema Intolerancias Herbodietéticapor dos motivos, el primero porque a mi parecer la proliferación de todos estos análisis magufos de intolerancias alimentarias está empezando a ser preocupante. De camino entre mi consulta y mi casa (apenas 1 kilómetro) me cruzo con al menos cuatro establecimientos (una herbodietética, dos farmacias y un Naturhouse) que ponen a disposición de sus “clientes” impacientes sendos análisis masivos de intolerancias alimentarias.

También he podido comprobar que esta proliferación se acompaña de una rebaja en los precios significativa con respecto a hace años, señal, quiero pensar que la cosa se esta vulgarizando lo suficiente y que ante la falta de clientes, la bajada de precios puede ser un buen reclamo para los incautos. Quiero pensar también que es la vía natural de extinción de este tipo de “análisis” y que un día, a fuerza de que su inutilidad sea de dominio público, estos sistemas queden relegados a nichos similares a las consultas del tarot, la quiromancia o la astrología y su horóscopo. No confío en que terminen de desaparecer, pero de esta forma auguro que en un futuro espero no demasiado lejano, la mayor parte de la gente ya sabrá de qué palo va esto de la detección masiva de intolerancias alimentarias. Y ya sean análisis a un euro o a trescientos, la tomadura de pelo estará más localizada.

Si esto de las intolerancias funcionara como algunos desalmados nos las tratan de colar, que digo yo, qué es lo que costaría que en la conocida como “prueba del talón” se hiciera un análisis de tooooodas las intolerancias alimentarias y tener ya, desde recién nacido, un mapa de las chorrocientas intolerancias alimentarias que luego ya de mayores nos tratan de encasquetar en algunas herbodietéticas, farmacias o clínicas. Establecimientos en los que, curiosamente, entre tanta intolerancia que supuestamente detectan no se incluye la de la fenilcetonuria.

Y el segundo de los motivos de esta entrada es porque:

Esta entrada participa en la VI Edición del Carnaval de Nutrición, organizada por el Blog de Nutrición a las 6”

VI Carnaval Nutrición

———————————

Imagen: Stevenfruitsmaak vía  Wikimedia Commons

19 comentarios

  1. Dice ser Miguel Blanco

    Juan, estupenda entrada.

    Recuerdo que hace ya algunos años, a un familiar de mi cónyuge cierto médico le hizo una bioresonancia (¿mande? ¿qué es eso? ¿en qué se basa? ¿qué detecta?), con sensores, cablecitos, luces, etc. Yo no estuve presente, por supuesto, pero me la imagino como una discoteca en pequeño y sin música.

    La descripción de aquella visita nos llevó a una discusión importante y subida de tono entre otro familiar (defensor sin par de la “profesionalidad” del médico, como si no hubiera médicos estafadores) y yo, puesto que siempre he sido bastante escéptico de estas “novedades” que me suenan tan falsas como las monedas de 3 €.

    Pues parece que el familiar visitado quedó bastante satisfecho, pues en un razonamiento contorsionista decía algo así como “Con lo que me han cobrado [bastante], ¿cómo me van a haber engañado?”.

    En fin, que los tratamientos ficticios son lo mejor para las enfermedades imaginarias…

    Saludos.

    27 febrero 2014 | 09:56

  2. Y yo me pregunto…si es un fraude el tal test de intolerancia alimentaria…por qué no se denuncia legalmente?

    http://elpedidohosteleria.com

    27 febrero 2014 | 10:10

  3. el-nutricionista-de-la-general

    Gracias “Miguel Blanco”

    Me ha gustado mucho la expresión de “razonamiento contorsionista”. Si quieres “profundizar” más en lo de la biorresonancia esa, te sugiero que leas las dos primeras entradas de la relación de cuatro que enlazo en el post de hoy… y que no te pierdas el vídeo de la primera (20 minutos en los que me podrás ver indignado-desconcertado-cabreado a partes iguales)

    Saludos cordiales!

    27 febrero 2014 | 10:12

  4. el-nutricionista-de-la-general

    Hola “elpedidohostelería”

    Voy con una respuesta a la gallega: ¿y porqué no se denuncia “legalmente” la quiromancia o el tarot cuando se ejercen con fines comerciales?

    Saludos cordiales

    27 febrero 2014 | 10:14

  5. Dice ser Núria

    vaya, yo pensaba que algunos de sangre si que eran fiables… el test A200 de los laboratorios Sabater Tobella es en los que confío, y tenia pensado hacerme unos dentro de poco.
    Mi pareja se hizo unos hace unos años ahí y le salieron un montón de cosas, la canela, el maíz, la avena, el mango etc, y cada vez que consume alguno de estos, se le hincha un montón la barriga o/y le duele la cabeza, y no es placebo, porque a veces lo consume sin querer y nos damos cuenta al dia siguiente repasando que es lo que pudo comer que le sentó mal. No sé… se ve que te sacan sangre y después van probando “una sustancia” una a una y observan la reacción.

    27 febrero 2014 | 10:24

  6. Dice ser Sonia

    Es que en esta vida todo es un puñetero negocio. Si todo funcionara como es debido se les acabaría el rollo a los que viven del cuento http://xurl.es/9ik46

    27 febrero 2014 | 10:26

  7. Dice ser Núria

    A, ahora acabo de ver que hablas de este test en otro de tus posts.
    Ojalá no fuesen ciertos los resultados, pero por desgracia si que le sientan mal los alimentos que le salieron en el test, el más putada de todos son las semillas de girasol, no solo porque no puede comer pipas sino por el aceite de girasol, que se usa mucho en lugares de restauración y te condiciona el salir a comer fuera.

    27 febrero 2014 | 10:31

  8. Hola Juan

    Leyendo este post, me he ido mediante el enlace al vídeo de “sin ir más lejos”. He de darte la enhorabuena, pero no por tu intervención, si no por tu capacidad de aguantarte y no descojonarte del tipo “intolerante a los HC”.

    Cuando acabé la carrera de Nutrición humana y Dietética (pertenezco al Colegio de D-N de Aragón), me llamaron para una entrevista de trabajo. Se trataba de vender una máquina de Magnetoterapia, la cual, y cito literalmente ” te mueve el hierro de la sangre de un lugar a otro y así te cura casi 100 enfermedades (con su listado y todo) y de paso, como moviliza las grasas(¿?), adelgazas”.

    Manteniendo las formas como buenamente pude, y preguntándome si ese señor había leído mi currículum (más que nada porque se diera cuenta de que tengo una carrera sanitaria), abandoné el lugar con toda la dignidad que fui capaz.

    A las 2 horas me llamó emocionado, que el puesto era mío. Eternamente agradecida, rechacé el empleo ( y he de decir que estaba muy bien pagado).

    El aparatito de marras costaba 1.800 euros.

    27 febrero 2014 | 10:38

  9. Hola “el nutricionista de la general”

    jajjajaja me hace gracia su respuesta a la gallega (con otra pregunta), entre otras cosas porque mi familia por parte de madre es gallega y algo me suena ese tipo de razonamientos. 😉

    A lo que vamos, no me parece comparable la quiromancia o el tarot con un análisis (¿de sangre?) para detectar intolerancias alimentarias y más cuando este último se realiza en establecimientos farmacéuticos “legales”, según cuenta en la entrada de hoy.

    Hasta dónde yo sé “cualquiera” puede poner un negocio de quiromancia, tarot, herboristería, productos dietéticos, etc.. pero, si no tengo mal entendido, para poner una farmacia se exige, al menos, una titulación oficial por parte del Estado.
    No sé si una farmacia tiene licencia para vender productos que van más allá de la medicina oficial, pero si es así, eso debería cambiar, y si no, creo debería ser denunciado legalmente.

    Si una farmacia puede vender todo producto que considere rentable…el día menos pensado iremos al médico y nos recetará un exorcismo o una sesión de vudú!!

    Un Saludo.

    27 febrero 2014 | 11:43

  10. Dice ser Almudena

    Curiosamente, hoy madre reciente también toca el tema de lo que se vende en las farmacias, ella para hablar de otro timo, la homeopatia.
    Y comento lo mismo, me parece vergonzoso que estas cosas se vendan en farmacias. Yo pienso que en las farmacias, medicamentos aprobados como tales por sanidad. El resto, parafarmacias, y si el farmaceútico quiere que ponga los dos negocios

    Me encantan tus artículos aunque hace muy poco que te he descubierto

    27 febrero 2014 | 12:38

  11. Dice ser futura nutricionista

    Hola! Hablando de este tema De las intolerancias alimentarias, conozco a una persona que hace poco se hizo un test de intolerancia en sevilla, por que tenia dolores de cabeza y le sacaron que tenia intolerancia a una gran cantidad de alimentos y sobre todo le dijeron que tenia intolerancia a la histamina, y le aseguraron que muchas de las patologías como dolores de cabeza, dolores de barriga, gases, diarrea, dolores de rodilla se le quitarían y sobre todo una gran perdida d peso le aseguraban, yo la verdad que respecto a este test no tengo ni idea y me gustaría que me comentaran algo respecto a el, gracias!!

    27 febrero 2014 | 13:03

  12. el-nutricionista-de-la-general

    Hola “elpedidohostelería”

    En una farmacia se venden y se hacen algunas cosas que no tienen porque estar obligatoriamente circunscritas en su entorno o que, dicho de otra forma se podrían vender o hacer en otro tipo de comercios. Sin ir más lejos, las fórmulas infantiles y los suplementos nutricionales se pueden vender en cualquier supermercado. Que cualquier fabricante de estos productos decida que su canal de venta único va a ser las farmacias… pues allá él, no tiene porque hacerlo, pero si quiere. Lo que seguro no podrá hacer y se hace muy amenudo, es decir que tu producto (los de este tipo) “es de venta en farmacias” dando a entender al consumidor que solo se va a encontrar en este tipo de comercios, eso está prohibido y lo hacen muchos (por ejemplo lo de la Co Q10 de la que hablé en el post de ayer). A este respecto te recomiendo que leas este artículo que de la Universidad de Navarra que pone de relieve muchas de las irregularidades publicitarias que se cometen en el sector sanitario http://www.unav.es/fcom/comunicacionysociedad/es/articulo.php?art_id=400

    En cuanto a los servicios sanitarios, he de decirte que para la realización de estos test tanto te da que te lo hagan en una farmacia como en una peluquería o en una herbodietética. No hay obligación de hacerlos en una farmacia. Así pues y pese a lo poderoso que suele ser el “criterio de autoridad” no te dejes impresionar por él.

    Saludos

    27 febrero 2014 | 13:08

  13. Dice ser rg

    Es que en las farmacias se venden demasiadas magufadas bajo el paraguas “De venta exclusiva en farmacias” porque eso da un aura de seriedad y legalidad totalmente incierta e injustificada,pero bueno, hay gente que sigue picando pero advertida queda.

    No estoy desacreditando a los farmacéuticos para nada,más bien es todo el sistema montado alrededor y el silencio sospechoso y convenido de algunas partes.

    Aún recuerdo un anuncio en una farmacia de un analisis con una gotita de sangre que te decía tropecentasmil cosas, entre otras muchas el nivel de colesterol, a la vista de ciertos niveles in situ al cliente no lo queda otra que preguntar que qué hace, the. el farmacéutico le dirá que visite a su médico pero, alguno,le dirá que aunque hay medicación específica para altos niveles y patologías un nivel solo un poco alto se puede bajar con ejercicio, dieta y esta cosita que tengo por aquí, natural toda ella que bla,bla,bla…:..

    La industria adiestra muy bien a sus acreedores.

    Saludos y analizaros cuando las cosas parezcan que no van bien,no para mirar a ver si….:porque la trampa es un círculo vicioso, obsesivo y pernicioso.

    27 febrero 2014 | 13:08

  14. Dice ser rg

    Respecto a la entrada de hoy me parece que no se enmarca dentro del ejemplo de la picaresca que he comentado antes, esto de las intolerancias va mucho más allá y es un ataque directo a la salud mental de los ciudadanos aprovechando la posición médica y el miedo lógico infundado.

    Eso, además de rastrero, interesado y manipulado, es prevaricar con alevosía, esto es, usar la capacidad científica y titularidad de una profesión para intervenir de forma interesada infundiendo temores con fines exclusívamente económicos, es decir: prevaricar con alevosía, mola que no?

    27 febrero 2014 | 13:16

  15. Dice ser Warp

    #elpedidohosteleria

    Los médicos recetan homeopatía cuando necesitan prescribir un placebo.

    Hemos aceptado todos que el método científico es el más adecuado para probar que algo tiene un efecto. Gracias a ese método tenemos cosas como las vacunas, los aviones, los móviles o la televisión.

    No se puede lanzar una hipótesis sin pruebas empíricas que la respalden, usando el método científico para hacerlas. No puedes decir “Este test alimentario funciona” sin más. Debes demostrarlo.

    No vale decir “La homeopatía funciona. Si no te lo crees, prueba que no funciona”. La cosa no es así. es el vendedor quien debe demostrar la bondad de su producto. El método científico usa la presunción de culpabilidad: esto no sirve hasta que se demuestre lo contrario. ¿Te has preguntado por qué no hay ni un solo laboratorio homeopático que haya realizado las pruebas que los Estados piden a la medicina tradicional? Si tan eficaz es no parece difícil hacerlo ¿no? Lo mismo digo de la dieta de la alcachofa, de las propiedades de la enzima Q10 o de la supuesta toxicidad del aspartamo.

    Yo te lo diré: no lo hacen porque es CARÍSIMO y porque las pruebas son muy rigurosas. Si no hay una clara determinación del beneficio de una sustancia, no se puede comercializar como un remedio.

    Y claro, para qué te vas a complicar la existencia. Como charlatanes profesionales, toda esta gente sabe que vende un producto completamente inocuo que no hace nada, ni bueno ni malo, lo que les pone a salvo de demandas por daños y perjuicios. Si al test de intolerancia alimentaria le añades unas cuantas pastillas inocuas para adelgazar y dices “en el marco de una dieta adecuada y ejercicio físico”, lo peor que podrá pasar es que la persona pierda peso, así que ¡fantástico! Todos ganan.

    La homeopatía, los test de intolerancia, la coenzima PH67, el fitoplancton, los rezos a la virgen de Guadalupe, el tarot, la astrología, la acupuntura, las pulseras magnéticas, los filtros para la “luz dañina de las tabletas”… son cosa de charlatanes, mentirosos que no van a hacer bien, ni tampoco mal, desde luego, excepto tal vez en el bolsillo de los incautos crédulos dispuestos a pagar más por la nada.

    Pero todo esto es un debate estéril. En Italia hay academias Jedi que quieren inscribirse como una religión. ¿Absurdo? Tanto como pensar que hay cielo porque un libro lo dice. Cuando la manada de crédulos es tan reacia a la verdad, poco importa que una religión salga de un libro vetusto que de una película, o que un charlatán diga que esta pulsera te ayuda a tener más equilibrio. Como magistralmente ha contado #Miguel Blanco, si el máximo argumento es “me cobraron una pasta, por tanto es verdad”, está todo dicho y hecho.

    27 febrero 2014 | 13:48

  16. Dice ser pet

    Si, pero madre reciente está teniendo una barbaridad de absurdos comentarios…. le estan dando de palos a la pobre, que para mi tiene muchisima razón ella sin duda.

    Me parece muy mal que se juegue con la salud de la gente, esto debería estar penado, claro que al final cada uno hace lo que quiere…

    27 febrero 2014 | 14:35

  17. Dice ser rg

    Al loro:

    http://www.20minutos.es/noticia/2070863/0/sensibilidad-gluten/sindrome-clinico/celiaquia/

    Con cosas como esta igualse empieza el buen camino que se abre o continúa trzando el de la especulación y auto-especulación personal.

    27 febrero 2014 | 17:30

  18. Dice ser rg

    Lo de madre reciente, los comentarios, jajaja!! aquello es una merienda de negros, la virgen, yo paso de comentar por que se ha liao parda y ya han dicho de todo pero como me jode, de verdad, que todos esos defensores de la ignorancia supina no han estado malos de verdad en su puñetera vida, y lo digo así de claro, no tienen pelotas a no pasar por un hospitalen el momento en que estén enfermos DE VERDAD.

    Son unos acomodaos de salón avalados por un puñado de videos y ganas de llamar la atención.

    27 febrero 2014 | 17:38

  19. Dice ser lora

    Aquí podéis firmar la petición para que se exija a los productos homeopáticos cumplir con los mismos requisitos que los medicamentos:

    http://www.change.org/es/peticiones/ministerio-de-sanidad-no-a-la-aprobaci%C3%B3n-de-la-homeopat%C3%ADa-sin-demostrar-su-efectividad-5

    24 marzo 2014 | 22:32

Los comentarios están cerrados.