La gente de Rosy Runrún La gente de Rosy Runrún

Corazón, corazón; corazón pinturero.

El del distanciamiento entre Agoney y Raoul

Operación Triunfo nos está dando muy buenos momentos que trascienden más allá de lo musical. Las relaciones de amor y amistad de sus concursantes son una auténtica delicia pero… ¿Qué pasa cuando se acaban? ¿Cuando el amor se esfuma? ¿Cuando las amistades se quebrantan? Pues lo que pasa es que sobre el escenario, y más cuando se juega con sentimientos, poco o nada se puede fingir.

El amor entre Amaia y Alfred es más que evidente: se miran, se cantan, se enamoran con cada nota y cada gesto, y lo mismo ocurre entre Aitana y Cepeda, que además, ahora que Aitana ya está soltera, por fin Cepeda tiene vía libre para decirle lo mucho que le quiere sin importarle hacerlo en el foco público o en la intimidad. Y ojo, que ella también le responde.

Con Agoney y Raoul, la cosa no es igual. Los que, como yo, seguimos OT con gran asiduidad (sus historias de mor sincero entre canción y canción me vinieron genial para superar mi ruptura), fuimos partícipes de cómo el amor de lo que parecía más que una amistad surgía ante las cámaras. (Y eso que vimos poco, porque según me cuentan su relación de amistad se fraguó más en el dormitorio y en la lavandería de la academia…)

¿Qué ha pasado entre ellos? Pues nada, que se acabó lo que se daba. Que las maneras que tenían de ver su relación eran totalmente distintas.

Según he podido saber gracias a los rumores y comentarios que me van llegando de gente cercana a su gira, Agoney podría estar más pillado de Raoul que Raoul de Agoney. Parece que su forma de entender su amor era diferente y esto habría provocado un distanciamiento entre ellos que va más allá de los escenarios. Por ejemplo, cuando comen en grupo, y aunque ya se hablan, lo hacen poco y sentándose bastante distanciados. Ya no compartirían habitación, ni viajes. De hecho, y sin ir más lejos, recientemente Raoul estuvo de fiesta en Ibiza dándolo todo con varios amigos y, al parecer, sin acordarse demasiado del canario que, que aunque tampoco se queda encerrado en casa, sí que podría llevar un poco peor el tema de su separación.

Si no eres como yo, que me entero de muchos cotilleos por ahí y de casualidad, tienes dos opciones para seguir esta historia: o bien leerme (que no estaría nada mal), o jugar a descifrar los mensajes en clave que se envían los triunfitos a través de sus instastoriesy los de sus compañeros. Sacarás conclusiones verdaderamente interesantes si analizas sus fotografías y sobre todo sus actitudes en la gira. Tras el parón en su agenda de conciertos ocasionado por la participación de Amaia y Alfred en Eurovisión, el enfriamiento en la relación de Agoney y Raoul es más que evidente cuando los ves sobre el escenario.

Así defendían antes, con beso incluido y casi como si recitasen el lema del Team Rocket, el amor, la libertad y la visibilidad, que tan populares les ha hecho entre el colectivo LGTBI al terminar de cantar Manos Vacías:

Aquí ya se ven diferentes actitudes: Agoney parece más sincero y entregado que Raoul que, con una risa nerviosa, podría estar manifestando su incomodidad con el momento beso. Y si de incomodidad hablamos, hay que hablar, y analizar lo que pudimos ver hace una semana en las Islas Canarias cuando, después de 2 meses, se retomó la gira de OT. Misma canción, actitud diferente:

Durante la actuación ni se rozan, casi ni se miran, la frialdad entre ellos es más que evidente, y queda patente cuando al terminar de cantar no hay ni beso, ni un mensaje tan claro como el que vimos antes. En esta ocasión, Agoney se limita a decir “viva el amor” y por separado abandonan el escenario. ¿Qué te parece? A sus fans no les ha gustado demasiado.

Amistades que se transforman y que no volverán a ser como antes, la vida, lo efímero de la fama, las ganas de comerte el mundo y de ir por libre, el amor y sus formas, las rupturas… En estos meses yo me he hecho un máster, y aunque, como aquella, no sé dónde tengo el título: Agoney, si tú lo necesitas, yo te doy unos consejos, y como diría Gabo: “Nunca dejes de sonreír, ni siquiera cuando estés triste, porque nunca sabes quien se puede enamorar de tu sonrisa”. A mí, me tiene loca. Y la de Raoul también eh, pero no se por qué me da la sensación de que quien necesita más mimitos ahora es Agoney.

Rosy.


Ah, y si has coincidido con ellos por la calle o con Aitana y Cepeda en el hall de un hotel, si Alfred os da más likes de la cuenta en vuestras fotos de instagram, y me lo quieres contar… estoy deseando leerte. Mándame un mensajito a través de twitter, facebook o instagram.

5 comentarios

  1. Dice ser Selena

    No sé de dónde has sacado los rumores, pero te aseguro que no has dado ni una, el distanciamiento es por otro motivo, lo que dices de raoul todo falso

    05 junio 2018 | 13:30

  2. Dice ser Estela

    Que poca empatía, que falta de respeto a un chico que está de luto.

    05 junio 2018 | 13:42

  3. Dice ser No importa

    A LA MIERDA LA PAYASA QUE HA ESCRITO ESTO QUE NO TIENE NI PUTA IDEA DE NADA.
    CERDA

    05 junio 2018 | 13:51

  4. Dice ser A tomar por culi

    Tenia que darte vergüenza escribir un articulo así con tanta basura y mentiras , pero claro si indagamos en tus fuentes pues eso es lo que podrás contar. Y que poquita empatia para hablar de dos personas que nunca han hablado de su vida privada estando una de ellas pasando por un mal trago. Que sinvergüenza y que cagarruta de periodista de tres al cuarto.

    05 junio 2018 | 15:19

  5. Dice ser helena alonso de perfumes y diseño

    jo tia como te pasas o sea, es que yo flipo. Deja a los maricones en paz vale? son casi como cualquier persona o sea, que esta de luto y tal por su difunto ano. jopelines chica, mamarracha y tal o sea yo flipo y tal…..

    05 junio 2018 | 20:49

Los comentarios están cerrados.