Entradas etiquetadas como ‘dave hurban’

Se implanta imanes en la muñeca para usar un iPod Nano como reloj

A veces no se me ocurre una frase ingeniosa con la que empezar el post (a decir verdad, rara vez ocurre). Por eso hoy en lugar de empezar con el chascarrillo de turno, se me ha ocurrido arrancarme a cantar. Ahí voy… “Imán, tú que te unes al metal, imán, tú que lees el Corán, imán, imán, imán”.

Ale, una vez hemos roto este silencio incómodo con el que empieza cada entrada, os cuento la historia de hoy. ¿Nunca habéis querido ser diferentes e innovadores? Seguro que sí, sobre todo con 16 años. Pues bueno, Dave Hurban, un tipo (teóricamente) muy creativo decidió que quería ser distinto y que lo iba a ser a lo bestia, por eso se implantó cuatro imanes en la muñeca de modo que pudiera llevar su iPod Nano enganchado en todo momento.

Es algo que solo parece tener ventajas. ¿Quién no ha querido tener un reloj tan molón y tan caro? ¿Quién no ha querido quedarse enganchado a la nevera? ¿Quién no ha querido volver loca una brújula y sentirse Magneto? ¿Nadie? Bueno, quizás nadie, pero él es capaz de todo eso y mucho más gracias a su sistema iDermal, recogido por infinidad de medios internacionales.

Como ya supondréis, iDermal consiste en clavarse los imanes en la muñeca, de modo que no es accesible para todos los públicos. Tienes que estar dispuesto a soportar un poco (o un mucho) de dolor, no puedes tenerle miedo a la sangre y… bueno, debes estar preparado para una cantidad obscena de bromas de amigos y de interrogatorios en los aeropuertos, porque ese tipo de cosas raras son de las que encantan a los guardias de seguridad.

¿Y por qué se ha tomado tantas molestias el señor Hurban con su iDermal? Pues bueno, quizás creáis que intenta crear tendencia, que busca un método revolucionario de algo… pero no. Lo único que pensó es que “quedaría guay”, y por eso lo hizo, según contaba en una entrevista.

Podéis ver el proceso de implantación de los imanes en el vídeo que adjunto a continuación. Ahora bien, no lo hagáis si os da cosica, porque yo advierto de que algo da: no deja de ser un tipo implantándose imanes en la muñeca. Doler tiene que doler.

PD: La gran pregunta es… ¿qué ocurrirá cuando Apple saque un iPod nuevo que no encaje en su iDermal? Pues buena pregunta. No pasará absolutamente nada, porque no tiene previsto quitarse los imanes para ponerse otros. “Sea más grande o más pequeño, no lo voy a cambiar”, confiesa el muchacho.