Cada vez creo en menos cosas Un foro para pensar en lo divino y en lo humano

El diseño inteligente ataca de nuevo

Un quinto estado norteamericano acoge en la escuela la enseñanza de la teoría del diseño inteligente, o designio inteligente. Los más religiosos dan por hecho que dios creó al hombre (y después de pensárselo dos veces, a la mujer) un buen día de su aburrida eternidad, modelándolo primero con barro, y después insuflándole de un soplo un alma inmortal. Los niños también pueden estudiar, por si acaso, que, según Darwin, el ser humano es producto de la evolución de las especies, desde un lejano protozoo marino de hace unos 3.500 millones de años a George W. Bush, el rey de la creación, si no el emperador mismo.

En Kansas, Minnesota, New Mexico, Ohio y Pensilvania, los consejos escolares, dominados por los padres de los alumnos, han metido la asignatura de religión por la puerta pequeña, sin manifestaciones aparatosas como la del próximo día 12 en Madrid (no deberíais acudir, os lo aviso: me han dicho de buena fuente que os podéis meter en un obispero).

A ver si vamos aprendiendo. En el país del ultraliberalismo, quien paga tiene la razón. Así que, si un montón de padres ignorantes, que son los que mantienen la escuela, deciden que sus hijos deben estudiar en qué medida afecta la conjunción de los astros en el carácter de los niños nacidos bajo el signo de piscis, pues no hay más que hablar. Se estudia. Como si hay que estudiar que la Tierra es plana.

La idea del diseño inteligente (es una nota culta que adjunto para los que no tengáis la ventura de estudiar en Kansas) consiste en razonar que la vida en su estadio superior no pudo hacerse a sí misma, que su complejidad es tal que necesita una fuerza inteligente que haya programado esa evolución, un ser superior que la haya diseñado de antemano. O sea, un dios.

Pero esta teoría, en lugar de resolver un problema plantea otro sin solución de continuidad: dios es demasiado complejo como para poder existir por sí mismo. ¿Quién creó, pues, a dios?

Los que sepan la respuesta pueden ir a la manifestación del sábado. Los que no, se quedarán en casa estudiando a Darwin.

56 comentarios

  1. Dice ser Millón y medio y lo que te rondaré...

    Sí saco, ya me imaginaba que durante aquellas imágenes vd. estaría con la vomitera a flor de piel, más aun cuando esos rechonchos y no tan rechonchos obispos estuvieron acompañados durante tantas horas seguidas de miles de jóvenes en un impresionante e inacabable acto de oración, que sin ningún pudor (Dios mío!) osaron ponerse a rezar silenciosamente el rosario en la santa tarde de un sábado sólo apto para el comienzo de la juerga del fin de semana! Qué rabia no? Y pensar que la tele de zetapé le estaba jodiendo a vd. la tarde, y la mañana….La verdad, siento que tanta espiritualidad hiriera tan profundamente sus sentimientos….. y su estómago.

    13 noviembre 2005 | 15:53

  2. Dice ser irichc

    “Pero esta teoría, en lugar de resolver un problema plantea otro sin solución de continuidad: dios es demasiado complejo como para poder existir por sí mismo. ¿Quién creó, pues, a dios?”Esta “teoría” es llana y diametralmente errónea. Dios no es lo más complejo, sino lo más simple. Porque, así como es posible proceder infinitamente hacia lo complejo, sin que jamás hallemos término, no se puede concebir en cambio nada más simple que lo que es verdaderamente simple por su propia naturaleza y, en consecuencia, origen y fuerza de lo complejo.

    13 noviembre 2005 | 17:06

  3. Dice ser Manuel Saco

    Irichc, qué cosas os enseñan en los seminarios. Lo de tu dios ya me estaba pareciendo de lo más simple. No me atrevía a contártelo tan crudamente.

    13 noviembre 2005 | 17:53

  4. Dice ser irichc

    Está mejor dicho: “origen y sustento”. Gracias, Manuel.

    13 noviembre 2005 | 20:40

  5. Dice ser elcuratodo

    Oh Irichc:Eres fabuloso, eres majestuoso, eres un mundo de cultura, eres….., no tengo palabras para describirte.Tú eres el salvador que tanto he anhelado, en tí encontraré el descanso de mi mente, a partir de ahora tu pensamiento y tus ideas serán mi fe, me gustas por lo claro que te explicas.Supongo que esto lo aprenderías por un extraño sortilegio divino que tal vez escapa a nuestras áridas mentes, envueltas en el pecado permanente y ello no nos deja ver el horizonte de bondad que dios esconde.Yo, un pobre profesor de religión, no llego a comprender todas tus palabras, pero intuyo que tu retorcida mente no te debe dejar dormir en paz.No obstante haces muy bien en contestarte tus propio enigmas, porque ho habrá nadie que pueda descifrar los jeroglíficos que te cerebro entraña.Un admirador.

    13 noviembre 2005 | 21:03

  6. Dice ser elcuratod

    A millón y medio y algo mas:Que bondad entrañan tus palabras, cuanto cariño por tus semejantes, a que te dedicas?, le planchas la sotana a los obispos o les limpias las manchas de semen que segregan al ver tanto joven rezando un rosario un sabado de tarde festiva.Sólo rezumas odio y así nunca conseguirás salvarte, de cabeza al infierno irás.Arrepientete, aún estás a tiempo.Que dios te perdone, hermano.

    13 noviembre 2005 | 21:08

Los comentarios están cerrados.