BLOGS
El blog del Becario El blog del Becario

Se presenta el encargado de moderar los comentarios, el personaje más odiado de 20minutos.es

“¡Asesina, voy a llamar a la Policía!”

Los que entráis con cierta asiduidad al blog conoceréis a Antoñita LF, comentarista habitual (y de las buenas). Pues bien, tras la primera historia de becarios que publiqué hace poco, ella me mandó la suya, y os aseguro que no tiene desperdicio.

La culpa fue del jefe

Era mi tercer día como becaria en el estudio. A mi jefe le entraron unas dudas sobre las medidas de una vivienda cuya reforma estaba proyectando y decidió enviarme a comprobar si aquello estaba bien o no.

El caso es que con los nervios y lo tímida que soy estaba como un flan y sólo pensaba en que mi primera misión en solitario debía tener éxito.

Llegué al edificio, subí las cuatro plantas. Agarré la manilla y la puerta se abrió sin introducir la llave siquiera. Entonces entré y empecé a hacer las comprobaciones como Pedro por su casa.

Estos planos no son…

Y cuando empecé a tomar notas sobre el plano me di cuenta de que los tabiques de la vivienda no coincidían con los representados.

Me quedé perpleja y no sabía que hacer, y cuando me disponía a regresar al estudio para aclarar aquello con mi jefe, escuché un grito aterrador detrás de mí. Creí que me daba un infarto… ¡se suponía que allí no había nadie! Entonces me di la vuelta lentamente y me encontré una viejecita en camisón.

– “¡Quién ereesssssss!, ¡Ladroooonaaaaaaa!, ¡Malnacidaaaaaaaaaaa!”

– “Soy del estudio que está reformando su casa, lo siento mucho, no sabía que estaba us…”

– “¡Asesinaaaaa! ¡Mentirosa! ¡Voy a llamar a la Policía!”

– “¿¿¿¿Qué????”

Aterrorizada, salí corriendo en dirección al estudio, busqué al jefe y le conté lo sucedido. Él empezó a reír sin parar y me dijo: “Te iba a llamar ahora… es que el piso es el quinto, no el cuarto. No te preocupes, que ya lo arreglo yo”.

9 comentarios

  1. Dice ser Antoñita LF

    Bec, colgaste mi historia jajaja!, las cosillas de becariosSara tranquila, que yo soy de las que se ríen de su propia sombraAh! y gracias por lo de forera de las buenas jajaja

    30 noviembre -0001 | 0:00

  2. Dice ser hola don pepito

    que jefe tan majo 🙂

    03 enero 2009 | 17:55

  3. Dice ser Pedro

    El becario es chicaaaaaaaaaaa!!!!! Y los insultos que se pueden ver O_o por mi parte a partir de ahora total respeto!!!

    03 enero 2009 | 18:05

  4. Dice ser Pedrooo

    Ahhh!!! que se refiere a Antoñita LF, bueno por mi parte volvemos a la guerra!!!Lo k tiene leer entre lineas..

    03 enero 2009 | 18:06

  5. Dice ser edrems

    ¡vaya susto¡..desde luego un poco loca la vecina.

    03 enero 2009 | 18:33

  6. Dice ser Muhaha

    Seguro que a nuestor Becario también le pasó el primer día, cuando Arsenio le mandó ir a por cafés y le quemaban los dedos al llevarlos, porque no sabía que el café recién hecho está caliente.

    03 enero 2009 | 19:35

  7. Dice ser qwerty

    Pues en una ocasión también me equivoqué de planta cuando una vez iba a casa de un amigo y me salió una vieja gritándome que me fuera y achuchándome una mierdaperro que no tenía ni media patada. yo no corrí, la dije que me dejase en paz y que como no metiese al perro en casa le pegaba una patada. Estas viejas, ya se sabe.

    03 enero 2009 | 20:12

  8. Dice ser Alicia

    Este no es de becarios, pero sí de novatos.En mi pueblo se lleva haciendo esta broma desde hace muchísimo tiempo: primer día de aprendiz en una obra. Al chico en cuestión (suelen tener 16, justo cuando acaban el colegio) les dan una lista de cosas para comprar en un almacén de construcción y decoración. Entre varias cosas incluyen “pintura a rayas”. Con los nervios de querer hacerlo bien y como suele estar en medio de la lista, siguen picando año tras año.No lo hacen para reirse de ellos, sino para echarse unas risas con él y pierda los nervios. La verdad es que funciona.

    03 enero 2009 | 20:17

  9. Dice ser Sara

    A mi estas situaciones me parecen de lo más habituales. Un día fui al cajero a sacar pasta y cuando volví al coche, mirando el extracto y tal, me metí en el que estaba aparcado justo delante… el conductor estupefacto y yo también claro xD. Otra vez, de la que salía de casa, bajé la basura (el contenedor está al lado del portal) y fui con la bolsa hasta el autobus… allí a la cola, de esas bolsas medio transparentes que se veía claramente que era la bolsa de la basura, en fin…SaludosTranquila Antoñita, todos hemos querido que nos tragara la tierra alguna vez.Saludos

    03 enero 2009 | 22:08

Los comentarios están cerrados.