BLOGS Deportes
Runstorming Runstorming

Poner un pie delante de otro nunca tuvo tanta trascendencia.

(V). Es que no eran horas: Leiden Marathon

El otro día mencionaba lo que había pasado en Abril con Rotterdam , su cierre pasadas unas cuatro horas debido al calor. Ayer no ocurrió ninguna desgracia dado que tuvimos unas muy buenas 3 primeras horas de carrera, con nubes y fresco. Pero debe ser sabido que la mayoria de las carreras de Holanda empiezan a las 11 o las 12. El calentamiento global afecta ya a las pruebas de toda la primavera europea y aquí priman otras cosas. Ahora cuento.

Entre las diversas razones esgrimidas, pasmaos, por los diversos corredores holandeses con los que he conversado, la contundente de las contundentes es que la iglesia protestante no permite que haya eventos antes de que terminen las misas a las 11. Si la magnífica campaña de marketing del estado holandés logra ocultar esto es para encargarles la solución al problema vasco. Un evento, además, supone un día ocupado. Consecuentemente, estos terneros de pradera que, en su mayoría, corren solos o en grupo del trabajo si se organiza un befrijfloop , son especie de granja, donde reina el silencio y la solitud bovina, la preocupación monotemática de la agenda y los ojos vidriosos.

En cualquier caso, como mi empresa organizaba un equipillo y un dagje uit con picoteo, cervecitas y dorsal gratis (y camiseta azul celeste esponsorizada cuya fotoimpresión me destrozó un pezón), me apunté al espiritu de oficina reinante. Fuimos 38 inscritos entre los que solamente uno corría 42km y algo. Una vuelta variada, por pueblecitos con mucha animación, verde y más verde, agua estancada y unos 350 maratonianos entre 8000 inscritos en diversas distancias. Prometí guiar al jefe supremo a mejorar sus 1h52 y cumplimos como relojes en 1h46. Así las cosas, nos quedamos cuatro gatos y las rectas se hicieron máas largas, los canales y diques más solitarios, los pueblos más distantes, la realidad había vuelto al mundo relativo de las carreras, se había esparrancado en el sofá y nos aplastaba con su culo enorme contra los brazos de los 42 kilómetros famosos.

El resto de mis gestiones en el lío me las tomé con mucha calma. Olvidé el esquema de correr a piñón fijo en el 30 (2h30) y ya fui contemplando el mundo de las iglesias que no dejan correr a las 9.30 con suma tranquilidad sin perder demasiado, tomarme merecidos descansos a charlar en los puestos de líquido y tal, caminar un poco… sacarme la camiseta para evitar morir desangrado por una teta y quedar fatal de la muerte en la foto de meta. Al tueste. Hala. Pero es que ya eran casi las 3 de la tarde y la frescura y las nubes se habían ido de vacaciones a Katwijk aan Zee. Lo mejor, sin duda, el buffet de sushi, cervezas y pasta para recuperar la dignidad. Unos, de su horita corriendo. Otros, de sus dos horitas. Y yo, de mis 3h46. Y van 35.

7 comentarios

  1. Dice ser Sergio

    Buffet de Shushi? joder, qué pijos.Ele, enhorabuena pues… otro pal bote

    11 Junio 2007 | 12:21

  2. Dice ser Macario

    Lo peor de Leiden son las cuestas ;-)¿Qué tal la ducha con “pezoncín”? Como decía la inmarcesible juglar Raffffaelllla Carrá: ¡¡Qué dolor!!, ¡¡Qué dolor!!

    12 Junio 2007 | 06:49

  3. Dice ser Amador

    Pues si eres de los que lo sudas todo, prueba con el ‘Compeed’. Es lo único que ha funcionado en mi caso, y ya sabes lo alegremente que sudo. ;-)Muy curiosa la justificación del horario. Espero que no tomen nota por aquí…

    12 Junio 2007 | 09:26

  4. Dice ser Carlos

    Alucino…, qué manera de coaccionar a la gente.Para los pezones lo único que me ha dado resultado ha sido el esparadrapo Dermomed Fix Hipoalergénico. En muchas farmacias ni siquiera lo tienen. Es lo UNICO que me ha resistido un maratón completo sin problemas.Un saludo y enhorabuena por los treinta y pico.

    12 Junio 2007 | 10:45

  5. Dice ser Spanjaard

    Bueeeeno, la cosa es que iba de campo y playa y, cuando me quise de dar cuenta que estaba contraviniendo eso de ‘No estrenarás’, pues llevaba ya un rato escociendome la tetilla. Pero para eso están las reglas, para mandarlas a tomar por culo.Spankjards.

    12 Junio 2007 | 10:49

  6. Dice ser Santi Palillo

    Ay Spanjaardin, mira que olvidarte de las reglas! ;-)Eso de empezar a las 11 a mi me mola pero no por lo de la iglesia sino para poder desayunar como debe ser sin tener que levantarte antes de acostarte.Enhorabuena por la 35!

    12 Junio 2007 | 13:22

  7. Dice ser Pablo

    Pues yo me pongo un cacho de esparadrapo cualquiera, de esos de papel, para tacharme las tetas —creo que eso también le gustaría a la iglesia holandesa—. Corrí unas horas antes que tú en Francia, el sábado por la tarde, un maratón en el que fui el primer y único pablo 😉 😉 : bastante divertido y gente muy simpática tanto entre el público como entre los corredores: lo peor del recorrido era una zona en la que no había nadie y en la que por tanto se hacía bastante aburrido correr: una zona a la que llaman los polder, palabra que me juego lo que sea a que viene del holandés: después de haberte leído, no me extraña que fuera tan coñazo!! 🙂 ¡ A por el 36 !

    12 Junio 2007 | 16:54

Los comentarios están cerrados.