BLOGS
La gente de Rosy Runrún La gente de Rosy Runrún

Historias del corazón con mucha guasa

Vicky Martín Berrocal: “A Manuel no hace falta decirle quién es su padre. Nadie lo ha dudado nunca”

“Era una oportunidad bonita, ha sido un gran torero y podía haber demostrado que es una buena persona”, decía Manuel Díaz El Cordobés ayer a la salida del juicio contra su padre. El padre no se había presentado: una muestra de cobardía más o una oportunidad menos de ser valiente. Su exmujer, Vicky Martín Berrocal, es otra de las piezas maestras de esta historia con tintes de culebrón venezonalo.

Vicky Martín Berrocal © Gtres

Vicky Martín Berrocal © Gtres

Vicky dice que calla mucho más de lo que imaginamos. Lo contó en la presentación del nuevo programa de Telecinco, Levántate All Stars (en el que, por cierto, veremos también cantar a Toño Sanchís, que esta vez no quiso nombrar a Belén Esteban pero que declaró que ha llegado el momento de pasar página: “hay que cerrar puertas para abrir otras. Es complicado, pero se puede”). Pero sigamos con Vicky.

“A Manuel no hace falta decirle quién es su padre, pero a Benítez sí hay que decirle quién es su hijo”, declaró tranquilamente la diseñadora. “Me alegré muchísimo cuando me enteré de que había puesto la demanda. No sabía si iba a dar ese paso tan importante. Él está feliz, está tranquilo y merece ver cómo este capítulo se cierra… Nadie lo ha dudado nunca pero que ya se pueda gritar es dar un paso increíble”.

Pero, ¿qué es lo que sabe y no dice Vicky Martín Berrocal? “Es cierto que tengo mucho que decir en esta historia”, dijo un tanto enigmáticamente. “He convivido con los dos. Mi padre era uno de los mejores amigos del que es abuelo de mi hija. Tengo muchas historias, he vivido de todo, tengo mucho guardado en la retina, y creo que algún día cuando todo esto se pase y se cierre todo este episodio pues seguramente pueda contar todo lo que me apetece y lo que he vivido en mis carnes”.
Dijo más: “El día que hable me voy a quedar sola. Os voy a aburrir, creo que voy a hacer una convocatoria y vais a decir: ‘¡Pero todo esto se ha guardado esta mujer durante todos estos años!’ ¡Pero cómo has dormido tranquila!”

Sea como sea lo que Vicky tiene guardado debajo de la manga, lo cierto es que hay una realidad: Manuel Díaz es hijo de su padre. Son dos gotas de agua y la prueba de ADN no ha dejado espacio para la duda. Ahora sólo falta que el juez dicte un veredicto que ha quedado… listo para sentencia.

Mónica Hoyos se defiende: “Se convirtió en un show y salí perjudicada. Esa noche exploté…”

“No puedo frenar mi corazón. Estuve poco acertada, pero no sé si me arrepiento”, explica Mónica Hoyos esta semana en Love en referencia a su polémica intervención en el Sálvame Deluxe en el que apareció Carlos Lozano. “Le he pedido perdón por fastidiarle su entrevista”.

Mónica Hoyos en una foto de archivo © Gtres

Mónica Hoyos en una foto de archivo © Gtres

“La gente, por desgracia, opina desde lo poco que ve, no sabe de tus tristezas, de tus alegrías, ni lo que piensas. Pero con tanto follón ni se me escuchó ni se me entendió, al parecer. Y lo que al final fue una llamada sincera para que la gente supiera la verdad, sin ningún tipo de compensación económica, se convirtió en un show y salí perjudicada. Desde que defiendo a Carlos, estoy soportando un montón de cosas. Y esa noche exploté…”.

Cuenta que ella le ha pedido perdón, que él le ha pedido perdón y que todo está ahora bien entre ellos. Niega que esté enamorada de él y también niega que le haya dificultado ver a su hija.

Mónica se arrepiente de haber defendido a Carlos Lozano en el plató: “Si hubiera sabido lo que iba a vivir estos tres meses, un ataque sin sentido, lo mucho que he llorado, creo que solo hubiera ido el primer día para negar lo de que era un alcohólico y un drogadicto. No lo es y es el padre de mi hija y no lo iba a consentir. Y ya está”.

Por su parte, Carlos también ha hablado sobre el tema en la revista Semana: “Yo espero que haya recapacitado, por ella más que nada. Mi actitud con ella siempre es tranquila, no quiero montar un escándalo televisivo… Le dije que se tiene que calmar un poco, que baje el tono y que sea humilde”

A vueltas con la polémica: ¿De verdad, Fernando Tejero, no encontraste otra forma de defenderte?

Que no, Fernando, que no tienes razón. Que el hecho de que alguien diga que no eres intelectual no te autoriza a llamarle soplapollas. Ni tampoco era necesario que usaras esas palabras tan groseras… Cuesta creerlo. Y desde ya digo que me parece inadmisible que existan, a día de hoy, comentarios homófobos en Internet. Tremendo. Pero no podemos caer en las mismas trampas que la gente que hace del insulto y de la exclusión del otro su propia forma de vida.

Fernando Tejero © Gtres

Fernando Tejero © Gtres

tuit1

tuit2

Y sí, mucha gente te dijo “eres el tío con más huevos de España, eres mi ídolo”, pero ni siquiera obteniendo esos mil aplausos tendría por qué compensarte el revuelo. Tampoco necesitas ser trending. Eres buen actor, y no necesitas toda esa polémica más digna de reality show o de programa basura que de una profesión como la tuya.

fernando tejero

Tejero firmó un manifiesto y se le cuestionó como intelectual: ya sabéis lo que pasó. Y sí, es verdad, en Internet hay mucha gente que insulta, mucha gente que tiene envidia, mucho haters y mucho rencoroso. Y los artistas pagan el pato muchas veces: cierto sector de la población vuelcan sus frustraciones contra los artistas. Pero ponerse en el mismo nivel que el que insulta no ayuda a nadie, tampoco a ti, Fernando Tejero.

pablo iglesias

Es cierto: has recibido cientos de mensajes de apoyo y de ánimo, pero aún así sigo pensando que no ayuda a tu prestigio como actor, ni a tu reputación, ni a tu fama. Varias horas de trending topic sólo te hacen daño a la larga: la incontinencia verbal en redes sociales puede pagarse cara. No era necesario.

tuit3

Me gustas como actor, me gustó cuando te atreviste a salir del armario, a hablar de tu depresión públicamente, pero, en esta ocasión, he de sincera: lo mejor sería que rectificaras (borrar un tuit no es rectificar). Lo peor: que creo que no lo vas a hacer.

El pasado más oscuro de Mila Ximénez

30.000 euros a la semana se va a embolsar Mila Ximénez en SP: así cualquiera es valiente (por supuesto, su primera caída ya ha sido rentable). Parece que sus cuentas ahora están más que saneadas, aunque no siempre ha sido así. Según publica esta semana la revista Pronto, “su vida está marcada por los dramas personales, los fracasos sentimentales, la ruina económica y algunos grandes traumas que estuvieron a punto de costarle la vida”.

© Gtres

© Gtres

Lo que no me creo en absoluto es lo que aseguran algunos íntimos: que si llega a la final va a desaparecer del mapa y se va a retirar a una casa de campo. La tele genera adicción, y del mismo modo que el yonqui necesita su dosis, quienes están trabajando en esos programas se ven atrapados en el círculo vicioso de la fama: salir de ahí no es una cuestión de dinero, sino de ganas. Y me da a mí que Mila no va a estar por la labor, por mucho que esté a punto de cumplir 64 años.

Yo he estado con canallas que no me han aportado nada. No quiero a los hombres que he tenido hasta la fecha. Ni ellos ni yo hemos estado a la altura. Soy muy independiente. Tal vez tenga mucho veneno dentro y lo escupo con facilidad y, por eso, en este momento, no estoy capacitada para que nadie se me acerque como pareja”, ha declarado Mila, según recoge la revista en su gran reportaje.

De estos amores, uno de los más traumáticos fue con Manolo Santana, con quien tuvo su hija, Alba, que después de los dos años iría a vivir con su padre. Aunque regresó con ella, luego volvió a vivir con el deportista. ¿Los motivos? Problemas de dinero. “No podía hacer otra cosa, mi hija necesitaba estudiar fuera, era muy caro, necesitaba llevar una vida tranquila y no tener ningún tipo de problemas, la alejé de cualquier cosa que pudiera hacerle daño”.

La hija siempre ha hablado bien de su madre, eso es cierto, aunque ésta ha arremetido en términos violentos contra Manolo Santana: “Tú a mí me pareces un sinvergüenza”, le ha dicho.

También habla del tema de las drogas: “En Marbella todos caímos en alguna adicción. El gran camello era el padre de una señora muy relacionada con la ‘jet”. Hasta este punto de desesperación ha llegado la colaboradora: “Pensé muchas veces en suicidarme”.

Lo paradójico es que, en este mismo reportaje de Pronto, se recogen estas declaraciones que Mila hace sobre Isabel Pantoja (después de dejarla verde): “Algo habrá hecho mal para que le pasen esas cosas”.

Ahora en la isla tiene su prueba más dura: más allá de los 600.000 euros que podría ganar tendrá la posibilidad de demostrar al público su… verdadera identidad.

Paula Echevarría: “Se ha perdido el sentido del humor y el modo ironía la gente no lo pilla”

Increíble pero cierto: tiene más seguidores que Penélope Cruz. Vale, Penélope se apuntó al carro de Instagram muchísimo más tarde, que en eso Paula Echevarría fue listísima: vio el tirón que había en las redes con ojos de visionaria. Ahora que Internet está llenito de blogs de celebrities hay que recordar que ella fue la primera. O de las primeras. El caso es que se ha ganado a pulso su más de millón de seguidores en Instagram, que siguen sus looks y sus poses y compran frenéticamente los productos que ella promociona. De hecho, Paula no pierde ocasión de embolsarse un buen dinerito. Total, no hace mal a nadie. Estos días es noticia.

Paula Echevarría © Gtres

Paula Echevarría © Gtres

Ahora ha presentado su segundo perfume. Sí, un perfume. Y el primero que sacó fue, por usar sus palabras, el “más vendido en su target”. “L´eau Paula es un aroma floral y femenino que deja en la piel una sensación de frescor maravillosa! Hojas verdes, mandarina verde, neroli, lotus azul, peonia…”, ha explicado. Paula Echevarría dice que se levanta a las 6h, pero consigue disfrutar y llevar adelante su trabajo y su niña, Daniela, con la que come chuches y ve películas cuando quieren pasarlo bien. También sigue con su amor, David Bustamante. A mí es una pareja que me encanta porque está más allá de qué dirán. A priori, no pegan nada. Bustamante parece menos estiloso que su imitadísima pareja. Mucha gente ha dicho: “Lo de estos dos no lo veo”. Y sin embargo, eso son objeciones y tonterías humanas: el amor verdadero pasa por alto esas diferencias y se centra en lo importante. Y lo importante es que llevan un montón de años.

paula

Para presentar su perfume eligió un bonito vestido de Dolores Promesas con el que encandiló a periodistas y curiosos. Y entre las declaraciones jugosas que ha dado destacamos estas perlas que ha dicho a Yo Dona: “Estamos en una era en la que no se puede hacer ni decir nada porque todo es tomado con doble sentido, todo es analizado hasta el milímetro… Creo que nos estamos pasando. Es una cosa fuera de lo normal… La vida te va poniendo las cosas complicadas, pero también creo que se ha perdido todo el sentido del humor y el modo ironía la gente no lo pilla. Entonces hay que ser políticamente correcta constantemente, 24 horas al día, y es cansado.

 

Qué queréis que os diga: creo que tiene parte de razón. ¿Qué opináis vosotros?

Habla la novia de Kiko Rivera: “No ha habido infidelidades que yo sepa”

Sorprendida me quedé ayer leyendo el nuevo número de Semana. Y no solo por las jugosas declaraciones de la nueva estrella televisiva, Laura Matamoros, en las que le dice a su propio padre de todo menos bonito. Ahora hablo de otra celebrity-por-que-me-toca: Irene Rosales. La joven, que es guapa y luce un tipo espectacular tiempo después de haber dado a luz, se ha llevado unos cuantos miles de euros por amadrinar un producto dietético. Y cuando los periodistas le preguntaron si iba a poner a Kiko a dieta, dijo: “Ya está a dieta, pero tiene muy poca fuerza de voluntad y a los dos nos gusta mucho comer. Pero a mí me encanta como está, solo es por una cuestión de salud, porque tiene diabetes y gota y hay que cuidarse. Yo me acuesto todas las noches a su lado y estoy divina”

rosy

Kiko Rivera e Irene Rosales, su novia, en una foto publicada recientemente en IG @irenerova

Total, que no hay manera de que Kiko adelgace, ni siquiera por la diabetes. Irene ha contado que sí que es cierto que están pensando en casarse, pero que no sabe cuándo, y ha negado rotundamente que hayan firmado un contrato para casarse, una cosa de locos que se ha dicho y se ha comentado. “Ni hemos firmado nada ni vamos a firmar, somos felices y no tengo que sentirme esclava por firmar un contrato”

irenerova

La joven, que no ha tenido problema en presentarse a los medios como imagen publicitaria (aquí la que no corre, vuela), dice que lleva bien la popularidad pero que no le gusta “el agobio ni que me traten mal… Se dicen muchas cosas que no son ciertas, que no se han comprobado y causan daño, no a mí, sino a mi familia que no está acostumbrada a eso”.

Niega rotundamente que Kiko haya sido infiel y pasa olímpicamente de las chicas que van contando ese tipo de rumores: “¿Han conseguido algo? Si acaso sacarse un poquito de dinero pero nada más, no afecta a nuestra relación. Si yo desconfiara de una persona no estaría con ella, porque sería infeliz… No ha habido infidelidades que yo sepa: Confío plenamente en Kiko… No perdonaría una infidelidad ni a él ni a mí. No creo que ninguna pareja las perdone”.

Manuel Benitez ‘El Cordobés’ niega que se haya divorciado para proteger su inmensa fortuna

El esperadísimo juicio por la demanda de paternidad de Manuel Díaz ‘El Cordobés’ a Manuel Benítez ‘El Cordobés” se celebrará el 28 de abril, es decir, el jueves de la semana que viene. Un juez, casi con toda probabilidad, quitará las tonterías a ese hombre millonario que se enfada con los reporteros y que no quiere saber nada de su presunto hijo y le recordará cuáles son sus obligaciones como padre (me remito al parecido físico y al resultado de la prueba de ADN). Porque lo fuerte no es sólo que él no haya querido reconocerle hasta ahora por iniciativa propia, sino que ninguno de sus otros hijos hayan entrado en razón y hayan querido acepar e incluir en su familia a quien, al fin y al cabo, es su hermano.

Fotos: Gtres

Fotos: Gtres

Las malas lenguas apuntan a que la sorprendente separación de Manuel Díaz no ha sido tan casual, al menos según se ha escrito y publicado en numerosos medios. Pero el hombre se ha apresurado a limpiar su nombre y el de su familia escribiendo un comunicado que ha publicado el Diario Córdoba. Lo niega todo. “No he blindado mi fortuna”, cuenta.

Y sigue diciendo: “Es plenamente incierto que ‘el torero se ha encargado de poner todas sus propiedades a nombre de su mujer, asegurándose así que toda su herencia quedase en la familia’ o que ‘a día de hoy, ella es la propietaria de la mayor parte de los negocios y propiedades inmobiliarias del torero‘. Comparto con mi esposa nuestro patrimonio, como cualquier matrimonio con una vida en común de cerca de 50 años. Se confunde la titularidad de un patrimonio con las personas que lo gestionan, en un intento de tergiversar la verdad.

Y añade, entre otras cosas, que “también es incierto que ‘el torero ha tratado de blindar su fortuna para que sus hijos ‘ilegítimos’ no pudieran acceder a ella ante los tribunales’. Según el Derecho Civil español todo hijo tiene derecho a una participación en la herencia de sus padres y soy plenamente consciente de ello. La demanda de paternidad interpuesta en los últimos meses sólo a mí incumbe y no al resto de la familia.”

La suerte está echada. Y me parece a mí que en esta historia hay un ganador: Manuel Díaz, que no solo lleva todos estos años aguantando el bochorno y el inmenso dolor de un padre que no le reconoce, sino que no suele hablar mal de él. Ahora lucha por lo que le corresponde. Qué menos.

Continúa la polémica por la herencia de Miguel Boyer: habla su exjefe de seguridad

Continúa la polémica en torno a la herencia de Miguel Boyer, que si levantara la cabeza se sorprendería un pelín con algunas de las cosas que han sucedido desde su muerte. Pero su hijo, Miguel Boyer Jr, ha negado que vaya a pleitear por lo que, dice, le corresponde. Prefiere dejarlo pasar: así lo contó a Ana Rosa. Raro, raro, raro. Porque dice que no va a demandar y dice que es su hermana Laura la que ha iniciado el equívoco que se ha convertido en revuelo mediático, pero al mismo tiempo afirma: “No me parece bien lo de Isabel. Mi padre dejó un testamento pero Isabel no ha cedido ni una cerilla de la herencia para nosotros”. Un año y medio después de su muerte, los hijos de Miguel Boyer no han visto ni un solo euro, o, por utilizar sus propias palabras, “Isabel no nos ha dado ni un mísero reloj para recordar a mi padre”.

Isabel Preysler y Miguel Boyer, en una foto de archivo. © Gtres

Isabel Preysler y Miguel Boyer, en una foto de archivo. © Gtres

Esta polémica se vio avivada ayer por otro ingrediente: el que ha aportado el chófer de Miguel Boyer. “Dejaba todo su capital y su patrimonio a Isabel Preysler y para sus hijos dejaba exclusivamente su biblioteca. Allí no se hablaba de bustos, ni de cuadros. No se hacía referencia al edificio de la calle Velázquez, que era de su padre e imagino que ya debía estar vendido y repartido entre él y sus hermanos, ni de la finca que la familia Boyer tenía en Irún”, ha explicado para las páginas de Pronto Javier Jiménez, que así se llama este hombre que ha largado todo lo que le da la gana.

Unas declaraciones que han sido muy polémicas no sólo por lo que cuenta, sino por la posible falta a la verdad. Y es que, por ejemplo, cuenta que entre los amigos en los que se apoyaba Miguel Boyer contaba Alaska, algo que ha sorprendido a propios y extraños (¿alguien imagina a Alaska y Miguel Boyer compartiendo mesa, mantel y confidencias?) y que, atención, ha negado la propia cantante.

“Ni siquiera nos hemos cruzado en un evento o por la calle”, dijo Alaska ayer en el programa de Federico Jiménez Losantos. Admitió llevarse muy bien con Tamara Falcó, pero no haber conocido de nada a Miguel Boyer.

Sigamos con las declaraciones: “Fue un gran cambio para Boyer pasar de ser superministro a novio de la reina de corazones, pero estaba muy enamorado”, explica. “Isabel, que era la que llevaba los pantalones, gestionaba su relación con la prensa a su manera. A veces tenía que explicarle que yo no tenía nada que ver con los reportajes que salían”.

Sara Carbonero habla sobre su modesta boda secreta: “No todo el mundo se muere por un bodorrio”

El otro día estuve con Sara Carbonero, esa mujer que ha conseguido lo que otras no pueden: que cada vez que habla sube el pan. Nos quejábamos el otro día en este blog del éxito incomprensible de Belén Esteban, así que si somos consecuentes tendríamos que alegrarnos por el éxito de Sara. Allí donde aquella grita, miente y vocifera, Sara es educada, cuenta a sus fans cuentos con mensaje y tiene unos ojos de gata que hipnotizan en las distancias cortas. Está muy guapa, Sara, las cosas como son. El otro día respiró hondo (lo hace para relajarse) antes de enfrentarse a los muchos periodistas del corazón que la esperaban ávidos: era la primera aparición pública desde su boda secreta. Presentaba su nueva colaboración para la firma de joyas de Agatha Paris.

Sara Carbonero, el pasado jueves, durante la presentación.

Sara Carbonero, el pasado jueves, durante la presentación.

Sarita estaba más calmada de lo que estaría cualquiera de nosotros delante de quince reporteros tratando de indagar en su vida privada. Bueno, estaba un poco nerviosa, pero nada que se saliera de lo normal. Y sí, habló de su boda secreta.

“Vosotros nos marcáis un poco los tiempos”, dijo, explicando que, pese a que la noticia la dieran los periodistas, no estaba muy molesta ni nada de eso pues, reconoce, no es un tema dramático. “No queríamos que se filtrara antes porque a nosotros nos gusta hacer las cosas así y porque la verdad es que no sé si lo hubiéramos podido hacer de no haber sido así… no te da tiempo a comunicarlo como tú quieres y cuando tú quieres”.

Pero, ¿quién fue el topo que filtró a la prensa que se habían casado en secreto y de esa forma tan austera? Sara no lo sabe, pero dice estar segura que no es nadie de su familia ni amigos íntimos. Ella confía en las personas en quienes confía. Claro que, entonces, ¿quién se ha ido de la lengua? Hay quien dice que Sara es demasiado ingenua…

Dijo que no se casaron por la Iglesia por dos motivos: su marido no está bautizado y, sobre todo, porque les dio la gana. Preferían una boda sin sacerdote.

Pero, ¿fue su boda tal y como ella siempre soñó? “Sí”, dijo, pero al momento rectificó, explicando que ella tampoco era una de esas personas que tienen en la cabeza la boda de sus sueños ni nada de eso. “Tampoco había soñado con algo concreto. Estoy contenta y para mí fue muy bonito”.

Y cuando se le preguntó por la fiesta y la celebración, que según las malas lenguas será por todo lo alto este verano, ella lo negó y fue clara: “No todo el mundo sueña con tener un bodorrio y a mí me da más pereza hacer una megafiesta”

Pues eso, que sigue embarazada y feliz, que su próximo hijo nacerá muy prontito y se llamará Hugo, Marco o Mauro y que le gustan mucho las piedras que presentó en la colección porque transmiten buena energía.

Belén Esteban sube su caché sin Toño Sanchís: unos 90.000 euros por su última entrevista

Parece que a Belén Esteban no le ha salido tan mal la mala jugada que se supone que le había hecho su exrepresenante, Toño Sanchís. Me creo lo que ha publicado la revista Diez Minutos: se está forrando. Ya se forraba antes, pero ahora más: en Sálvame Deluxe podrían haberle pagado nada menos y nada más que unos 90.000 euros, una cantidad nada desdeñable que además es entera para ella: ahora se representa a sí misma. Ella se lo guisa, ella se lo negocia, ella se lo come. Nada de dejar el 20 por ciento en manos ajenas.

Belén Esteban, en una foto de archivo © Gtres

Belén Esteban, en una foto de archivo © Gtres

Los números los da la revista Diez Minutos esta semana, donde adelantan que esa cantidad será poca cosa si la comparamos con la exclusiva que podría dar en unos meses si es que prospera la acción judicial contra Toño. Mientras, Toño cuida meticulosamente cuándo dar su próxima y esperadísima entrevista, que podría reportarle una lluvia de dinero parecida a la de un ganador de la lotería. Claro que, mientras eso ocurre, se va a llenar los bolsillos participando en ‘Levántate VIP’.

Se dice, se comenta, se rumorea que lo que Toño le debe a Belén se acerca al millón de euros. Yo prefiero pensar que es un falso rumor: simplemente, me parece una cantidad desorbitada.

belen esteban

El caso de Belén Esteban sigue siendo enigmático: mucha gente la critica, pero su caché sube y sube y sube con el paso de los años. Casi reconoce que le interese, pero much@s hablamos de ella. Sé bien que sube el pan cuando sale su nombre pues también suben las visitas de este blog. Entonces, ¿por qué tanta gente la critica?

Vale, también están l@s que han venido a llamarse “belenistas”. Este post va para ellos: tenéis musa para rato.