Entradas etiquetadas como ‘zhang menqian’

Ella pidió un novio… y le salieron miles de pretendientes

Está claro que a Zhang Menqian se le fue el asunto de las manos. La única duda es si su plan iba en serio o sólo se quería reír de algún pobre corazón solitario.

Os cuento, porque mucho me temo que no conocéis a Zhang Menqian (yo, hasta esta mañana, tampoco). Zhang es una universitaria china, que va a la Universidad de Ciencia y Tecnología de China en Chengdu.

Pues bien, resulta que la proporción hombres-mujeres en la institución es de 25 a 1. Siendo gráficos: en esa universidad hay más hombres que en la taberna de Cipri, el de Águila Roja.

Por eso los días 7 y 8 de marzo los declararon “días de chicas”. Ellas reciben una tarjeta en blanco y tienen que rellenarla para ponerla después en un “muro de los deseos”, según publica la prensa china. Hasta aquí bien, ¿verdad? La iniciativa parece hasta bonita.

Sin embargo, la historia se vuelve extraña cuando descubres que una estudiante de primer año dejó un mensaje que decía “Me llamo Zhang Mengqian, voy a primero, creo que soy atractiva, pero extrañamente no encuentro novio. Sin embargo, creo en el destino. Si tú también lo haces, por favor, ven bajo el edificio de dormitorios y grita mi nombre el día 11 de marzo, de 12.30 a 12.50. Yo observaré en secreto y si eres mi tipo, bajaré a conocerte”.

Bueno, bueno, bueno… esto se pone interesante, que diría Jesús Puente, uno de mis ídolos. Suena un poco a “me voy a reír con mis amigas de unos pardillos”, pero como en China puede que las cosas funcionen de otra manera, le vamos a dar el beneficio de la duda.

En fin, que llegaron los problemas, porque la tarjeta se hizo famosa en toda la universidad, y cuando llegó la hora, aquello parecía una despedida de soltero donde sólo faltaba la stripper. Según la prensa china, miles de chicos se plantaron bajo el edificio, aunque sólo unos pocos se atrevieron a gritar “Chica de los deseos” (que al parecer era lo que pedía).

El resultado, como podéis deducir, fue un fiasco mayor que el 21 días haciendo porno de Samanta Villar. Allí no bajó ni Perry el ornitorrinco.

PD: Ya sabéis lo que opino yo, pero ¿y vosotros? Creéis que la chica estaba buscando novio o quería reírse de los desesperados?

Hoy hace un año…

Si te orinas jugando al golf…

Google también se equivoca

– Envía el post:

Bookmark and Share