BLOGS
El nutricionista de la general El nutricionista de la general

"El hombre es el único animal que come sin tener hambre, que bebe sin tener sed, y que habla sin tener nada que decir". Mark Twain

Bebidas alcohólicas y salud: ¿Buena o mala relación?

El tema de la salud “a taves de” o “con” las bebidas alcohólicas es una cuestión controvertida, es decir, distintos sectores de la comunidad científica sostienen posturas contrapuestas. Por un lado, están los que opinan que las bebidas alcohólicas fermentadas (más típicamente vino y cerveza, aunque se pueden incluir algunas más) aportan considerables beneficios en base a su efecto fundamentalmente sobre la salud cardiovascular, y por el otro aquellos que, sin negar este posible efecto beneficioso, observan todos los efectos de este tipo de bebidas, incluidos los potencialmente negativos, es decir, los riesgos, y concluyen que en ningún momento compensa el hacer promoción de la salud a partir del consumo de bebidas alcohólicas. Es decir, en estos casos se sostiene que los posibles beneficios no compensan en magnitud los posibles riesgos y por tanto no se debe fomentar en ningún caso su consumo utilizando la salud como ariete. Para que no queden dudas, yo pertenezco a este último grupo.

Dentro del primer grupo, los que promueven o alientan su consumo, al menos hay un consenso a la hora de establecer la frecuencia y cantidad de la ingesta alcohólica y normalmente se suele hablar que los posibles beneficios derivan de un consumo moderado, sea lo que la expresión “moderado” quiera decir, ya que en esto no hay tanto consenso. Al mismo tiempo también en este colectivo suele ser asumido que los beneficios se obtienen con las bebidas fermentadas de “baja graduación” y no así con los destilados, aguardientes y demás de mayor grado alcohólico.

Bien, como ya me he retratado y supongo que me darán hasta en el carnet de identidad dentro de los comentarios de esta entrada, quiero decir que esta no va a ser ni mucho menos la única entrada al respecto de esta cuestión y ya que soy un claro defensor de la NO promoción de la salud a partir del consumo de bebidas alcohólicas, sean las que sean y en la cantidad que sea, hoy voy a abrir mi línea argumental. A ver si hay suerte y encuentro entre los comentarios alguien que piensa como yo, porque haberlos haylos.

 

Dicho esto y para abrir boca , hoy quiero traer a colación un reciente artículo publicado en la revista Annals of Oncology consistente en un meta-análisis (esa clase de estudios que reportan una evidencia científica más sólida) titulado: “Light alcohol drinking and cancer: a meta-analysis” (Consumo de alcohol en pequeñas cantidades y cáncer: Meta-análisis) y que pueden consultar al completo en este enlace. No voy a entrar en más detalles que aquellos que se refieren a las conclusiones después de haber analizado en este trabajo 222 estudios que abarcan una población de más de 92.000 sujetos denominados “light drinkers” o bebedores de alcohol “escasos”. Pues bien, la conclusión es clara:

El consumo de alcohol, aunque sea en pequeñas cantidades, aumenta el riesgo de padecer  cáncer de la cavidad oral, faringe, esófago y mama

A lo mejor va siendo hora de que incluso los que defienden el consumo de alcohol por cuestiones de salud en cantidades moderadas se replanteen su posicionamiento.

Por cierto, en el apartado de “conflicto de intereses” los autores manifiestan que no tienen conflictos de esta clase en relación con el tema abordado. Algo que no sé si muchos de los autores de los trabajos en los que las bebidas alcohólicas salen bien paradas pueden decir.

——————–

Foto: Brandon Koger

14 comentarios

  1. Felicidades, Juan.

    ¡Impecable!

    Sinceramente, no sé de dónde sacas fuerzas para este trabajón diario y excelente. ¡Me da envidia y todo!

    Un abrazo

    Julio

    31 octubre 2012 | 10:38

  2. Dice ser lector

    La paradoja francesa ni la mencionas…

    31 octubre 2012 | 11:52

  3. el-nutricionista-de-la-general

    “lector”

    Como he dicho esta es una primera entrada. No sé si te haces cargo pero la “paradoja francesa” y muchos otros argumentos que invitan a la promoción del consumo de bebidas alcohólicas los conozco de sobras. Como he dicho todo llegará.

    Saludos cordiales

    31 octubre 2012 | 11:57

  4. Dice ser ano nadado

    Mi opinión como persona humana y con algún antecedente cirrótico en la familia, que por cierto ya no están entre nosotros, es que la mejor copa es la que no se toma.
    Nada te salva de un problema de salud si lo tienes que tener, ni siquiera la no intoxicación por sustancia de cualquier tipo, esto también lo sabemos.
    Y luego están las papeletas. Creo que en este país hay mucho más alcohólico de lo que se dice.

    Una pregunta con tu permiso Juan.

    Qué hay de cierto en la posibilidad de influencia genética en el alcoholismo o la posibilidad de?, espero haber formulado bien la pregunta.

    salu2

    31 octubre 2012 | 12:11

  5. Dice ser ANTONIO LARROSA

    Hace unos días de madrugada me desperté con un dolor en el pecho e inmediatamente me puse a mirar en Internet a ver si era algo grave. Pues bien, durante un rato estuve leyendo cosas que me advertían que a mi edad podría tratarse de una angina d pecho y que si en unos diez minutos no se pasaba debería salir disparado a un hospital porque podría morir de eso. Afortunadamente mientras leía estas cosas se me pasó el dolor aquel y de momento no me ha vuelto a doler nada. Bueno el caso es que después seguí leyendo y llegué a un sitio en el que en el caso de sufrir ese percance lo primero que se debe hacer antes de llamar al médico o a una ambulancia es tomarse medio wisky que eso es fantástico y normalmente te alivia los síntomas y te puede salvar. O sea que no debe ser tan malo en ciertos momentos beber un poco de wisky , y en otras una copa de cava para sentirse eufórico , cosa muy importante en los tristes dias que atravesamos en que todo son malas noticias de bolsa , de crisis y de catástrofes de diversa gravedad en el mundo en que vivimos encerrados. Así que mi opinión sincera es que hay que beber con moderación, en algunas ocasiones.

    Clica sobre mi nombre

    31 octubre 2012 | 12:12

  6. Dice ser Victor Paredes

    Pues yo soy de los tuyos, Juan. Es más, en mi universidad se hace constantemente promoción de la salud con el alcohol. Y no, no lo hacen directamente (es más, lo negarían ante cualquier otro profesional). Sin embargo, hay charlas sobre las bondades de la cerveza (debidamente patrocinadas, claro), alguna fundación de nutricionistas nos invitan a cerveza + tapa (el alimento perfecto de media mañana… ¿seguro?) Incluso nos permiten contar las calorías que tendrían una caña junto a un pincho de tortilla.

    Si, todo muy en plan “informativo” pero a los alumnos todavía no nos han invitado a una cesta de fruta.

    31 octubre 2012 | 12:15

  7. Dice ser lector

    Estudio MONICA de la OMS. Nada más que decir.

    Saludos cordiales.

    31 octubre 2012 | 12:26

  8. Totalmente de acuerdo. Tienes todo mi apoyo ante los que contraataquen, aunque leyendote a diario sé que no te hará falta porque sabes defenderte perfectamente.

    Ah, ya aprovecho y me posiciono en contra también de aquellas embarazadas que toman alcohol durante el embarazo, aunque sea sólo “una cervecita”.

    31 octubre 2012 | 13:20

  9. Dice ser lechuguela

    No estoy a favor de alentar el consumo de bebidas alcohólicas aunque sea en beneficio de la salud, pero tampoco estoy de acuerdo con utilizar estudios (de los que hay a miles) para decir que consumir alcohol puede producir cáncer. Si nos ponemos tan restrictivos con todo, no podríamos ni respirar. Me da la sensación de que hoy en día todo produce cáncer: la radiación, los productos ahumados, el tabaco, la contaminación, como no el alcohol, y determinados aditivos, entre otros. ¿Pero vamos a dejar de salir a la calle? ¿Vamos a dejar de utilizar el microondas? Sé de gente que desgraciadamente ha padecido cáncer, personas que ni fumaban, ni tomaban alcohol en pequeñas cantidades. ¿Predisposición genética? Puede ser. Hay tantas cosas que desconocemos en temas de salud, que sinceramente soy partidaria de vivir feliz al margen del alarmismo, que ya tenemos bastante con la sociedad en la que nos ha tocado vivir.

    31 octubre 2012 | 13:39

  10. Dice ser Albo

    Lechuguela:

    No sé qué puede haber de malo en decir que algo puede producir cáncer, si es cierto que lo puede producir. Sin información no hay libertad de elección. Una vez informado, puedes decidir si no vuelves a salir a la calle, o si pasas de todo y fumas y bebes y te pones hasta las trancas de callos a la madrileña. O lo que sea que elijas.

    Se puede informar sin alarmar. A veces el alarmismo se lo produce uno a sí mismo, no la información en sí.

    Y la sociedad no nos ha tocado vivirla: la hacemos así entre todos.

    31 octubre 2012 | 16:21

  11. Dice ser lechuguela

    A Albo,
    perdona pero sí me parece alarmista un estudio sobre cáncer que atribuye al consumo de pequeñas cantidades de alcohol como causa. Cuando se tiene un cáncer, generalmente no se sabe qué lo ha producido. Cuando se sepa la verdadera causa de una enfermedad ya no será un problema. Y sí se puede estar informado, por supuesto, pero no necesariamente vas a dejar de tener cáncer por no beber ni gota de alcohol. Tampoco quiero ir de defensora del alcohol, pero creo que el verdadero peligro del alcohol no es el riesgo de producir cáncer.
    Y lo que me parece un razonamiento poco fundamentado es decir que no está bien atribuir al alcohol efectos beneficiosos para la salud, siempre teniendo en cuenta un consumo moderado, porque está relacionado como causante de enfermedades como el cáncer. ¿Acaso se tienen más probabilidades de tener cáncer que de tener un infarto? Está claro que ni todo es tan bueno ni todo es tan malo. Pero no me parece para nada justificable desaconsejar beber alcohol en pequeñas cantidades porque puede producir cáncer (¿en qué probabilidad?) frente a un efecto beneficioso sobre una enfermedad como el infarto de miocardio, que es la primera causa de muerte en España. Esto es alarmista porque el daño potencial que se le atribuye exclusivamente en este caso es mínimo y no está del todo probado. Es verdad que a algunos de los más fieles defensores del consumo beneficioso del alcohol se les va de las manos “la cantidad beneficiosa” que se debe tomar. Pero como he dicho antes, demonizar el consumo moderado del alcohol por este estudio es en sí alarmista y son los periodistas o blogueros los que crean la alarma social dando eco a hechos que no son en sí noticiables.

    31 octubre 2012 | 18:02

  12. el-nutricionista-de-la-general

    “lechuguela”

    Gracias por tus comentarios. No estaría mal que además de comentar aportaras algún tipo de prueba que documentara tus sentencias aparte de ponerte como te has puesto. Como he dicho no es mi intención crear alarma en el blog, ni con esta entrada ni con ninguna otra y, aunque no te guste mi opinión, además de darla, trato de presentar los datos de una forma objetiva, aunque esto, ya sabemos, es imposible. Sobre la magnitud de los posibles riesgos y de los posibles beneficios en el consumo de bebidas alcohólicas ya hablaré, como he mencionado en la entrada más adelante. Sobre tus dudas, hay artículos bastante convincentes que cuantifican estos elementos y, ya te adelanto, pareces bastante equivocada a la luz de los mismos. Por todo lo demás, puedes recomendar el consumo de lo que te dé la gana, a quién te dé la gana y como te dé la gana; pero habrás de saber que si en algún momento fomentas el consumo de cualquier tipo de bebida alcohólica por motivos de salud, lo harás en contra de la más preclara evidencia científica, incluida la OMS, la World Cancer Research, la EFSA, el Ministerio de Sanidad y Consumo (el de España), la Asociación Española de Médicos de Familia, etc… pero claro, a ti, los posicionamientos de este tipo de instituciones deben parecerte poco menos que libelos sensacionalistas.

    Disculpa mi contundencia pero no me han gustado los juicios de valor que has realizado en tus comentarios, en especial cuando no los considero ciertos. Una vez más gracias por tus comentarios. Un cordial saludo.

    31 octubre 2012 | 18:21

  13. Dice ser Jaimito.

    Pues en la tertulia “El gato al agua” de Intereconomía cada tertuliano tiene su copita de vino. Son “muy españoles” en ese programa, aunque he de decir que nunca les he visto dar un sorbo.

    31 octubre 2012 | 20:12

  14. Dice ser Malva

    Me ha encantado el artículo, pienso igual que tú. 🙂

    05 noviembre 2012 | 02:28

Los comentarios están cerrados.