BLOGS
Se nos ve el plumero Se nos ve el plumero

"La libertad produce monstruos, pero la falta de libertad produce infinitamente más monstruos"

Al Rey lo que es del Rey; y Zapatero, a nuestros zapatos

¿Qué recorte corresponde a El País y qué recorte, a El Mundo?

Un altísimo porcentaje de los lectores de cualquiera de ambos diarios reconocerá al instante, sin error, a qué cultura corporativa (por no decir tendencia política) pertenece cada noticia. Otro porcentaje, menor que el anterior pero relevante, podría haber acertado, incluso, en la predicción del comportamiento de ambos diarios el día antes de que estuvieran impresos.

Por tanto, la valoración de esta noticia (las palabras del Rey en la Academia de Zaragoza) no obedece al azar sino a una lógica muy clara: la lógica del interés de cada diario por servir a sus lectores, fuentes, anunciantes, propietarios, redactores, etc. Es decir, en suma, a la cuenta de resultados de la empresa editora, ya sea en forma de beneficios tangibles o intangibles.

Esta mañana (poco antes de comprarme las gafas del eclipse por 2,50 euros) me preguntó Ramonet si consideraba apropiada la valoración que EL País hacía del discuro del Rey (una simple fotonoticia del acto de la jura de bandera, que espero que podamos ver sobre a este comentario), o bien la que hacían otros diarios (como El Mundo, que espero que aparezca encima de la fotonoticia) dando el mensaje real a toda página, en primera, con todo lujo tipográfico y con amplia cobertura en páginas interiores.

Mi respuesta, para salir del paso sin comprometerme, debería ser tan moderada como el refrán salomónico:

“Ni calvo ni con tres pelucas”

Sin embargo, me voy a mojar. Creo que El País, con su escasa pero exacta cobertura, ha prestado mejor servicio a la Corona que El Mundo al dedicarle un espacio sospechosamente amplio. El Mundo ha colocado, en grande, la “unidad de la Nación”, en boca del Rey, junto a la palabra “riesgo”, en boca de Zapatero, y al mismo nivel tipográfico.
Y luego están los verbos traidores (dichosos verbos):

El Mundo:

“El Rey apela…pero…”

“Zapatero no ve…”

El País:

“El Rey reitera…”

“Zapatero se compromete a encauzar”

A este juego endiablado de El Mundo (El Rey tal, pero Zapatero cual) se le ve muy pronto el plumero. Por eso, la exageración jeremíaca hace poco daño al lector avisado.

El titular insinúa nada menos que, según el Rey, la “unidad de la Nación” está en “riesgo” y que Zapatero no se entera.

Según El País, el Rey no apeló a nada sino que “reiteró” la “indisoluble unidad de la nación española”. (Obsérvese que aquí “nación” va con minúscula y precede a “española” y, en cambio, en El Mundo “Nación” va con mayúscula y no seguida de la palabra “española”)

Ya en su primera página de ayer, El Mundo nos anticipaba -tan sutilmente como este diario es capaz practicar la sutileza- el enorme tamaño tipográfico que pensaba darle hoy al discurso real. Bajo el inmenso titular de vísperas, con las palabras de Pascual Maragall:

“Cataluña ha agotado su margen de generosidad con las Españas”

El Mundo destacaba oportunamente, en cursiva, un artículo anticipatorio con el título:

“El silencio del Rey”

por Santiago Arauz de Robles. Página 22

Ya sabemos que no hay comida gratis ni titular gratis. Ni siquiera para el Rey.

Señor, señor…



4 comentarios

  1. Dice ser David

    Estoy de acuerdo contigo en que El Mundo hace un flaco favor a la corona, pero El País no le dedica el espacio suficiente. En una coyutnura en la que se replantean algunos de los pilares de nuestro actual sistema, un comentario del jefe del Estado no resulta baladí.

    02 Octubre 2005 | 21:30

  2. Dice ser Cosimo

    Lo que yo no entiendo es que al valorar la forma de dar la noticia se base en “el servicio a la corona” ¿qué servicio a la corona y qué leches? Servicio a la verdad y a los ciudadanos, ese es el deber de un periódico.

    02 Octubre 2005 | 23:03

  3. Dice ser Ramonet

    Gracias por la respuesta (jeje, me he visto en una noticia!!!), pero creo que es cierto lo que dice Cosimo, hay que hacer un favor a la Corona? Esa óptica periodística no la acabo de entender, más bien será un favor a la verdad. Que la corona se haga los favores ella misma, no?

    03 Octubre 2005 | 09:34

  4. Dice ser JAMS

    Visto así, estoy de acuerdo con Cosimo y con Ramonet. !Faltaría más! No debemos informar ni titular una noticia para “servir a la Corona” sino a la verdad (!Ay!, ¿qué es eso de la verdad?) y, sobretodo, a los ciudadanos (especialmente si son lectores de nuestro diario). Cada periódico sirve a sus lectores y no a los del competidor.Cuando dije que El País había prestado mejor servicio a la Corona (dando poco) que El Mundo (dando mucho)sobre el discurso del Rey no estuve muy afortunado en la expresión. El objetivo de un periódico (excepto en el caso de un diario monárquico)no, desde luego, es servir a la Corona sino a sus lectores.También estoy de acuerdo con David. El discurso del rey, en el momento de aprobarse el estatuto catalán, merecía mayor cobertura informativa y análisis por parte de El País y algo menos de exageración por parte de El Mundo. Sancho Panza siempre acierta: “Ni calvo ni con tres pelucas”. (Algún día, David, recordaremos aquellos cursos de doctorado que fueron el embrión de este blog. Gracias a los tres.José A. Martínez Soler

    03 Octubre 2005 | 10:03

Los comentarios están cerrados.