BLOGS Deportes
Runstorming Runstorming

Poner un pie delante de otro nunca tuvo tanta trascendencia.

¿Cada cuánto deberíamos tirar las zapatillas?

Habiendo tanto como hay por los foros, webs y demás revistas escrito y relatado, poco más se podrá argumentar respecto de lo idóneo de mantener unas zapatillas viejas en uso. Si la zapatilla está hecha un cristo, ni amortigua ni protege de los chinarros del camino ni nos satisface. Tan evidente axioma parece una verdad objetiva e inmutable… si no fuera porque de nosotros depende estimar cuando esa zapatilla está para la basura o el reciclaje.

Leo de un amiguete que sus XT Hawk llevan un año de batalla, en el que las ha hecho 739km y que ya ni le aportan sujección ni amortiguación. Un año tiene aproximadamente 365 días. El uso de una zapatilla de trail o montaña se circunscribe a las salidas por caminos y canchales, normalmente como excepción pero también hay gente que (como Alfonso) vive en mitad del campo y es su medio habitual. Esos casi 750km en trotes de unos 20km de media, nos dan 37 sesiones al año. Las XT del amigo le han durado escasamente 40 salidas. Digamos que del precio de 110 pavos, la salida a trotar le viene saliendo como un leasing de 2.75€ en calzado. Sigue siendo más barato que alquilar pistas de pádel pero ¿han llegado las zapatillas a ser un desechable de temporada?

La tecnología empleada ha avanzado en dos sentidos: el primero es el de la eficacia y ligereza, la transmisión de la pisada hacia un terreno cómodo, teniendo en cuenta que el corredor suele pisar mal y que, posiblemente, merodee el límite del peso ideal para cada tipo de zapatilla. Es casi constante ver cómo el runner se abalanza a por zapatillas para competir, calzado donde se escatima en sujección para ganar 20gr, mientras una cena copiosa ya supone 400gr más de su peso.

El otro sentido es el de la falta de durabilidad. ¿Cuidando las zapatillas durarían más? ¿Si pierdo 1 kg las machacaré menos? ¿Si me pongo plantillas pisaré más recto y las destrozaré menos de talonera? No lo se. Quizá las zapatillas de hoy día duren lo que están diseñadas para durar. Pero en una tecnología tan avanzada, comparando todo lo que hoy se invierte en ello con las zapatillas de los años 80 y 90, es casi un delito contra el consumo preparar las cosas para que duren 40 veces.

¿Somos demasiado pijos y damos demasiado crédito a todo lo que leemos? Imagina a mi amigo Alfonso (lo siento, te ha tocado hoy) haciendo café y, a los dos meses, tener que comprar otra cafetera porque el uso del filtro ya no le da un café óptimo. ¿Sería la culpa del fabricante que difunde el mensaje de ‘una cafetera nueva para cada temporada, renueva tu cocina’? ¿O estaríamos ante un ansia compradora de un usuario que ha perdido el norte? “Es que noto que el café sale como más rancio, ya dice la fábrica que la vida óptima de la cafetera es de 400 tazas”.

Como no hay mejor manera de opinar que ducomentándonos, veamos. La sucesora de las XT HK tiene una completa descripción de los materiales en la web de Salomon Running. Vamos a ello, suponiendo que la tecnología no ha avanzado tanto de un modelo a otro; leyendo en detalle parece que nos encontramos poco menos que con un objeto inmortal y sacado de los laboratorios de la NASA. Dos piezas de chasis sin detallar, suponemos que por celo de guardar el secreto profesional. Además, en la suela llamada Contagrip se mencionan diversas densidades que “proporcionan agarre y durabilidad”. La EVA moldeada de la plantilla ofrece condiciones calificadas como “excelentes”, la puntera tiene una “protección ideal”, la talonera Ortholite no se rompe ni “pierde eficacia con el tiempo”, el quicklace habla de cordones “resistentes”, y la entresuela posee dos densidades y “control de la pronación” junto con tejidos de la pala “estratégicamente colocados y resistentes”. ¿Alguien miente? ¿De qué estaban hechas aquellas zapatillas que duraban una y dos (y tres) temporadas, las Synchron de Karhu, las Adidas Oregon o la gama Torsion o las Joma de entrenamiento que además valían para jugar al futbol o cavar en el huerto?

¿O es que no nos aguantamos en acercarnos al lado tecnológico del mercado y alegar sufrimientos innecesarios por el deterioro de los novísimos materiales? No puede haber tanta diferencia técnica. Seamos sensatos. Por poner dos ejemplos, las Wave Ascend 3 que llevo apenas tienen año y medio (navidades 2008) y 800km. Están en perfecto estado y las suelo dar mala vida con mis 75kg variables. Me tienen que durar otros seis meses mínimo. Las Mizuno Wave Fortis de gama media tienen 2 añitos y unos 2500km, siendo ahora mismo una garantía en comodidad para velocidades lentas.

¿Te atreves a declarar el estado y número de tus pares de zapatillas?

16 comentarios

  1. Dice ser Bandoneon

    A mi en casa practicamente cada dia me tiran alguna zapatilla, por la cabeza. Supongo que no te estas refiriendo a ese ejercicio de tiro conyugal practicado por una esposa que ve como los artilugios de correr van invadiendo cada espacio vital del hogar común y como eld esorden de camisetas sudadas y calzas malolientes se apoderan de la casa y pregunta ¿otra vez estan planeando alguna travesura? y yo, esquivando el zapatillazo de una zapa que no si es descartable pero usada asi ya no amortigua el golpe, digo, no yo no, fue guiye.

    24 Septiembre 2010 | 15:09

  2. Dice ser EMILIO

    Eso con las zapatillas…, luego están los GPS, ropa de compresión, MP3, mochilas, riñoneras, cinturones de hidratación…

    24 Septiembre 2010 | 15:43

  3. spanjaard

    Joder, Emilio. ¿Estás haciendo la carta de los Reyes Magos o la lista de tus cosas para la demanda de divorcio?

    24 Septiembre 2010 | 15:45

  4. Dice ser ser13gio

    Interesante tema.

    (Muy gracioso, en mi blog echas pestes y aquí vas de sensato y racional.
    Como me creo que mejor tú, voy a contestar medio en serio.)

    Lo de las zapas antiguas o de que te creas que tus Ascend 3 a los 800km todavía les queda mucho me parece que son o memoria selectiva o algo por el estilo. Seguro que hay una denominación científica para ello. Pero no me creo ni lo uno ni lo otro.

    Das en el clavo en que las cosas duran lo que deben durar, igual que cuestan lo que estamos dispuestos a pagar no lo que valen. Para mí la cuestión es si 700km es razonable, poco, bastante, una estafa… Dices a 20km día, que no está mal, pero si tienes semanas muy potentes de 170km o más (quien los haga, y no hace falta ser profesional, ni de lejos), es que las tiendas te ponen una estatua.

    No voy a mencionar la marca pero hay a una a la que tengo entre ceja y ceja porque dos pares de distintos modelos me duraron una mierda. Otras son comodísimas y luego arrastras los pies a “décimas de milímetros” del suelo a las pocas semanas. Y si ves la ultramegahipertecnología de las zapatillas actuales cortadas por la mitad (hace ya un tiempo tuve la oportunidad de ver varios pares cortados por la mitad, y estaban casi nuevos), te descojonas, es todo marketing.

    En conclusión, y según quien esto escribe, excepto honrosas y puntuales excepciones es un producto muy sobrevalorado, un consumible carísimo y que el día que alguien haga algo durable quizá a poco que vayan bien me montaré en ese carro.

    (Ayer precisamente estuve redactando un post sobre unas zapas que duran bastante)
    s

    24 Septiembre 2010 | 16:01

  5. spanjaard

    Porque tu blog tiene ya mucho de lo de sensatez y en este no se dicen más que paridas. Supercompensación, se llama.

    Y lo de aquellas míticas Synchron no es trola. Dos diferentes corredores se las compraron allá por cuando el maratón de los Pacos en 1984 y cuando nacieron las primeras carreras de montaña las seguían llevando. ¡¡La tela estaba absolutamente descojonada pero la suela y media suela estaban nuevas!!

    Y el Madriii, campeon de europaaaa..

    24 Septiembre 2010 | 16:14

  6. Dice ser Almasy

    Mr13 no tires la piedra y escondas la mano. Dinos nombres, no nos hagas caer en la trampa de la marca chunga.

    Yo ya puse en mi web que a la montaña lo que es de montaña, pero que unas Salomon me duren 800 Kms no lo veo de recibo. Me parecería normal que se me rasgara la malla del contacto con las piedras, que se me rompan los cordones por ser un brozas, que se desgaste la suela porque voy mucho por roca… pero que se joda el superchasis ese de sujección que lleva en los talones no.

    Aquí uno que, salvo oferta o saldo, no volverá a calzar salmones.

    24 Septiembre 2010 | 16:44

  7. Dice ser Almasy

    Ah, creo que ninguna zapa comprada a su precio habitual vale lo que nos cuesta.

    24 Septiembre 2010 | 16:45

  8. Dice ser Charli

    Estaba escribiendo esto y Almasy se me ha adelantado, llego tarde hasta en los posts, hay que jod…

    Pero bueno al tema, totalmente de acuerdo contigo, Salomon XT wings, km no tengo ni idea, no los cuento (no es porque haga demasiados, es que soy asi de vago), pero en tiempo, 5 meses me duraron. La suela, ni los neumaticos lisos de Alonso, el talón, escojonao del todo, los megacordones a los 3 meses ya llevaba unos de los de toda la vida, fatal fatal. En cambio las Trabuco de Asics tienen trote y como nuevas (y me costaron bastante menos).

    Yo siempre caigo en comprar zapas caras y jubilarlas pronto por mis maltrechas rodillas, una vez me dijeron que la causa de mis males (físicos) era un calzado que “había perdido las propiedades”, y desde entonces soy accionista de Asics, miedo que tiene uno…

    PD. También me dijeron que la causa de mis males (mentales) era intenné, y aquí estamos

    24 Septiembre 2010 | 19:13

  9. spanjaard

    El ejemplo de lo del precio final (Almasy) y lo ‘que vale realmente’ es esta retahila de líneas que aparecen justo encima de esta caja de comentarios. Es un trackback que paga Adidas para sondear todos los blogs donde aparece la palabra ‘zaptilla’. Supongo que gran parte de lo que pagamos por unas zapatillas va a la mercadotecnia de la casa, otro tanto al proceso de distribución (distribuidoras, tiendas y gasto de transporte) y una pequeña parte a la manufactura, de la que todos tenemos más o menos una opinión formada.

    ‘Qué pagaría yo en justicia por una zapatilla que me durara dos años’ podría ser un buen punto de partida para establecer ese ‘precio justo’ en la discusión.

    Jugando a alquimistas: si unas zapatillas de 110€ de nueva hornada las traen mis chicos de las ranas a Madrid y en 8 meses las rebajan a 79€, seguramente tienen todavía un precio mínimo de margen antes de llegar a esa práctica ‘prohibida’ llamada venta a pérdida. O sea, pierdo 5€ al vender la zapatilla pero intento ganar 10 si coloco al lado una oferta de chubasqueros. En los supermercados se colocan productos gancho con el mismo objetivo: vendes la leche a 0.83 palmando 9 céntimos del precio base de negocio pero la gente llena medio carro dejándote un beneficio de 15€ en otros productos.

    Siguiendo, con la idea de que mi tienda favorita no se hunda y pueda seguir yendo a verlos, calculo que el precio justo sería el de las rebajas temporada siguiente. En concreto, y por tecnología, nunca pagaría más de 80 pavos por unas zapas. Creo que por encima de ese precio no saco tanto rendimiento a la tecnología aplicada. Y me han de durar dos temporadas. Lo siento s13.

    24 Septiembre 2010 | 19:22

  10. Dice ser ser13gio

    Una cosa es que “duren” y otra es que estés ahorrándote el dinero en zapas para pagárselo al fisioterapeuta. Yo he estirado zapatillas más de 2500km, y si no me lesionaba era porque esos días debía tener el cuerpo fuerte, porque otra cosa no podía ser.

    La suela “sólo” vale para peñascos, desniveles y barro (y depende qué barro). Como entreno por campo generalmente, la suela me la trae un poco al pairo. La rejilla, pues queda feo que se rompa, pero mientras no se nos salgan los Injinjis por los agujeros, tampoco va a ningún lado (yo hace años que rompo rejillas, la verdad). La vida útil de una zapatilla es la mediasuela, en mi opinión, y una “goma” pierde propiedades sí o sí con los miles de pequeños impactos. 1.000km son 1.000.000 de impactos, la mitad para cada zapa. Está bien con este número pensar que 1.000km sea bastante, ¿no? A mí si me durasen 1.000km y cayese en picado su rendimiento, me parecería bien; pero es que hay algunas que a los 200km ya vas con molestias en la planta o se han vencido a un lado. Eso sí es vergonzante, motivo de devolución de dineros, de escarnio público y de dimisiones de jefazos.

    Como tengo una mente retorcida a más no poder, creo que si un día se pusiese de moda la durabilidad – o necesidad tipo normativa-, las marcas sacarían de “la caja del fondo” tecnologías para que durasen 2.000km sin sobrecoste; como los motores eficientes que ahora vemos en coches, en dos días todos los tenían y mientras vendiendo mierdas de SUVs… estaban en la recámara esperando la oportunidad del mercado.
    s

    24 Septiembre 2010 | 22:39

  11. Dice ser nachotrota

    ahora que estamos vivos y que ninguna enfermedad no sacecha que somos jovenes y guapos ,que tenemos fuerzas,que podemos ir al monte,a subir como cabrones y bajar como cabras ,que somos felices porque llega el invierno,tenemos todos trabajo,nos vamos todos a comprar la mas llamativas ,ultimo modelo de salomon ,para fardar disfrutar y ser felces,no seamos hipocritas,que esta vida dura 78 veranos ,joder y nos quedan 45.yo me voy a comprar unas saucony ultimo modelo, con lo que me ahorro en winston….en serio la vida es para disfrutarla y no para ahorrarse 40 euros vas a esprar un año en comprarte algo que te guste.

    25 Septiembre 2010 | 18:43

  12. Dice ser Pablo

    El tema me ha “tocao” Luis, como sabes soy “usador” intensivo de calzado y normalmente, hasta que me he podido permitir meter las zapas en su caja tras 800-1000km mi punto límite era casi cuando ya notaba las ranuras de las baldosas de las aceras bajo mis piel 😉

    En el fondo hay que buscar un equilibrio entre nuestros dos “yos”, vease ejemplo del diablo y el angel que se te posan en el hombro…. uno te dice que te estás amariconando, que hay que machacar hasta que nos aparezca el dedo por debajo de la suela… mientras el otro pues que antes de que empieces a notar nada que las cambies, o que te compres los pares de zapas de siete en siete y uses uno cada día de la semana para que se desgasten a la vez y no “sufras”.

    A mi me está dando una pena jubilar mis Puma Road Racer 3 con las que sólo he corrido las dos maratones de este año y 4 entrenos más que no veas… pero también te digo que con las de machaque diario más de mil km me empieza a doler todo 😉 En Strands les tengo puesto que me avisen a los 800km pero las apuro algo más 😉

    26 Septiembre 2010 | 23:13

  13. spanjaard

    Pablo, pues sí que es un asunto peliagudo. En tu caso tienes una zancada grácil, pesas menos de 70kg y utilizas zapas donde 50 gramos pueden ser cruciales. Por lo tanto… ¡a postear en un blog de ballet!

    Ya más en serio, ¿dos maratones y 4 tiradas? ¿Qué prima entonces en la construcción de una ‘racer’ de carretera?

    Un abrazo

    27 Septiembre 2010 | 06:33

  14. Dice ser Pablo

    Del interesante blog de Aurélie et al. “Courir nus pieds” (“correr descalzos”), donde se habla mucho también de “calzado minimalista” (está en francés, pero hay muchas referencias a sitios web y artículos en inglés), os recomiendo, por ejemplo, este artículo llamado “Anton o el hombre que da una segunda vida a vuestras zapas usadas”, que contiene en particular un enlace a este vídeo en YouTube:

    https://www.youtube.com/watch?v=kwZpGhfASP

    01 Octubre 2010 | 10:06

  15. Dice ser Pablo

    Me parece que no ha salido la dirección delvídeo en el comentario anterior: http://youtu.be/kwZpGhfASPw

    01 Octubre 2010 | 10:09

Los comentarios están cerrados.