Entradas etiquetadas como ‘primer beso’

Nunca ha besado a nadie: su primer beso será el de la boda

Son historias raras en los tiempos que vivimos, pero aún existen. Hace unos meses, no sé si os acordaréis (muchos ni siquiera sabíais que existía este blog), os conté la historia de Melody y Claudaniel, que esperaron a casarse para darse el primer beso.

Pues bien, hoy os traigo otra historia de castidad extrema, que tiene lugar nuevamente en Estados Unidos. Los protagonistas se llaman Rachel Welch (no es broma, os lo prometo) y Todd Ritter, aunque esta vez creo que es sólo ella: va a esperar a casarse para entregarse en labios y alma.

La idea, según cuenta la prensa americana, la tuvo a los 14 años, cuando decidió que iba a guardar para su marido todas las primicias posibles, primer beso incluido. Esa decisión probablemente no le deparó demasiada suerte en las discotecas de Washington que frecuentara los sábados por la noche (si es que frecuentaba alguna).

Quizás por esa mala fortuna de Rachel en los guateques conoció a Todd en la iglesia hace dos años. El noviazgo ha sido intenso (supongo que habrán ido a cenar unas cuantas veces y de compras, por lo menos) y se casarán el próximo julio.

“Sólo quería que fuera un regalo especial para mi marido”, dice Rachel. Admiro su fuerza de voluntad pero a la vez me preocupa. ¿Un regalo especial? Rachel… sabes que los niños no nacen por darse besos, ¿verdad?

Me temo que Rachel, de 21 años, y Todd, de 23, no llegarán a la segunda base hasta que no sea preciso desgravar para la declaración de la renta. Son capaces de consumar el matrimonio al estilo de El milagro de P. Tinto.

“Me pregunto si seré buena besando”, dice la pobre Rachel. Olé por ella, que ha sido capaz de esperar a encontrar el hombre adecuado (aunque yo lo veo un pelín exagerado, la verdad).

¿Sabéis qué usan para sustituir los besos? Mirad con atención el vídeo que os he puesto en el texto. Está en inglés, pero las imágenes son claras.

Envía el post:

http://www.wikio.es

Esto es abstinencia: no se dieron ni un inocente besito hasta el matrimonio

Como soy un ñoño y me encantan las pelis pastel, os traigo esta preciosa historia de amor puro y casto que leí esta semana en el Chicago Tribune.

Melody y Claudaniel se casaron el pasado sábado y, después de tres años (dos de amigos y otro de novios -en el que hicieron lo mismo que los dos anteriores-) se dieron su primer beso.

¿Por qué lo decidieron? Según ellos, para que la cosa no se les fuera de las manos. ¡Por un beso! Anda, que cualquiera les plantea una noche de bodas al uso.

Si buscáis explicaciones a tal prueba de amor, ella tiene una muy buena: “No puedes usar un coche antes de comprarlo”.

PD: Siempre queda el consuelo de saber que hablamos de personas consecuentes. Ambos dan clases de abstinencia en la escuela pública de Chicago… y predican con el ejemplo. No como otros.

-> Es tu turno: Mándame tus fotomontajes, tus vídeos raros (propios o de YouTube), tus parecidos razonables… cualquier cosa que te haga gracia y quieras que publique, a elblogdelbecario@gmail.com o en la sección “contacto”