Elecciones generales, 20 de noviembre de 2011

Archivo de enero, 2017

El saber realmente útil

Por Elena Trius

Campus de la Universidad de Navarra (Europa Press).

A lo largo de la historia ha existido una selección intencionada de los saberesútiles“: son los considerados esenciales, aquellos que se ofrecen en la universidad como carreras de prestigio. Otros, sin embargo, se mantienen en un segundo plano. Estos “saberes de segunda” acostumbran a pertenecer al campo de las humanidades.

En la actualidad, numerosas empresas patrocinan cátedras, grupos de investigación y becas específicas para los saberes que consideran rentables dentro del sistema capitalista y de consumo. La filosofía, las letras y las artes quedan relativamente aislados y tienden a desaparecer.
Preguntémonos, por tanto, ¿cuáles son los saberes realmente útiles para el ser humano? ¿Los que le convierten en productor/consumidor o los que le enseñan a vivir?

¿Decir palabrotas es signo de autenticidad?

Por Rocío Castejón

Una mujer gritando (Gtres).

Hace aproximadamente una semana leí en un diario un artículo que afirmaba que había una relación positiva entre blasfemia y honestidad. Defendía que el decir palabrotas era signo de autenticidad.

¿Es que tenemos que ser maleducados para ser auténticos? Yo creo que el asunto de las palabrotas va más ligado a la sensibilidad que a una muestra de honestidad. La autenticidad no solo se demuestra diciendo lo que se piensa si no que se demuestra haciendo lo que se dice.

La Rae define blasfemar como: “Decir palabras o expresiones injuriosas contra alguien o algo sagrado”. ¿Ofender a alguien es ser auténtico, honesto? ¿O es simplemente mala educación y una falta de respeto?