BLOGS Deportes
Runstorming Runstorming

Poner un pie delante de otro nunca tuvo tanta trascendencia.

Una de precios, gasto y corredores

Estoy recopilando material para un articulo que saldrá en el número de otoño de IRRECUPERABLES. Tengo varios listados con precios de zapatillas para correr y estoy dándole vueltas sobre si el calzado se ha encarecido repecto de esa capacidad adquisitiva que tanto cuesta remontar en España entre la década de los 80 y la actualidad. Es bonito ver aquellas campañas de márketing (y relevante comprobar que no han subido tanto los pvp) en las que asomaban modelos tan diferentes, pero ya rígidos o cómodos, mazacotes o ya voladores, pero la sorpresa ha sido encontrarme entre las viejas revistas (Marathon, Sprint, Correr en Madrid, todas desaparecidas) los precios de inscripción de un maratón. Es más, ha habido suerte y cuento con los precios de dos carreras de la AEM (no sé si aún vigente Asociación Española de Maratones): Mapoma y Marathon -entonces- de Catalunya.

Las cifras son las siguientes:

1989. Zapatilla de última generación, entrenamiento, pvp medio temporada: 13.000 pta (78,30€). Inscripción maratón nacional: 1.500 pta (9€). Precio metro cuadrado construido: 750€. Litro aceite oliva virgen: 277 pta (1,66€)

2007. Zapatilla de última generación, entrenamiento, pvp medio temporada: 120€ (+53%). Inscripción maratón nacional: 40€ (+340%). Precio metro cuadrado construido: 2.875€ (+283%). Litro aceite oliva virgen: 2,70€ (+62%).

Resulta que hace años unas zapatillas equivalían a la inscripción de 8 maratones, o de 40 medias maratones de a 300 pesetas (recuerdo las quejas unánimes cuando la cosa de 21.097 se ponía a 500). También resulta que los bienes de consumo en masa, verbigratia la alimentación, han subido más o menos como la gasolina y como los sueldos. Y como las zapatillas de los runners de los demonios.

Y sólo hay una cosa que ha subido tanto como las inscripciones: la vivienda. Mal asunto. Cosas de los números.

2 comentarios

  1. Dice ser Correoradelamuerte

    ¡QCara está la vida, no me lo recuerdes!Y encima, yo creo que ahora se saca más provecho comercial de está pasión semigeneralizada por la práctica de deportes. O quizás es que la tecnología avanzada aplicada en los deportes tiene un precio, y alto.En todo caso, si el deporte es salud y la salud es prevención más que cura, ¿por qué no conceden subvenciones a la adquisición de equipamiento deportivo? ;P

    15 Agosto 2007 | 17:50

  2. Dice ser Cocoloco Amamower

    Pues sí; los números cantan y el algodón no engaña. CdlM, las subvenciones se van al plan prever, que el coche es el coche, bastante más importante que cuatro chalados haciendo deporte ;-)[es ironía, que uno no sabe nunca cómo se lo va a tomar la gente :-)))]

    16 Agosto 2007 | 09:36

Los comentarios están cerrados.