De todo corazón

Entradas etiquetadas como ‘novio’

Marbella en invierno, y el novio de Jorge Javier

Ya os conté en el blog que, trastornada tras contemplar las fotos de las candidatas a Miss España, decidí pasar unos días en Incosol para ponerme en forma con vistas a este verano. Por allí han pasado desde Grace Kelly hasta Bin Laden en los tiempos en que sabía disfrutar de la vida y estaba, como yo, algo más gordo. Supongo que fue allí donde Ana Obregón coincidió con él.

Hay unas fotos de hace más de veinte años expuestas en una vitrina en las que se puede ver a la bióloga monísima con las mismas patitas de alambre que aún conserva hoy en día .

Sólo he estado tres días y no he adelgazado ni engordado, aunque he nadado mucho en unas piscina exterior con aguas cálidas y bañeras relajantes. La culpa de que no me haya quitado ni cien gramos de encima la tiene Marta Chávarri. Una clienta muy simpática me dijo que había estado allí hace dos semanas con su hermana, que la ex de Alberto Cortina tiene muy mal cutis y está demasiado delgada.

Dios le da pan, en este caso dinero, a quien no tiene dientes. Inmediatamente pedí en el bar de la terraza un Martini y una ración de raviolis para consolarme. No he engordado, pero la cara, con varios tratamientos faciales, se me ha quedado divina y el bolsillo un poco tocado.

En Marbella ya no hay ladrones, decía un taxista.

Yo he encontrado a sólo a este bandido. Un mariachi del Altamirano, donde me puse morada a pescaito frito.

Tienen una de las mejores colecciones del mundo de bufandas de fútbol .

También estuve en el Tai Pan, un restaurante asiático situado en Puente Romano. Me lo recomendo Leticia, Leticia con c, no con zeta una recepcionista muy simpática de Incosol que se parece a Carmen Morales. Estaba lleno de multimillonarios nórdicos con unas tajadas tan monumentales como las de los hooligans que no veranean en Marbella. También había mucho árabe y mucha arabesa vestidos a la última.

Los que se alojan en Incosol dan propinas de cincuenta euros a los empleados sólo por subirles un periódico a la habitación. Vinieron como séquito del Rey Fahd hace unos años y le han cogido el gusto. Las mujeres árabes, sin velos, son bellísimas. Había una madre y una hija que podían rivalizar sin problemas con Rania de Jordania.

También he conocido a algunas personas encantadoras que pueden permitirse el lujo de hacer un parón en sus actividades laborales e ingresar dos o tres veces al año para gastarse una millonada y perder los kilos que les sobran. Una joven extranjera, que acababa de dar a luz un niño se había trasladado con su marido y su madre para recuperarse tras el parto durante una temporada. Hay que saber ganar el dinero, y también, como ellos, gastarlo. ¡Qué circule!

El clima de Marbella en invierno es maravilloso. Ya estuve en otras ocasiones por motivos de trabajo y no guardaba muy buenos recuerdos. Me achicharré en agosto en Puerto Banus cuando veraneaba por allí Isabel Preysler y en una ocasión tuve que hacer tantos reportajes en un fin de semana que acabé echando pestes. Ahora he visto Marbella con otros ojos.

He decidido por unos días darme la buena vida que se dan los asiduos a los lujos marbellíes y he comprendido porque sigue teniendo éxito como lugar de vacaciones. No hay una experiencia semejante a pasear en invierno por el casco antiguo. Tiene incluso más encanto que Saint Tropez, aunque carezca de un cementerio como el que posee el famoso pueblo de la Costa Azul.

No han enterrado los marbellíes aún la penosa historia de la Operación Malaya. Como decía otro taxista, Marbella no es el único lugar donde ha existido la corrupción urbanística, sino el que más ha salido en televisión . Algún día se librará la ciudad malagueña de sus fantasmas para seguir siendo lo que es, un lugar de vacaciones excelente.

Ahora os copio una receta de las que conseguí en Incosol. Es un ali-oli que no engorda.

INGREDIENTES

Ajo, 3 dientes medianos.

Leche descremada 1/4 Litro

Aceite de oliva virgen extra, 1/2 litro.

Vinagre o limón al gusto.

ELABORACIÓN

Triturar de forma mecánica el ajo con la leche.

Incorporar el aceite poco a poco sin dejar de batir hasta conseguir una salsas semejante a una mahonesa. Si espesa mucho, incorporaremos un poco más de leche a la vez que el aceite.

El vinagre y el limón lo pondremos al final, y nos dará el espesor deseado.

APLICACIONES

Para ensaladas, hortalizas crudas o cocidas, carnes, pescados y mariscos.

Jorge Javier y su novio El presentador ha sido fotografiado junto a su pareja. Las fotos, publicadas por QMD, pretenden ser un robado, pero están más preparadas que la gala de los Oscar. Se llama Pablo, tiene 33 años y es, al menos, diez veces más guapo que su famoso novio. Otro del pan…

PD: Me acaba de llamar el paparazzi que hizo las fotos de Jorge Javier. Afirma que ni se enteró de cuando las hacían. No he podido menos que felicitarle. Afirma que en moto y con la luz de Barcelona se trabaja muy bien. Enhorabuena. Las imágenes son excelentes.

Dice el paparazzi, cuyo nombre omito porque así me lo ha pedido, que llevaban tres semanas él y un compañero intentando pillarlos juntos y al final lo consiguieron en la Barceloneta. Y que Jorge Javier no quería posar, pero tampoco le importaba que lo pillaran. Las fotos están hechas con un 35-350 de Canon. ¿Se percató o no se percató Jorge Javier? Dad vuestra opinión.

El novio de Almodovar y el feo de Simoneta en Cibeles

Anda quejándose Capi, ex manager de Alejandro Sanz, del maltrato que recibe Rosario Mohedano, que ha sido vetada en todas las radios porque carece de credibilidad por los terribles ataques que recibe de la prensa rosa. La sobrina de Rocío Jurado se lo ha ganado a pulso. Ya hace muchos años su padre la imponía en las galas cuando las teles intentaban negociar un contrato con su difunta tía. Y lo peor de todo es que Rosario no tiene en absoluto mala voz, pero le falta algo. Si hubiera hecho lo mismo que Enrique Iglesias, manteniéndose completamente alejada de su tía en sus comienzos, probablemente tampoco habría obtenido gran cosa.

Pese a los rumores de que se habían distanciado, Álvaro Iglesias prosigue su amistad con Pedro Almodóvar. CibeleEl cineasta fue visto junto al antaño conocido como «Superman de San Martín de Valdeiglesias» en la final del Eurobasket. Álvaro, aparte de muy guapo, fue en su juventud un gran jugador de baloncesto, y ha contagiado a su amigo la afición

Este año no cubro la pasarela Cibeles como el año pasado, pero una es como es, y a las ocho de la tarde no pude resistirme ante el recuerdo de semejante vivero de famosos. Me di un garbeo por el Retiro antes de pasarme por el desfile de Ion Fiz, un outsider como yo que celebró su desfile en la Real Fábrica de Tapices de Madrid. En el desfile de Miguel Palacio me encontré con Paloma Lago, que no sólo no me contó nada sobre su novio, sino que me hizo una foto para enseñársela a él. ¿Voy perdiendo facultades? ¿Me he vuelto demasiado buena? A Paloma le hizo mucha gracia algo que escribí sobre ellos. También vi por el Retiro a Nieves Álvarez, a quien le sienta muy bien el embarazo. Está de seis meses y medio y no ha decidido aún los nombres que le pondrá a sus bebés. Serán niño y niña.

En el desfile de Ion Fiz estaba Natalia Verbeke triturando chicle en primera fila con sus bonitas mandíbulas, tal vez para reponerse de la impresión que le debió producir Simoneta Gómez Acebo. Media hora antes le había tocado sentarse a su lado en el desfile de Miguel Palacio. La prima del Príncipe Felipe le dio constantemente la espalda y no paró de hablar durante todo el desfile con su cuñada Laura Ponte. Gesticulaban y hablaban de los pechos de las modelos, de los tacones de las modelos y hasta de sus asuntos domésticos. Al terminar el desfile, la hija de Doña Pilar ni siquiera se digno a aplaudir al diseñador que le había dado el mejor asiento de todos.

Donde si hubo aplausos fue en el desfile Ion Fiz. Es bilbaíno, tiene 30 años, mucho talento y unos ojos tan bonitos como los impresionantes diseños que mostró en su desfile. Fue premio L’Oreal y protagonizó un curioso escándalo cuando su socia, Cristina Ventura, esposa de Albert Costa, le secuestró hace dos años su colección. El asunto terminó con un acuerdo entre los respectivos abogados, a firma. Él insiste en volver, pero no le dejan. Cuca Solana, tan diplomática como siempre, insiste en que no tiene nada contra Ion. La tienda de Madrid donde se puede encontrar su ropa se llama La Infanta Terrible y la pregunta estaba clara, y de propina le metí a Letizia: “Yo que ella vestiría de forma más fresca y juvenil, me relajaría más. Podría seguir los pasos de Mette Marit o Rosario Nadal“.

La Infanta Elena, para Ion, es lo más de lo más: “Me encanta como lleva la ropa y sus gustos, la sigo desde hace mucho y quiero vestirla. Sabe sacar un partidazo increíble a su percha”. Y aunque Cristina no le gusta tanto también la alabó:”Se la ve muy relajada últimamente, tanto desde el punto de vista físico como estético”.

EN UNOS MINUTOS OS CUELGO UNAS FOTOS

Podéis ver imágenes de los desfiles de la pasarela Cibeles en el especial sobre las colecciones de Primavera/verano 2008.