De todo corazón

Entradas etiquetadas como ‘felipe’

La Infanta Elena y el jinete casado

La semana pasada decían que le llevaba los huevos, en un pie de foto en el que se les podía ver a ambos comprando en un mercadillo. Esta semana la Infanta Elena y Felipe Zuleta ocupan la portada de la revista Diez Minutos. En Zarzuela hay cierta indignación. Felipe Zuleta, instructor de hípica de la Infanta, es, según fuentes cercanas a la Casa Real, la persona designada para acompañarla en todos los concursos hípicos. “No hay nada de nada”, dicen. Doña Elena, a quien podéis ver en un vídeo en bikini en la página de gente, está centrada en la educación de sus hijos y en su dedicación a la hípica.

Es inevitable, dicen, que se les capte con gestos espontáneos, con una sonrisa, pero eso no significa que haya nada más. Zuleta está casado. Y sobre Queipo de Llano, el jinete abulense más guapo, ya no es el instructor de la Infanta.

A juzgar por semejantes testimonios, Doña Elena no pretende emular a Estefanía de Mónaco ni a su antepasada, María Cristina, la Reina Regente, que encontró el amor en un guardia de Corps con el que tuvo una caterva de hijos. Yo, si fuera ella, haría realidad las fantasías de las revistas del corazón y me buscaría un novio que me pillara a mano. Es lo más seguro, lo más discreto y más cómodo.

Elena, sin problemas de alimentación

La revista Lecturas publica esta semana un interesante reportaje fotográfico en el que se puede ver a la Infanta Elena montada sobre un monopatín en compañía de Victoria Federica, la menor de sus hjos. También se puede ver a la todavía señora de Marichalar en la playa de Valencia, con sus hijos, luciendo un bikini color azul celeste. Desde que no vive con el duque de Lugo, Doña Elena tiene los brazos más fuertes y menos arrugas. Tal vez haya perdido algo de glamour, pero ha ganado unos kilos que le sientan muy bien. Hace tiempo, estaba tan delgada que se llegó a rumorear si padecía problemas de alimentación. Al contraro que la Princesa de Asturias, doña Elena siempre fue una mujer grande de huesos fuertes, como su tía Doña Pilar. En la revista Diez Minutos ha sido fotografiada junto a uno de sus entrenadores, el comandante de la Guardia Real Felipe Zuleta, casado y sin hijos. Según la revista, existe una enorme complicidad entre ambos.

Educar a Leonor

Hoy me apetece romper una lanza a favor de de Letizia y el Príncipe. Al margen de los problemas de tráfico que nos van a horrar alos que residimos en Madrid al no llevarla a la guardería Micos de Tita Elena, la decisión no puede ser más inteligente. La pequeña se relacionará con niños normales, de clase media.

En noruega, tanto Haakon Magnus como Marta Luisa aistieron a colegios públicos, y eso, a la larga, se nota. El príncipe y las Infantas, educados en su tierna infantia en un ambiente mucho más pijo, arrastran algunas carencias. La princesa Letizia sabe muy bien lo que hace. Gestos como éste son con los que realmente modernizan la institución monárquica. Siempre que no despidan a los papás cuyos niños se sacudan con la infantita.

Pincha aquí para ver más fotos de Leonor en su “guarde”

El príncipito guerrero y Mayte Zaldívar

Leo en 20minutos.es que el Príncipe Enrique de Inglaterra podría acudir a combatir en Irak. Lo ha dicho su novia, Chelsy, como en la canción de Mambrú. Ya lo advirtió él mismo hace algún tiempo. “No voy a pasar por Sandhurst para después quedarme en casa haciendo el vago mientras mis colegas luchan por nuestro país”, fueron sus palabras. Algún experto militar desestimó las intenciones del principito, porque su status añadiría un peligro adicional al regimiento que combatiera con él. Inglaterra cuenta con una amplia tradición bélica en el seno de su familia Real. Hasta el propio Conde de Barcelona se trasladó al país de sus primos para empaparse de sus tradiciones castrenses en la Marina británica, hasta el Príncipe Andrés combatió en las Islas Malvinas. Lo cierto es que pocos se extrañan en Gran Bretaña de que un miembro de la Familia Real Inglesa con una posición relevante en el orden sucesorio ponga en peligro su vida.

Algo así sería impensable en España. Sólo hay que recordar el estrecho cordón de seguridad que resto calor y espontaneidad al recorrido por Madrid de los Príncipes de Asturias tras su boda en la Almudena, con el coche circulando a toda velocidad por las calles de Madrid. Su padre, el Rey Juan Carlos, que se ganó a muchos españoles estrechando sus manos como si en cada apretón ingresara en la caja monárquica un súbdito, aún recuerda con un escalofrío los arrestos que hubo de echar cuando tuvo que seguir a pecho descubierto el armón que portaba los restos de Carrero Blanco tras el atentado de ETA. Aquello formaba parte del sueldo.

Mayte Zaldivar

Hace algún tiempo me hice eco en esta columna de los rumores que aseguraban que Tele5 o alguna de sus productoras habían pagado la fianza de Mayte Zaldivar para contar con la entrevista en exclusiva que ayer emitió la cadena. Aunque sólo haya conseguido un 19 de audiencia, poco me parecen 90.000 euros. Mira que si han sido algunos más…Ni Sara Bernard en sus mejores tiempos habría conseguido ofrecer un espectáculo tan dramático. Las declaraciones en el video promocional en el que comparaba su paseo por el corredor de la muerte fueron impagables. Si vuelven “Los Soprano”, que la fichen para el papel de Carmela.

La foto, de Reuters, muestra al Príncipe Enrique en unas maniobras militares en Sandhurst.

Anne y el real embarazo

Veo unas imágenes televisivas en las que puede vera a Anne Igartiburu hablando por el móvil y conduciendo sin miedo perder puntos. Los reporteros la grabaron mientras la seguían en el coche. La dulce presentadora de Corazón de…, una de las mujeres más protegidas del ente, evita a los periodistas. Hay una pregunta que todos quieren hacerle, su opinión sobre el embarazo de Letizia. Como experta que es en estos temas, la consideran con autoridad suficiente para dar una opinión interesante. Y ahora mucho más, ya que sale con el mejor amigo del príncipe Felipe, Álvaro Fuster, un megapijo de muy buen ver que hasta ahora sólo establecía relaciones serias con gente de su entorno.

Álvaro Fuster en el 2003 en el enlace de Victoria de Borbón Dos Sicilias. El jóven guarda un extraordinario parecido con su hermano Ricky, casado y bien casado con Mónica Sánchez Navarro. En la columna que va en el periódico confundí los nombres de ambos. Disculpad las molestias. Foto: Korpa

Aquí Ricky Fúster, el hermano del susodicho, con su mujer, Mónica, la foto también es de Korpa

El novio de la alcaldesa

Emiliano, el novio segurata de la ex alcaldesa de Marbella, ese hombretón lleno de fortaleza y entusiasmo, con un extenso patrimonio gracias a lo que le pagó Jesús Gil, se ha convertido en un personaje de primera fila para los programas de corazón. Hasta en el domicilio de sus padres, una casa que le costó 108.000 euros, situado en el madrileño barrio de Vallecas, hacen guardia los reporteros para obtener una declaración suya. A los buenos señores no se les ve especialmente abatidos por el triste destino de su nuera.