BLOGS

Un blog acerca de todo lo que se sujeta sobre las columnas de un diario cualquiera. Por ejemplo, el nuestro

Premios ÑH5 (y III): gana el corazón

El día que colgamos el post anterior a éste quisimos dar por supuesto que habría respuestas suficientes para poder cumplir con el juego, pero no esperábamos tanta y tan buena participación. Gracias a todos.

Y vamos al grano que esto se va a hacer largo. Empezamos por los descartes: la primera portada en caer es una de las más correctas, creemos, de cuantas hemos publicado en este tiempo, la marcada con el número 1. De las cuatro propuestas es la menos llamativa; no tiene en apariencia nada de especial; nada es estridente ni llama la atención más allá de lo pretendido. Si decidimos colgarla aquí en su día fue porque todos sus elementos cumplen eficientemente con su función: las fotografías lucen sin hacerse la competencia; los colores señalizan con claridad las zonas del diario a las que corresponden las distintas noticias, y los titulares y textos son tipográfica, formalmente, transparentes: tan sólo invitan a leer, sin hacer ruido, y no creemos que se les deba pedir más. Y aunque todo esto es tan difícil como necesario en un periódico tan cargado de noticias, imágenes y publicidad como el nuestro, tenemos serias dudas de que ésos sean méritos suficientes para el jurado de estos premios. Y, visto que es la menos señalada en los comentarios (un solo voto a favor, dos en contra), sospechamos que para vosotros tampoco.

De la siguiente página descartada (un único comentario a favor, seis en contra) podemos decir justo lo contrario de la primera: de todas las portadas más o menos especiales que hemos publicado en este periodo, es la que creemos más desafortunada. O, lo que es lo mismo, la portada en la que los recursos de diseño (disposición de los elementos, tipografía y color), lejos de contribuir a contar mejor la noticia, consiguen justo lo contrario: atraer sobre sí la atención del lector y estorbar a la lectura. Esta portada, la marcada con el número 3, es la que en el post anterior llamábamos poco presentable. Nos alegra, pues, que la mayoría hayáis resuelto el acertijo o, al menos, coincidido con nosotros.

La número 4, la más reciente de todas, se ha llevado un modesto aprobado: siete votos favorables y tres contrarios. Nosotros le habríamos puesto una nota algo más alta por tres motivos: primero, por la sensación de orden tipográfico que da el sumario (anormalmente desplazado arriba, a la derecha de la cabecera); segundo, porque rompe nuestro esquema habitual de portada; y, tercero, por cómo el titular, tanto por el sentido del texto como por su composición tipográfica, le hace el juego a la imagen, pero sin caer en los excesos que al día siguiente empapelaron los quioscos de rojo y gualda.

Y, por último, con ocho votos a favor, la portada ganadora en esta encuesta, la número 2, la del corazón dibujado por unas cuantas celdillas rosas en un mosaico compuesto por pequeñas fotos. Utilizar un corazón para ilustrar el día de los enamorados, diréis, no es un dechado de originalidad. Cierto. Y aún así, quedamos muy contentos con el resultado final. ¿Porque salió gráficamente resultón? Sí, pero sobre todo porque con ella logramos mostrar con fidelidad y haciendo apetecible al ojo (“vender”, decimos en la redacción) lo que ese día dábamos con gran despliegue en las páginas interiores: el día de san Valentín, visto por nuestra nutrida comunidad de lectores, con sus fotos, piropos, poemas y demás parafernalia propia del día de los enamorados.

Esta portada era hasta hoy la candidata con más papeletas para concursar en su correspondiente categoría del concurso. No sabemos si ganará algo o si volverá a casa de vacío, pero al menos la enviaremos a los ÑH5 con la tranquilidad de saber que viaja con vuestro visto bueno.

D. Velasco

1 comentario

  1. Dice ser Inma

    Muy bonita, suerte en el concurso

    16 Julio 2008 | 2:24

Los comentarios están cerrados.