BLOGS

Cada vez creo en menos cosas Un foro para pensar en lo divino y en lo humano

Me adhiero a la huelga de RTVE

Los trabajadores de mi antigua casa, RTVE, se han manifestado en Madrid, en defensa de una radiotelevisión pública, independiente del poder y de auténtico servicio público. Que yo sepa, por ahora tan sólo se acerca algo a ese ideal la BBC del Reino Unido. En el otro extremo se encuentra la RAI, para mayor gloria, no de un partido político, sino de un empresario/presidente (al más puro estilo Gil y Gil), como Silvio Berlusconi, una televisión donde la profesión de periodista alcanza en algunos casos las más altas cotas de desvergüenza… o de sufrimiento para los que no pueden buscarse otro trabajo.

Pero ni siquiera ese es nuestro mayor problema. Supongamos que hemos perfeccionado los controles de profesionalidad y veracidad, al estilo de la BBC, hasta dejarla libre de toda sospecha de ser la correa de transmisión del partido gobernante: ¿seguiría siendo razonable mantenerla en su concepción actual?

Veamos. El ente RTVE acumula al día de hoy un déficit cercano a los 7.500 millones de euros (cuando lo traduzcáis a pesetas os vais a marear). En todo ello hay un gasto colosal por su condición de “servicio público” de verdad, que ninguna otra televisión podría ni querría hacerlo, como canales de radio generalista sin publicidad, centros territoriales para satisfacer los compromisos del estado con las autonomías, la mayor y más costosa red de corresponsalías por todo el mundo, un canal internacional para promover la presencia del castellano y la cultura española fuera de nuestras fronteras, apoyo a la industria audiovisual, la cobertura de manifestaciones deportivas minoritarias, retransmisiones institucionales, sostenimiento del coro y la orquesta, etc. El ente es un elefante enorme, al que le obligamos a dar de comer gratis a los sectores que los demás no quieren atender por ser deficitarios, pero le exigimos a su vez que concurra en el mercado en igualdad de condiciones que su competencia, tanto en la captación de publicidad para financiarse como en una programación atractiva para el gran público, para la audiencia de todas las edades, condición y cultura.

El primer gobierno de Aznar recibió una RTVE con un déficit aproximado de 200.000 millones de pesetas, y la dejó con otro que superaba el billón. Y con los socialistas el gasto continúa, pues ya para este año se prevé añadir a ese déficit cerca de cien mil millones de pesetas más (sigo en pesetas para no perderme). Todos no pueden ser tan torpes. Por lo tanto creo que no es un problema de gestión, sino de concepción del ente público.

Tal como están las cosas, para que la televisión pública se autofinancie debe superar en mucho a las demás televisiones en su capacidad de captación publicitaria. Y para conseguir más publicidad hay que hacer mayor número de horas… de basura. Me vais a decir que hay honrosas excepciones, pero son tan excepcionales que apenas cubren una o dos horas diarias. El resto de la parrilla es un desierto, porque el talento, además de un bien escaso, es muy caro. “Lo importante”, algo que debemos tener muy presente a diario los profesionales de la prensa, rara vez coincide con “lo interesante”.

La conclusión es que ya que todos, absolutamente todos, vamos a terminar pagando la factura vía impuestos, ¿para qué mantener la falacia de que puede competir en un mercado que ya no es un monopolio? Si es un servicio público, contemplémoslo como un servicio público, como la sanidad, la obra pública o la enseñanza. ¿Por qué tenemos que soportar innecesariamente la basura en una televisión que es de todos? Se podría acudir al sistema de canon, como las autopistas de peaje, o simplemente a los crudos presupuestos generales del Estado, aparte, por supuesto, de una política de racionalización del gasto. Que pierda dinero, pero que lo haga con dignidad. Mi compañero de bitácora, Fernando González Urbaneja, uno de los “sabios” encargados por el gobierno para enderezar el desaguisado, podría ilustrarnos más sobre el procedimiento para una futura financiación.

Pero insisto, servicio público y autofinanciación son dos conceptos antitéticos. Bueno, con la excepción de la Guardia Civil de Tráfico, que seguramente recauda más de lo que nos cuesta (aunque nos duela). Pero ese es tema para otro día.

13 comentarios

  1. Dice ser ena

    Yo sí creo que deba mantenerse una televisión pública de calidad. Si todas las cadenas se privatizasen, el aluvión de basura sería insoportable porque la telebasura es muy barata de hacer y genera muchos beneficios en proporción, aunque una gran parte de la audiencia prefiera en el fondo otro tipo de televisión. O sea, la basura se vende no tanto porque la gente la demande sino por cuanto es un producto barato que se vende bien.La televisión pública se viene ocupando de todo aquello de lo que no se ocupan las privadas por ser caro y rentar poco, o, como bien dices, “lo importante”. Pero yo prefiero que mis impuestos se empleen en eso antes que en otras cosas.Ahora bien, el problema de la televisión pública siempre será que es un instrumento demasiado poderoso como para que el gobierno de turno no caiga en la tentación de utilizarlo en su favor. Y ese es el revés de la cuestión.

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  2. Dice ser popopo

    Difiero un poco en las cifras don ManuelCuando Aznar ganó las primeras elecciones, la televisión pública tenía un déficit acumulado de 600.000 millones de pesetas o lo que es lo mismo, 3.600 millones de euros y perdiendo dinero a un ritmo de 600 millones año.Lo que hizo el PP fue rebajar la cifra de pérdidas en 200 millones/año de media, hasta alcanzar esos 7.500 millones totales al cabo de diez años (incluídos éstos dos últimos).Pero en la época de Aznar, TVE era la número 1 en audiencias y, por lo tanto, se llevaba la mayor parte del pastel publicitario, pudiendo aminorar las pérdidas anuales.Ahora TVE ha perdido esa posición y volverán a aumentar las pérdidas.De cualquier forma yo abogo por unos medios de comunicación totalmente privados, al estilo de EEUU y a darle cera al gobierno, sea quien sea.Aquí se podría aprovechar la necesidad de plantilla que tendrán las demás cadenas con los nuevos canales de TDT para aligerar el personal del Ente y hacerlo más atractivo a un futuro comprador.

    19 Diciembre 2005 | 03:29

  3. Dice ser Sister

    Desde luego la época de Ánsar fue la más creativa fueraparte del baile de cifras que dan D. Manuel y D. Popopo. Creo que el que subió la audiencia AL Nº 1 fui yo, porque consumía los productos alucinógenos que nos mandaba el U.R.D.A.C.I., (droga dura donde las haya)

    19 Diciembre 2005 | 08:35

  4. Dice ser seis

    Manolo, me da que en la época de los telediarios de Urdaci tú pusiste un informativo de la BBC casi por equivocación y comparando casi te da un pasmo. Creeme, ya no es lo que era. Mejor que RTVE, sí, sin duda, pero ni por asomo lo de años atras. Un lástima.

    19 Diciembre 2005 | 09:54

  5. Dice ser Caperucita Roja

    Desde luego en la época de “Ansar” la “contabilidad creativa” hacía milagros, generaba superavit y lo que hiciera falta para sacar pecho, claro que luego viene la UE con las rebajas…TVE ha pérdido audiencia poco a poco y todo empezón con Urdaci y su ppeculiar manera de ver la realidad.Alucinante, eso sí.

    19 Diciembre 2005 | 09:57

  6. Dice ser Manuel Saco

    EphLas cifras que he dado son las que venían manejando los expertos cuando la formación del grupo de sabios. En cualquier caso, como verás, ese es un asunto casi irrelevante, pues lo terrible es que todos los gestores se han aplicado muy bien a incrementar sin piedad ese déficit hasta llegar a estos 7.500 millones.Me interesa más el “otro” debate. Creo que debe permanecer una televisión pública, de servicio, entre la jungla de televisiones privadas, que puede remitir su coste de explotación a los presupuestos generales o a un canon, sin tener que revolver diariamente en la basura para mantener viva la llama de la audiencia. Son cosas que los “neocon” no solucionarán jamás, sino que agravarán, con la liberalización de los mercados como único ideario.Te voy a poner un ejemplo de ahora mismo. Son las diez y pico de la mañana y acabo de oír que ha muerto el doctor Iglesias, el padre del cantante. Enchúfate a la televisión, a cualquiera, en el día de hoy, y tendrás una lección práctica ad nauseam de lo que significa “lo importante” y “lo interesante” para las audiencias.

    19 Diciembre 2005 | 10:05

  7. Dice ser Manuel Saco

    PopopoPerdona el lapsus. El comenttario iba para tí. Es que acababa de leer vuestro rifirrafe en el blog de JAMS y me traicionó el subconsciente. A mí me gusta debatir contigo en estos términos. Perdona, de verdad.

    19 Diciembre 2005 | 10:11

  8. Dice ser JaviWoll

    Me sobran Bertines Osbornes y Pepes Navarros en la televisión pública, ¿el talento es caro?. Pues que trabajen con la “cantera”.

    19 Diciembre 2005 | 10:56

  9. Dice ser elcuratodo

    Independientemente del color del gobierno de turno, RTVE ha sido utilizada por todos ellos y como arma de las privadas en su lucro personal.Observar, nacen las televisiones privadas y no se oponen a que TVE siga haciendo publicidad. Cuando es lo primero que debería haber hecho TVE, no competir y seguir siendo financiada por el estado como servicio público que es, pero claro las audiencias de la televisión privada se hubieran visto afectadas en la medida de que sus emisiones no ganarían demasiados adeptos al ser desbordados los teleespectadores por la cantidad de publicidad emitida, mientras que TVE hubiera emitido programas y películas de una tirada y hubiera aumentado la audiencia. Pues no señores esto no interesa a las empresas privadas, y pensaron, que siga TVE emitiendo publicidad y el gobierno asumiendo la deuda (que no pagarla, de momento) y los intereses que se generen. El BBVA ya los cobrará cuando toque, así monto yo un banco, viviendo de los intereses más los intereses de los intereses, que bien se cobrarán algún día y sino podríamos quedarnos una cadena de las dos que actualmente emiten en abierto como pago de la deuda. (ya se verá).Ahora bien, en el momento que las privadas comienzan a ganar terreno al competir en el mercado igual que la pública, lanzan gritos de la deslealtad de TVE de emitir publicidad y aducen que la pagamos todos, pues nos son listos estos tampoco. Así monto yo también una televisión, no hay que ser muy listo. Al principio competencia por que me interesa, y en el momento que no me interesa que cierren TVE que nos molesta y mientras tanto bancos y televisiones privadas frotándose las manos, hemos hecho el negocio del siglo y los españolitos sin darse cuenta.Cualquier gobierno serio, que aún no hemos tenido ninguno, sabe lo mismo que yo al respecto, pero hay que seguir manteniendo la banca que luego perdona deudas a derecha y siniestra, nosotros nos rasgamos las vestiduras por el chocolate del loro y el negocio detrás, entre bastidores, manejándolo la empresa privada.Televisión pública, pues claro, pero con seriedad y dignidad, no dando a productoras privadas el trabajo, (véase el lector del rollo que estoy pegando, “España directo”, por poner un solo ejemplo) porque TVE no cuenta con los medios suficientes, no me cuadra, cuando por otro lado quieren reducir 4000 empleos. En que quedamos sobran o faltan, que dejen de marear la perdiz y que se aclaren, la BBC o la televisión alemana, financian anualmente el servicio público de sus medios de comunicación y mientras nosotros asumimos la deuda y hacemos ver al ciudadano que TVE gasta mucho, (gasta mucho en productoras ajenas, que realizan el trabajo de los empleados que quieren eliminar) en servicios que se podrían realizar por los trabajadores de RTVE, para eso les pagan, no para tenerlos inactivos mientras las productoras se llevan el dinero de los españoles, cobrando de esa manera los favores que le han hecho a tal o a cual partido.El 50% de la deuda son intereses, que gestores más buenos tenemos en el gobierno y repito a derecha y siniestra, ¿o no saben de cálculo o no les da la gana de aprender?, creo más bien lo segundo.

    19 Diciembre 2005 | 14:24

  10. Dice ser popopo

    Yo me pregunto a que os referís cuando hablais de televisión pública de calidad.Hay que tener en cuenta que llenar la parrilla de debates políticos tipo 59 segundos, sobre literatura como Sánchez Dragó, conciertos de música o documentales sobre el principio de la humanidad, es arriesgado.Ma gustaría saber cómo está repartida profesionalmente la plantilla de 9.000 trabajadores del Ente.Con la entrada de la TDT, tve se ha reservado seis canales que tendrá que alimentar de contenidos y eso son más de 50.000 horas de emisión entre todos al cabo del año.Me pregunto si sería posible crear pequeños grupos de trabajo, una especie de mini-productoras, que se especialicen en un determinado tipo de programa y que sirvan para abastecer de contenidos a las ocho cadenas sin tener que recurrir a productoras externas que tan caras resultan.El programa España directo es una copia del Madrid directo, incluso ficharon a la directora del mismo, pero el Madrid directo es un formato donde un montón de reporteros salen a la calle y hacen multitud de entrevistas cortas, de unos 10 o 15 minutos cada una, de modo que mientras se emiten tres o cuatro al primer reportero le da tiempo a cambiar su ubicación y realizar otra de nuevo, generándose una “rueda” de entrevistas y reportajes en directo a un ritmo vertiginoso.Eso se podría hacer a nivel nacional, aprovechando los recursos del Ente, incluso las 24 horas del día y además, en caso de que ocurriera alguna noticia relevante te permitiría cubrirla antes que nadie al tener un montón de reporteros en la calle constantemente repartidos por toda la geografía. Lo difícil sería determinar que contenidos o tipo de reportajes realizar para mantener la atención del espectador.

    19 Diciembre 2005 | 15:27

  11. Dice ser D'artagnan

    La política de Aznar para resucitar TVE era clara y efectiva: si censuramos los programas de gran audiencia como “Caiga Quién Caiga” obligaremos a la gente a ver “Cine de Barrio”.Le faltó tiempo.

    19 Diciembre 2005 | 17:31

  12. Dice ser imagina

    La televisión pública y de calidad, no existe o no es posible con los condicionantes actuales. Vivimos en un país capitalista, pretendidamente democrático.O bien se hace una televisión pública de calidad, olvidándose de los índices de audiencia, prescindiendo de la rentabilidad de la misma (sin publicidad, con programas informativos, instructivos, películas seleccionadas, etc.), cueste lo que cueste (seguramente costaría menos que el bodrio que conocemos), o se vende televisión española al mejor postor y allí se las apañen las televisiones privadas y sus víctimas (seguramente surgiría alguna que encontraría la rentabilidad en la calidad).El incomparable El Roto, reconoce públicamente que no tiene televisión, parece que es posible, aunque yo no soy capaz.Me llamo imagina y soy “tele adicto”.Saludos

    19 Diciembre 2005 | 20:24

  13. Dice ser elcuratodo

    La televisión pública, como tal, tiene que cubrir el espacio que las privadas no llenarán jamás porque son programas para minorías, pero con derecho a recrearse y llenar su tiempo de ocio en poder ver aquello que es de su interés. Naturalmente que deben existir programas de entretenimiento de corte mas generalista, incluso grandes hermanos porque el público así lo demanda, deportes minoritarios que otras cadenas no querrán emitir y programas dedicados a las diferentes religiones existentes actualmente en nuestro país y a todos aquellos signos de cultura que la sociedad demande en cada momento.La TDT se ocupará de canales temáticos y ofrecerá la posibilidad de la interactividad del telespectador, con lo que las estadísticas de los gustos del pueblo cada vez “contribuirán” más, a saber cuales son las tendencias del mercado. Si el Estado se aprovecha de ellas nos puede volver más tontos, o más listos, depende de cómo se use.Un canal temático puede tener un coste altísimo o muy bajo en función de los contenidos. Si lo llenamos con programas informativos y de corte actual tienen su coste medianamente elevado, pero si lo llenamos de documentales comprados el coste es bajo a la vez que llena de contenido la parrilla de programación, ahí es donde debe existir una comisión que elabore los contenidos en función de los datos acumulados de audiencia.Hacer dramáticos y teatro tiene un coste alto por el montaje que implica un plató, iluminación, adaptación del guión, actores, técnicos, etc. Hacer una entrevista en plató no requiere un gran gasto en decorados y si utilizan la realidad virtual, mucho menos. ¿Que se tiene que preparar los profesionales?, claro que si, pero existe hasta el IORTV, (Instituto Oficial de Radio y Televisión) perteneciente al grupo RTVE, que debe acometer la tarea de formar a los profesionales existentes y adaptar sus conocimientos a las nuevas tecnologías que van surgiendo sin parar.Todo esto es lo que no harán nunca las privadas, ni programas de calidad por los costes, ni formar a su personal por lo mismo, se limitarán a esperar que el personal se forme en RTVE, para luego contratarlo a mejor precio y aprovechar sus conocimientos. Hasta ahí me parece normal, por que no existe una universidad hoy en día, que forme a nuestros futuros técnicos de una forma integral en cuestiones de alta tecnología, lo que da a entender que RTVE, también se debe mantener para tener gente lo suficientemente preparada como en el entorno de los países que nos rodean, y no exasperar a las diferentes comunidades de España cuando se está en la oposición, del terrible gasto que representa el mantenimiento de una Radio Televisión Pública.A ti te gusta el Madrid directo y a mí el Catalunya avui (Cataluña hoy) que lleva años en pantalla y los demás han copiado como formato, pero no se trata de cual es mejor si satisface los deseos del público aunque sean minoría, yo no veo la misa nunca y ahí está, si que digo, que con las demás confesiones se deberá hacer lo mismo, si no, no hay igualdad para todos.Los recursos actuales del Ente son inmensos, pero el dinero manda, un asco.Hoy estás más moderado popopo.Adeu, brindaré con cava catalán, para que esto de la RTVE llegue a buen puerto, ah….. y un poco de JABUGO.

    19 Diciembre 2005 | 20:43

Los comentarios están cerrados.