BLOGS
El nutricionista de la general El nutricionista de la general

"El hombre es el único animal que come sin tener hambre, que bebe sin tener sed, y que habla sin tener nada que decir". Mark Twain

Cómo liar y confundir al consumidor con los lácteos sin lactosa

Vaso de leche_Sprogz

Me sorprendió el otro día leer la publicidad de una conocida marca de productos lácteos a tenor de un producto a base de leche sin lactosa de la que se afirmaba ser mucho más “ligera y digestiva”. En concreto, esta publicidad la vi en el suplemento XL Semanal nº1325 (tercera semana de marzo de 2013)

Me da la impresión que la utilización de estas dos características “ligera y digestiva” no se ajusta a la realidad. Entre otras cosas por que ambas no están relacionadas en la frase. Es decir, no se afirma que favorezca “digestiones más ligeras”. Se dice que es ligera por un lado y digestiva por el otro. Yo al menos así lo veo. Vamos por partes.

 

 

¿Es más “digestivo” un producto sin lactosa que cualquier otra leche?

Pues podría serlo para la población que es intolerante a la lactosa, pero no para la generalidad de la población. El no hacer ninguna distinción al respecto de este beneficio entre la población sin intolerancia y la que sí la tiene, me da la sensación que puede llegar a confundir al consumidor medio que sin mayores problemas de intolerancia observe en esta publicidad una ventaja que no es real al consumir este tipo de productos. Es más, en otra publicidad de esta gama de productos se dice textualmente que es:

“tanto para las personas que presenten cierto grado de intolerancia a la lactosa como las que quieren cuidar más su organismo […]”

Ya comenté algunas de las particularidades de la intolerancia a la lactosa en este enlace y en este otro. Más en concreto señalé y sigo manteniendo que no son pocas las personas que teniendo unos síntomas más o menos inespecíficos y relativamente similares a los de la intolerancia a la lactosa se “creen” intolerantes, cuando en verdad no lo son. Además, la prevalencia de la intolerancia a la lactosa en nuestro entorno (Europa occidental) es relativamente baja sobre todo si la comparamos con otras partes del mundo, como por ejemplo en el lejano oriente. Me parece importante destacar también que una buena parte de los verdaderamente intolerantes a la lactosa, además, suelen poder admitir una cierta cantidad de lactosa sin experimentar molestias.

En resumen sobre la cuestión de la digestibilidad, primero: hay bastantes personas que se creen intolerantes sin serlo, digamos que solo lo sospechan; segundo: los verdaderamente intolerantes en nuestro entorno son pocos; tercero: incluso muchos de los que lo son pueden consumir la cantidad de lactosa contenida en un vaso de leche sin experimentar las molestias típicas y; cuarto: la población no intolerante no va a observar ningún beneficio en su digestión por el consumo de este preparado lácteo sin lactosa en lugar de la leche normal, y por tanto, su consumo en estas personas, no implica en ningún caso el cuidarse más.

¿Es este producto más “ligero”?

Lo cierto es que la expresión “ligero” dentro de la publicidad de un alimento está sujeto a una concreta regulación. Para poder decir que un producto es más “ligero” se han de cumplir las mismas condiciones que las establecidas para el término “contenido reducido”; asimismo, la declaración deberá estar acompañada por una indicación de la característica o características que hacen que el alimento sea “light” o “lite” (ligero)… y no es el caso de este producto. Por tanto, creo que la cualidad “ligera” no se le debe aplicar, al menos sin ofrecer más explicaciones.

Además y por último, la publicidad no debería referirse a este tipo de productos como “leche” porque en realidad no lo son, en sus ingredientes hay otros elementos además de leche, por lo que a tenor de la legislación no debería etiquetárselas como tal. Legalmente se trata de bebidas a base de leche, un preparado lácteo si se quiere, en el que su ingrediente principal es la leche, pero no lo es. Es una bebida láctea sin lactosa, y parece que se les olvida.

———————–

Foto: Sprogz

19 comentarios

  1. Dice ser Eduardo

    En realidad todo el mundo es intorelable a la lactosa; otra cosa, es el grado de asimilación que tenga cada organismo. Y lo que hoy presenta un pequeño porcentaje de “dolientes”, se irá incrementando en el tiempo.

    20 marzo 2013 | 09:57

  2. Dice ser Fernando

    Hola Juan, muy interesante tu artículo!. La tolerancia a la lactosa es debida a una mutación que nos ha hecho posible asimilarla, en principio, tras la lactancia todos deberíamos ser intolerantes.

    Hay diversos grados de intolerancia, en mi laboratorio hemos diagnosticado casos en niños que literalmente se retorcían tras el desayuno y perdían peso de forma alarmante. Tras el diagnóstico su vida realmente cambia a mejor. Eso sí, aún es complicado encontrar sitios en los que se realice la prueba genética. Normalmente se diagnostican con pruebas poco fiables.

    Yo mismo soy intolerante, pero puede admitir cierta cantidad de lactosa; ya se que ese día tendré molestias gastrointestinales, pero poco más.

    Finalmente, no conozco el asunto legal para saber sí se puede o no calificar como leche, pero realmente es leche a la que se le añade la enzima que degrada la lactosa (una beta galactosidada, la lactasa).

    20 marzo 2013 | 10:54

  3. Dice ser parafashionyo

    Me encantan tus artículos, siempre nos enseñas cosas super interesantes

    http://www.parafashionyo.com

    20 marzo 2013 | 11:26

  4. Dice ser kilo

    hay gente que sin ser intolerante a la lactosa también presenta molestias gastrointestinales ante el consumo de este sacarido, por ejemplo los afectados por el colón irritable. Pero hay que distinguir, yo desearía poder tomar leche con lactosa porque digan lo que digan el resto de preparados no saben a leche y no me gustan igual.

    20 marzo 2013 | 11:37

  5. Dice ser maria

    Menos mal que no padezco esas cosas, por que yo que me bebo 2 litros de leche entera todos los dias.
    Y el dia que no bebo es como si me faltara algo.

    20 marzo 2013 | 11:44

  6. Dice ser tronetes2222

    Yo tomo estas leches pues acabado de comer me duele mucho el estomago, es tomarme un vaso de leche normal y tener problemas estomacales, y estas leches las tengo que rebajar con agua….

    20 marzo 2013 | 11:48

  7. Dice ser techno man

    articulo muy interesante,
    Como nota curiosa indicar que en la poblacion asiatica esta leche si que “serviria de algo” ya que se cree que que hay un 80% de gente intolerante alli.
    Sin embargo en españa solo hay un 13% de gente con dicha intolerancia, y en los paises nordicos un 1%.

    Saludos
    http://technodjsets.com

    20 marzo 2013 | 12:45

  8. Luego a esta leche que no es leche le echas un café descafeinado y al final estás pagando una pasta para no tomar nada…

    http://corruPPto.elbruto.es

    20 marzo 2013 | 12:53

  9. Muy interesante, sobre todo hoy día que cada vez hay más casos.

    http://www.playamatalascanas.com
    959.440.298 — 610.659.659

    20 marzo 2013 | 13:00

  10. Dice ser discutiresdeidiotas

    El hombre es el único animal que consume leche de otra especie durante toda la vida.
    Aunque la versión oficial dice que la leche es lo más nutritivo del mundo, muchas opiniones respetables defienden que no deberíamos consumir leche más allá de la niñez.
    Yo, que NO soy intolerante a la lactosa, he dejado de sentir dolores artrósicos (¿o artríticos?) desde que dejé de tomar leche en el desayuno y en todo momento.
    Esto fue bajo consejo de un médico independiente que no sigue las directivas de los médicos ortodoxos, que siguen las directivas de los lobies farmacéutico e industrial.

    El que quiera, que elimine la leche y compruebe cómo mejora de un montón de insuficiencias gástricas y de otro tipo.

    Ah! y el calcio lo puede sacar de vegetales de hoja verde, por si creía que sólo hay calcio en la leche…

    20 marzo 2013 | 13:46

  11. Dice ser digo yo

    kilo, yo soy como tú y la semi y la entera de hacendado me apañan muy bien, me saben bien.
    En otro orden de cosas, la mayoría de las leches tienen añadidos (conservantes, vitaminas…)

    20 marzo 2013 | 14:03

  12. Dice ser Lelaihla

    Yo le he echado un vistazo además a los enlaces internos que has puesto hacia, por ejemplo, el post en el que describes los tres tipos de intolerantes que hay, y la verdad es que no me identifico con ninguno, y eso me hace pensar lo siguiente:

    Me diagnosticaron de intolerancia hará aproximadamente dos años, cuando tenía 22 años. Acudí al médico porque llevaba un tiempo con dolores estomacales y problemas gástricos absolutamente todos los días, sobre todo por las mañanas (después de desayunar) aunque yo nunca lo asocié a la leche, y tanto es así que llegué a perder aproximadamente unos 15 kilos. El médico me derivó al hospital donde me hicieron la prueba esta de darme una buena dosis oral de lactosa y tras una o dos horas espiraba en una especie de bolsa. Tras concluir la prueba me confirmaron que era intolerante.

    Por otro lado cuando yo tenía un año o dos años se me diagnosticó alergia a una proteína de la vaca mediante un análisis genético, y posteriormente tras un tiempo lo superé. Sin embargo, y esto no me lo supo responder la enfermera (ya que la prueba la realiza una enfermera) no se si es posible que en lugar de ser intolerante a la lactosa fuera posible que en su lugar hubiera vuelto esta alergia a la proteína de la vaca.

    También cuando le comenté al médico mi problema de pequeña con la proteína de la vaca me dijo que desconocía cualquier prueba que pudiera determinarlo (tan sólo las pruebas normales de alergia típicas de los pequeños cortes en la mano o brazo), aun yo diciéndole que existe una prueba genética que me realizaron de pequeña. Ni quiso saber, ni me quiso ayudar en ese sentido.

    Por lo tanto mi duda es, por un lado si es posible que haya aparecido una intolerancia a los 22 años y si pudiera ser que la alergia fuera a la proteína de la vaca y no a la lactosa.

    Soy consciente de que alomejor alguna de las dudas que planteo no sean de tu campo (que no lo sé) y puede que no me sepas responder, sin embargo si algún lector sabe responder también lo agradezco!

    Saludos y lo siento por el “tocho”.

    20 marzo 2013 | 14:10

  13. Dice ser María

    discutiresdeidiotas,

    hasta donde yo se el hombre también es el único animal que cocina los alimentos, por ello ¿vas a comenzar a tomarlos crudos? o ¿a dejar de conducir? ¿de vestirte? ¿de “razonar”? Si tenemos la enzima.. es por algo y para algo… no entiendo esa manía de apropiar a la leche de efectos mágicos como producir artritis, artrosis, mocos y demás…
    El calcio debes consumirlo de dónde sea mas biodisponible, sino… es como si no lo tomaras… Y su mayor biodisponibilidad está en la leche y derivados. Respecto al calcio presente en las verduras de hoja verde… mejor será que lo consumas de las espinas de pescados pequeños (tipo sardinas) sino, mal lo tienes.
    Un saludo

    20 marzo 2013 | 17:01

  14. el-nutricionista-de-la-general

    Hola a todos,

    Para “Lelaihla”, sobre el tema de intolerancias vs alergias vs intoxicaciones te sugiero que leas este post http://blogs.20minutos.es/el-nutricionista-de-la-general/2012/11/29/crees-que-hay-algo-en-lo-que-comes-que-te-sienta-mal/ Más en concreto, es perfectamente posible que a los 22 años aparezca o debute tanto una alergia como una intolerancia. En cualquier caso, ten presente que a la lactosa se tiene intolerancia, no alergia, y sobre las proteinas de la leche (de vaca o de cualquier otro origen) al contrario. Existe alguna intolerancia a determinados aminoácidos (los constituyentes de las proteínas) pero son muy infrecuentes, además de graves. Espero haberte arrojado algo de luz sobre el tema.

    Para “discutiresdeidiotas” te sugiero que le eches un vistazo a esta otra entrada http://blogs.20minutos.es/el-nutricionista-de-la-general/2012/03/27/es-el-ser-humano-el-unico-que-consume-leche-tras-la-lactancia/

    Para “María”, gracias por tus aportaciones, pero has de considerar también que un vegano (vegetariano estricto) puede tener una alimentación completa siempre y cuando esté bien planificada… y ellos no consumen pescados, aunque es cierto, la biodisponibilidad de este mineral en el pescado consumido como señalas es más alta que el de origen vegetal. En el caso de los veganos, otra fuente nada desdeñable de calcio está en los frutos secos y algunas frutas desecadas, como las pasas, higos… Te sugiero que le eches un vistazo a este documento de posicionamiento sobre dietas vegetarianas de la ADA (http://www.vrg.org/nutrition/2003_ADA_position_paper.pdf) En su caso el nutriente al que han prestar más atención es como sabrás la vitamina B12.

    Gracias a todos por vuestras aportaciones.

    20 marzo 2013 | 17:45

  15. Dice ser eljaviel

    a discutiresdeidiotas:

    María ya te ha refutado un poco lo absurdo de tu planteamiento (dejar de hacer cosas porque no las hacen los demaś animales es un razonamiento tan débil como absurdo).

    Además, te digo yo: ponle a un perro o a un gato un tazón de leche y a ver si se lo beben o no. Pónselo a un tigre. Pero no, no me veo yo a un tigre en mitad de la jungla india cazando vacas sin matarlas para ordeñarlas y beberse la leche. Pero ponle un cuenco, a ver qué hace. Se la bebe.

    Así que, la próxima vez que pienses que los animales no beben leche proque no quieren, piensa en sus posibilidades para domesticar, ordeñar y almacenar leche.

    Sobre los vegetarianos y los veganos, no tengo absolutamente nada en su contra. Es más, fui vegetariano una pequeña época de mi vida). Lo que me fastidia es que me llamen asesino de animales o que su alimentación es más sana. De acuerdo a lo primero pero con muchísimos matices y en total desacuerdo con lo segundo (el hombre es un animal omnívoro, no vegetariano); otra cosa es que comas carne de cerdo 7 días en semana. Entonces estás tan mal alimentado como si sólo comes espinacas.

    20 marzo 2013 | 19:45

  16. Dice ser Antonio

    Un saludo.

    Creo que la intolerancia a la lactosa irá aumentando con el tiempo, ya que la única leche diseñada para el hombre por la naturaleza es la de nuestras madres.

    Yo soy partidario de quitar la lactosa a la leche ya que mi propia madre no puede tomarla por intolerancia hacia ella.

    Solo un pequeño consejo para los que consumis en exceso leche, y es que bebais menos leche y más agua.

    Pero para los que les guste mucho la leche os dejo una receta para hacer flanes y galletas en esta web:

    http://www.dulcesparadietas.com

    20 marzo 2013 | 20:13

  17. Dice ser Tia de SobrinoS

    A mi nunca me han diagnosticado intolerancia pero hace poco he descubierto que la leche me sienta mal. Y mira que me gusta pero he dejado de tomarla porque me da dolor de tripa y gases. Nada grave lo se, pero prefiero que no me duela la tripa ni tener molestos y dolorosos gases y el vientre no hinchado. Y tengo muy claro que es la leche porque he probado y reprobado porque no queria dejarla. Leche sin lactosa me niego a comprar y tomar porque me parece ya un invento demasiado manipulado que ni es leche ni na. Y total se puede vivir perfectamente sin leche. Curiosamente (o no) Yogures enteros y quesos curados puedo tomar sin ninguna consecuencia.
    Yo invito a todo el mundo que suela tener ligeras molestias intestinales que no sepa a que achacar que intente averiguar que alimentos se los provocan porque oye se vive mejor sin esas molestias por leve que sean.
    A raíz de esto he descubierto que el café solo sin azúcar es una delicia y que hay muchas opciones para desayunar, no solo leche con cereales. La verdad que para lo mucho que me gustaba no la echo de menos.

    21 marzo 2013 | 08:08

  18. Dice ser Warp

    Lo de la lactosa forma parte de la ingeniería de marketing. Puedes llamarlo tonalín, flavonoides o cuchilamparitos fosfis de Neptuno: todo es lo mismo, una mentira como un piano. Pura publicidad, que funciona porque el nivel de imbecilidad de la sociedad es cada vez más grande.

    21 marzo 2013 | 13:20

  19. Dice ser PrejudiceBreaker

    Buenas,

    Ya lo han dicho pero lo suscribo: lo de vendernos la leche sin lactosa como lo más de lo más para todo el mundo (otra cosa es que se lo vendan a los intolerantes de verdad) es una estrategia de mercadeo, te vendo un producto que me cuesta lo mismo de producir que otro, pero como le pongo unas ventajas que te rilas, te lo cobro más caro.

    Pasa lo mismo con el gluten: ahora todo lo que lleva gluten es el demonio hecho materia, tanto si eres celíaco (que entonces está claro que no debes ni olerlo) como si no lo eres: la cosa es que estés dispuesto a pagar algo más caro porque crees que te va a sentar mejor.

    Es como los dentífricos. Vas a la estantería de dentífricos y ves dentífrico normal y otro con blanqueador de dientes. ¿Conocen a alguien a quien le guste tener los dientes amarillos? ¡Yo tampoco! ¿Por qué, entonces, no le ponen el blanqueador a todos? Exacto: para poder vendértelo más caro.

    Una consideración final: he probado la leche sin lactosa. Es lo que dice un apañero comentarista más arriba: le meten algo llamada “lactasa”, que reacciona con la “lactosa” que ya había, y esas dos cosas forman un compuesto que no nos aclaran lo que es, pero que (al menos la marca que yo he probado) es dulce, muy dulce, y esa leche sabe a rayos por ese motivo.

    Por cierto, ya nos podrían aclarar qué resulta de “lactosa + lactasa”, a ver si nos gusta bebérnoslo.

    Saludos y gracias por el post.

    21 marzo 2013 | 20:46

Los comentarios están cerrados.