BLOGS
Se nos ve el plumero Se nos ve el plumero

"La libertad produce monstruos, pero la falta de libertad produce infinitamente más monstruos"

¿Qué asombra a nuestros líderes sindicales?

Foto excelente de Javi Martínez, publicada hoy por El Mundo, que merece cierta reflexión.

Ahí están nada menos que los dos grandes agentes sociales (patronal y sindicatos) y el gobierno de la nación. Son las tres patas de la mesa de negociación para el reparto de la productividad de cada año.

Cada pata se lleva su parte de la tarta:

La patronal defiende los beneficios para el capital, los sindicatos rascan para subir los salarios del trabajo y el Gobierno va al resto para tomar su parte de la tarta en forma de impuestos.

El Gobierno representa a todos, pero en esta mesa defiende principalmente a los demás -ni empresarios ni trabajadores-, es decir, a los sin voz y a los que no tienen capacidad negociadora para sacar su tajada de la productividad (niños, mujeres, parados, ancianos, enfermos, etc.).

Todo esto me lo enseñaron, en la práctica, el ministro José Luis Leal y el vicepresidente Fernando Abril Martorell en Castellana, 3, cuando entre ambos dieron cuerpo a los agentes sociales, que eran clandestinos bajo Franco, y lanzaron su peculiar campaña de pedagogía social).

En la foto, el presidente del Gobierno escucha atentamente al presidente casi vitalicio de la patronal, José María Cuevas, mientras la tercera pata de la mesa (Cándido Méndez, de UGT, y S.A (Su Altitud)Jose María Fidalgo, de CC.OO.) miran con asombro los ricos artesonados del palacio donde están reunidos que no es otro (creo) que la Casa de América, en Cibeles, esa que está llena de fantasmas (y no me refiero a los de la foto).

Dos preguntas:

1.- ¿De qué se asombran nuestros líderes sindicales?

2.- ¿Tan aburrido es el discurso del jefe de la patronal que provoca que sus adversarios en el reparto de la tarta prefieran mirar a las musarañas?

5 comentarios

  1. Dice ser pacorro

    Están mirando los precios de la vivienda..que tocan techo y empiezan a romper la escayola del Palacio “pa” llegar al cielo..”Cuando toquen aquella estrella de allí, aquella, sí aquella, romperán la burbuja inmobiliaria y mira que estos no se enteran mirando y jugando ahí con sus carpetas”…..

    12 Octubre 2005 | 17:43

  2. Dice ser orei

    Deben de estar cansados de escuchar el discurso de siempre por parte de la patronal, y dado que no hay nada nuevo, mejor mirar a las musarañas…

    13 Octubre 2005 | 09:21

  3. Dice ser Cesar Calderon

    Que bueno encontrar tu Blog JAMS, a partir de hoy te sigo …Un saludo

    13 Octubre 2005 | 10:47

  4. Dice ser Juan Ignacio M.

    Aunque no sea un comentario directo a esta noticia, creo que es interesante dentro del tono general de esta bitácora.El paso de la versión impresa a la version digital de “El país” da lugar hoy a una curiosa imagen.En elpais.es (sección “España”) se puede leer una noticia con el antetítulo “La reforma del estatuto catalán” y el título “El príncipe quiere asistir al parto”.Los comentarios a esto son obvios.Supongo que al crear la versión digital se arrastrará automaticamente el cintillo de la versión impresa (quiero pensar que ha sido casualidad, ¿no?).Para cuando cambien la version digital, he dejado una captura aquí: http://www.noveno-arte.com/weblog/index.php?p=378&c=0

    13 Octubre 2005 | 11:30

  5. Dice ser JAMS

    Esto se mueve, amigos. Gracias por estar al otro lado del hilo.—–Pacorro: ¿Miran al cielo buscando el precio de la vivienda?. Tu comentario sería para reir si no fuera porque lo de la vivienda en España es para llorar. Es un problema tambien entre padres e hijos. Los primeros no quieren que su patrimoino pierda valor (pinchando la burbujita inmobiliaria mediante el aumento inmenso de suelo edificable para viviendas de jóvenes) y los segundos tienen que seguir en casa (chupando del bote de papá)porque no pueden saltar la primera barrera de la independencia que es el piso propio o de alquiler. ¿Quién se atreve a romper este círculo vicioso entre padres e hijos? No hay que pedir siempre que el Gobierno (el que sea) arregle esto y aquello. El drama de la vivienda empieza por nosotros mismos. O sea: solidaridad intergeneracional (entre padres e hijos)ya los sabemos los padres: en el pecado llevamos la penitencia.————-Estoy con Orei: creo que nuestros líderes sindicales estaban más aburridos que una ostra y ya no sabían a donde mirar.———-Hola César: Si tú me lees, yo te leo. Entré en tu blog (http://netoraton.lamatriz.org/) y me gustó. Me lo apunto. También me apunto el agregador de LasIdeas.org. Gracias.———-Juan Ignacio M.: Me encantan las erratas y yo creo que tu comentario sobre “La reforma del estatuto” y el principe aputándose “al parto” es de antología. Apunto tu blog: http://www.noveno-arte.com/Ya sabes que, como dice Saco, “Las erratas son las últimas que abandonan el barco”.SaludosJosé A. Martínez Soler

    14 Octubre 2005 | 01:13

Los comentarios están cerrados.