BLOGS

Cada vez creo en menos cosas Un foro para pensar en lo divino y en lo humano

Por qué ya no se hacen películas como aquellas

Todos los medios de comunicación dedicaron ayer tiempo y espacio a rememorar el 30º aniversario de las primeras elecciones democráticas en España después de la guerra civil. Las imágenes de aquella transición a la normalización democrática, llevada a cabo en una sociedad sumamente inestable emocionalmente, todavía sueltos los fantasmas de todos los miedos, todavía intactas las fuerzas que habían apoyado y mantenido la pervivencia de la dictadura -la Iglesia católica, el ejército, el aparato policial, la judicatura- aquellas imágenes, digo, son la prueba de que los partidos y las convicciones políticas pueden hallar espacios de encuentro y entendimiento cuando sobre ellas se cierne la amenaza de un enemigo común. El enemigo entonces era la dictadura y su rastro de opresión, y el pegamento, el miedo a una vuelta al pasado, a una involución que acabaría enseñando la patita el 23 de febrero de 1981 con la asonada del coronel Tejero.

De la España de hoy ha desparecido todo aquel magma amenazante, y la higiene democrática ha permeado todos los estamentos de la sociedad, con mayor o menor intensidad y convicción. Y sin embargo, muchos tenemos la sensación de estar viviendo estos últimos años parecida zozobra política a la de entonces, cuando los problemas de hoy, vistos con perspectiva histórica, son apenas un constipado comparado con aquel cáncer que pudo haber acabado con la democracia recién estrenada.

La banda terrorista ETA lleva años cumpliendo el papel de relevo de amenaza involucionista, tan parecida en sus fines y en sus métodos al aparato opresor de la dictadura, que lo mismo te podía suicidar por una ventana en las dependencias de una comisaría que te hacía desaparecer en alguna fosa anónima. Debería bastar esta amenaza para que, como en una segunda transición, todas las fuerzas políticas fijasen una estrategia común contra el enemigo. Por eso, viendo ayer los programas monográficos emitidos por las radios y televisiones sobre nuestro paso a la democracia, tuve un ataque de nostalgia, y me pregunté por qué aquella izquierda y aquella derecha habían sabido renunciar a lo accesorio y unirse contra el enemigo común.

Los blogs de debate político, y no sólo éste, son la escenificación perfecta del cainismo español, esa enfermedad que se llevó tantas vidas en la guerra civil. Nuestro contertulio Alter K cavilaba ayer sobre las razones de que Caín tenga esa querencia enfermiza a entrar en los blogs de su hermano Abel, unas veces para debatir en buena lid, pero otras para hacer deposición de sus peores instintos, grosería y mala educación. Generalmente en estos últimos su “estilo literario”, digamos, ya habla por sí solo, algo así como un exquisito estilo kale borroka, o de graffiti urbano, o de terrorista de los retretes, de esos que prefieren cagar sin levantar la tapa.

Yo, como Alter K, también me he preguntado muchas veces cuál debe de ser la pasta de ese Caín, para quien el mayor disfrute es alardear de su grosería e incultura. Intentaba imaginarme a mí mismo entrando en misa de doce, un domingo cualquiera, borracho, y cagándome en dios mientras pisoteaba con saña la hostia que el cura me había dado de buena fe, ante el estupor de los feligreses. Yo, que no podría llevar bajo el brazo el diario La Razón o El Mundo, por vergüenza y por temor a que los vecinos supiesen de mis problemas mentales, como el que lleva escondido un video porno, no puedo concebir que alguien sea capaz de entrar a vomitar en casa o iglesia ajena por el puro placer de sembrar odio.

No tengo la respuesta. Pero creo que los miembros de esta kale borroka fascista no son más que el reflejo de la moral de sus mayores, sólo siguen pautas aprendidas, impulsados por esa derecha que tanto odia asignaturas como Educación para la ciudadanía, la misma que cree que desestabilizando la convivencia obtiene mayores réditos electorales, sin que le importe que el enemigo común –ETA, en esta segunda transición- esté nuevamente sitiando nuestro sistema democrático.

Cuando ayer veía las imágenes de aquellos padres de la Constitución, de aquellos herederos del franquismo haciéndose el hara kiri, paladines del consenso, en un ejercicio de suprema inteligencia y supervivencia política, me preguntaba, como en Hollywood, por qué ya no se hacen películas como aquellas.

26 comentarios

  1. Dice ser carlos

    Por aquel entonces, hace 30 años, muchos estarían saliendo del armario de la Falange y del Opus Dei.El partido socialista prácticamente no existía en la época de Franco y lo poquito que había estaba bien controlado por la policía. Se reinventó después a partir de gente casi tan antifranquista como Fraga (los que salían del armario) para evitar que tuviese muchos votos el PC (éste sí existía y en él militaron hasta la muerte de Franco gente de toda ideología, desde auténticos comunistas hasta liberales. Incluso Jiménez Losantos estuvo en el PC).Si las fuentes de financiación de los partidos son tabú, uno de los grandes misterios de nuestra época es de dónde salió el dinero para reflotar un partido que en 1975 no era nada. Parece ser que el dinero vino del Régimen, precisamente para obstaculizar al PC una vez fuera legalizado.Algunos de estos listillos que hoy día se declaran antifranquistas y van repartiendo carnets de demócratas salieron con muchos “kilitos” de mas. ¿Y qué hacer con ese dinerito?http://carlaescorts.com/

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  2. Dice ser Pepe Polémico

    Manolo, tu ciclotimia cada vez es más delirante.De traca cuando, a “aquellos herederos del franquismo” (Torcuato Fernández Miranda, Rodolfo Martín Villa, Alfonso Osorio, Herrero de Miñón, Gabriel Cisneros, Fraga Iribarne, … ), les defines como “paladines del consenso”, en contraposición a “estos herederos actuales del franquismo” (Rajoy, Aceves, Zaplana, Aznar, … ), que por derivación, les toca en el reparto ser “paladines de la divergencia”. Con Fraga Iribarne te superas y eres capaz de incluirle en uno y otro grupo.De amnésico, cuando recordando con Pericles la llamada “semana negra” de enero del año 1977, evocas la matanza de los abogados comunistas de Atocha a manos de la temible ultraderecha y te olvidas de la matanza de dos policías y el secuestro del presidente del Consejo del Estado, Antonio Maria de Oriol y del teniente general Villaescusa realizado en paralelo por la radical que no serena, ultraizquierda (GRAPO).De mala baba, cuando insistes en potenciar la confrontación que no la concordia entre derecha e izquierda.Pericles,Por edad, yo pasé la “fase progre” unos años después que tú, ya con los socialistas en el Gobierno. Aprendí mucho de aquellos jóvenes idealistas, básicamente a no creer en ningún dogma impuesto y a pensar por mi mismo y no por terceros iluminados. Y tanto me aplique en ello que pronto hube de romper mi compromiso con aquel progresismo sectario que perseguía la misma perpetuación en el poder que el conservadurismo contra el que decía luchar y que modificaba principios de izquierda elementales como la “redistribución salarial” a favor del “mérito redistribuidor”. Me fue imposible desde entonces mantenerme codo con codo con los “progresistas que por méritos tenían tantos abrigos y zapatos como los conservadores que habían heredado los abrigos y zapatos”Como final y para que sirva de reflexión, en el entierro de la joven abogada Mari Luz Nájera, en el cementerio de Barajas se cantó la Internacional y se rezó un padrenuestro.

    30 Noviembre -0001 | 00:00

  3. Dice ser Santo

    ¡Ojalá se pudiera hacer oír un aplauso por escrito! Grande, señor Saco, grande.

    15 Junio 2007 | 01:50

  4. Dice ser Julian

    Si obligan a estudiar Educación para la Ciudadanía y si no se cursa se repite curso ya es cagarse en el dios de tú hermano Caín… que por supuesto era de derechas que para eso es el malo de aquellas buenas películas de las que habla Saco.Aquí, en España jamás ha existido unión, en la puta vida, triste pero cierto. España es un país de guerras, de no menos guerras civiles y de envidias por el vecino, de odio, de hombres con muchos huevos que por donde pasaban no crecía la tierra y esto es nuestro país, ni más ni menos. Después de cuarenta años de cruel dictadura, de nacer nuevas generaciones, de un Rey comprometido con la democracia y políticos a la altura se pudo llegar a cierto consenso, no sin antes los militares tocar los huevos por la legalización del partido comunista, la Iglesia por el divorcio y la izquierda por tener que admitir la bandera, al Rey y el himno. Pero oigan, que siempre cabrones, siempre matándonos pero al menos teníamos algo que ya no tenemos, que se ha perdido por la dejadez de la izquierda por entenderlo como fascismo y el mal uso del patriotismo patán de la derecha. Antes todo se hacia por España, todos hermanos en los momentos difíciles que casi siempre eran guerras, orgullosos de lo que éramos, sin comparaciones odiosas con Europa, ahora todo lo que hace España es miserable, objeto de mofa o burla… el norte de África. Por eso no hay consenso a mi entender, porque no hay patriotismo, porque no hay unos ideales fuertes y un objetivo común a seguir, porque antes se erizaban los pelos y se fundía uno con el de al lado en fraternal abrazo al oír el himno y ahora según donde lo pongas te pueden incluso cruzar la cara. A ETA no se la vence con visitas “estelares” de los dos principales partidos, ni uniéndose partidos por muchos millones de votos que tengan… a ETA se le vence con el pueblo unido porque las democracias no se construyen desde los políticos hacia el pueblo, la democracia se consolida y florece desde el pueblo hasta los políticos. ¿Dónde hay una manifestación apolítica del pueblo defendiendo la constitución y luchando contra ETA?, si hace falta se van con banderas, de España y de la República que todos somos españoles, pero siendo los líderes nosotros, el pueblo y ese día a tomarse el café los políticos. No es problema de partidos si no nuestro, el espíritu del 2 de Mayo, invadida España por Francia, humillada poniendo otro Rey, nuestro Ejército desmantelado, nuestro Rey prisionero, nuestro ancestral orgullo por los suelos… y fue el pueblo, sin cabezas gobernantes, sin políticos corruptos, sin militares felones, sin reyes parásitos los que a la voz de ¡Viva España!, expulso al invasor. Señores, lo lamento… no verán ni veré ese día mientras viva, en el que todos seamos hermanos y no miremos nuestro color político si no a una persona digna de llamar compatriota.

    15 Junio 2007 | 02:09

  5. Dice ser Acteón

    En nuestro país, querido Manuel, siempre se ha respondido con cordura y valentía en situaciones extremas, pero lo malo es a menudo el día a día. Cuando la cosa se tensa y la cuerda está a punto de saltar, el español da su paso reglamentario al frente y se lanza contra lo que sea, franceses, transición o 23F. Pero en los interregnos es cuando afloran brutalmente los eternos defectos de nuestra sociedad, la ambición desmedida y la envidia nacional.Así pues, para el diagnóstico de lo que tanto te preocupa, te propongo dos respuestas: para la actitud de los trolls, en este blog o en los media, mi respuesta es la envidia. Esa “Tristeza o pesar del bien ajeno” que define la RAE, esa pulsión miserable de lo más recóndito del alma española que acompaña todos nuestros pequeños éxitos.Para la falta de unidad frente al enemigo común que sintetiza ETA, mi propuesta-de-respuesta es la falta de percepción general de que se trata de un problema grave y a punto de estallar. ¿Por qué? En buena parte, los medios nos han habituado a que sus movimientos sean más noticia que motivo para la alarma. Por otra, ver a los políticos politiqueando con ella, usándola como arma, no contribuye precisamente a comprender en general su existencia y acción como un peligro inminente.No pretendo tener razón, sino aportar mi punto de vista a tu excelente post de hoy.Por cierto, ¿no te merece una entrada la actitud de la Iglesia Católica frente a Amnistía Internacional? De pena.

    15 Junio 2007 | 08:45

  6. Dice ser Julia

    Me ha encantado lo leído, Saco.Solo veo un problema:La izquierda cuando pierde en las urnas se retira a reflexionar el porque los ciudadanos no le han dado su apoyo, y colabora con los ganadores en los principales asuntos de Estado e intenta volver a conseguir el poder democráticamente.La derecha hace lo contrario insulta a los electores y al ganador ,considerandole no apto para gobernar y poniéndole todos las trabas posibles y en cierta manera parando el normal funcionamiento del sistema democrático y pasando del interés general.Y esto no es dicotomía ,es una realidad que seguirá repitiéndose pues la derecha no sabe perder y es hora de que lo aprenda a base de practicar.

    15 Junio 2007 | 09:20

  7. Dice ser Joaquim

    A Caín no le bastó con partirle la crisma a Abel de un garrotazo. Quiere que continúe pudriéndose eternamente en la misma cuneta donde le enterró en 1936, y que la familia siga punta en boca.Por cierto, a su conciencia la arrojó Caín a la misma fosa. Así que no hay esperanza con él.

    15 Junio 2007 | 09:33

  8. Dice ser Alter K

    He oído una y otra vez comentar las maldades de Educación para la ciudadanía, he oído acusar al Gobierno actual de querer manipular a los alumnos, poco más que para lavarlos el cerebro y convertirlos en “adeptos al régimen”, he oído hablar de adoctrinamiento, casualmente a los únicos que imparten una asignatura doctrinal, pero aún no he oído los motivos. ¿Qué es lo que tanto preocupa de la asignatura? ¿Qué hay tan terrible en ese currículo?http://www.mec.es/cide/espanol/investigacion/eurydice/publicacion…Los objetivos de la asignatura consisten en:”Objetivos dirigidos a desarrollar en los alumnos una cultura política (adquirir conocimientos teóricos sobre los derechos humanos y la democracia, familiarizarse con el funcionamiento de las instituciones políticas y sociales, apreciar la diversidad cultural e histórica, etc.)Objetivos relativos al desarrollo de las actitudes y valores necesarios para convertirse en ciudadanos responsables (aprender a respetarse y a respetar a los demás, escuchar y resolver conflictos de forma pacífica, contribuir a que los individuos convivan en armonía, desarrollar valores acordes con una sociedad plural, construir una imagen de sí mismo positiva, etc.)Objetivos para estimular la participación activa de los alumnos, que les permitan implicarse en la vida de la comunidad escolar y local, y adquirir las competencias necesarias para participar en la vida pública de forma responsable, constructiva y crítica. Se debe dar a los alumnos la oportunidad de experimentar de manera práctica con los principios democráticos. Asimismo, también debe promoverse su capacidad para actuar los unos a favor de los otros y para participar en otras iniciativas pertinentes.”¿Dónde está la parte terrible?Salud

    15 Junio 2007 | 10:37

  9. Dice ser absurdo

    La derecha quiere a una ciudadanía analfabeta que no les ponga peros ni a ellos ni a sus proles (ni a sus curas),ya tenemos bastantes ejemplos de planes educativos casi franquistas.

    15 Junio 2007 | 11:18

  10. Dice ser Enrique

    A mi modesto entender, me parece francamente acertado tu artículo de hoy. Creo que, mientras los grandes partidos de izquierda, PSOE e IU, han moderado su discurso a la par que han ido desapareciendo los partidos mas extremistas, los partidos de derecha han ido fundiéndose en una única formación, pero han radicalizado su discurso.En unas imágenes de ayer veía, junto a Adolfo Suarez, a un jovencísimo Gabriel Cisneros, con el cual coincidí en el año 96, ya entonces se había pasado al PP, antes de las elecciones generales, en una visita a una bodega de la Ribera del Duero. Aún no compartiendo su ideología, me pareció un hombre bastante sensato, dialogante y gran persona. Tanto es así, que habiendo en el grupo una pareja de antiguos votantes de IU, como ellos mismos comentaron, acabaron de convencerse para hacerse nuevos votantes del PP. ¿Donde han ido a parar aquellos políticos de la derecha honesta del pasado?. En la actualidad lo que nos queda son perlas como estas: “el candidato del PP a la alcaldía de Santiago llamando ‘especie de ministro marimacho’ a Dª Magdalena Alvarez”. Ver para creer.

    15 Junio 2007 | 11:24

  11. Dice ser Iri

    Me ha encantado, hasta podría emocionarme sino estuviese en el curro…Creo que la diferencia entre esos años y estos es la capacidad de compromiso y renuncia que tuvieron algunos entonces y que ahora no tiene casi nadie. Me explico, la transición llegó a buen puerto en parte gracias a los esfuerzos del rey y Suárez (que fueron muchos) pero sobre todo gracias a las concesiones que hizo Santiago Carrillo en nombre del PCE (y que, entre nosotros, alguno que más tarde fue presidente, aprovechó muy bien) o al menos esa ha sido siempre mi interpretación tras cinco años de carrera de historia. Ahora casi nadie se plantea ceder un ápice, aunque se llenan la boca de todas las concesiones que hacen (y aquí no diferencio partidos) y traten de ganar votos a costa de mentiras, miedos etc…Una lástima!!

    15 Junio 2007 | 11:39

  12. Dice ser pepa

    Dice Julián:”No es problema de partidos si no nuestro, el espíritu del 2 de Mayo, invadida España por Francia, humillada poniendo otro Rey, nuestro Ejército desmantelado, nuestro Rey prisionero, nuestro ancestral orgullo por los suelos… y fue el pueblo, sin cabezas gobernantes, sin políticos corruptos, sin militares felones, sin reyes parásitos los que a la voz de ¡Viva España!, expulso al invasor.”Lo malo es que el tal Rey prisionero no era mas que un fantoche cornudo que vivía tranquilamente en el exilio con la pensión que el propio Napoleón le pasaba. Su hijo, “el Deseado” un mal bicho vengativo y estúpido que lo primero que hizo fue derogar la Constitución de Cádiz, y que fue recibido en nuestro país con los gritos de “¡Muera la libertad!” y “¡Vivan las cadenas!” y en la universidad se pronunció la celebre frase: “Lejos de nosotros la funesta manía de pensar”.¡Ojalá toda esa energía que se derrochó para echar a los franceses hubiese servido igualmente para librar a este país de la ignorancia, la intolerancia y la miseria moral y política que aún arrastramos.Ayer, al volver a ver aquellas imagenes de jovenes barbudos y un poco enclenques, sentí envidia de un tiempo en que que teníamos lo mas importante: la esperanza.

    15 Junio 2007 | 17:07

  13. Dice ser Acteón

    Alter KNo es tanto un ataque por lo que es la asignatura en sí, sino por lo que supone de dar carpetazo a la EXCLUSIVA de la Iglesia católica española en cuanto respecta a doctrina. Les hace daño no ser ya los únicos que ostenten el privilegio de educar (ya sabes, misas, comuniones, doctrina sesgada, anticondones, no sexualidad sin bendiciones, antiabortismo…, más todo lo que de ahí cuelga, que es mucho) y que los chavales se puedan educar en sensibilidad social, en participación, en ejercicio de la democracia y esas nimiedades les quita (más aún) posibles clientes.Luego se disfrazan de ultrademócratas y se atreven a tachar esta asignatura (recomendada por el Consejo de Europa) de totalitaria.Si no fuera para llorar, sería de partirse las tripas. Los que acaban de atacar a Amnistía dando lecciones de democracia.

    15 Junio 2007 | 17:13

  14. Dice ser Io Shi She

    Mi aportación a la objeción episcopal.La iglesia romana es una organización fascista –si es necesario lo puedo justificar sobradamente- que para sobrevivir necesita de la ignorancia de sus fieles.Su supervivencia está fundada en el comportamiento ovino del rebaño. Es una imagen muy querida de la jerarquía.Desde Constantino es una constante histórica su oposición a la ciencia, al desarrollo integral humano, a la libertad.Su único interés es el dinero y el poder. Y a ello dedican todo su esfuerzo, siempre aliados como fieles agentes del poder para mantener a los súbditos sumisos y temerosos.Esta es la educación que desean, ¡que necesitan¡ dar a nuestros hijos.Una aclaración. Estoy hablando de la jerarquía, incluido el jefe de profesión represor de la libertad intelectual.Mi respeto para los creyentes que de buena fe se creen y practican lo que sus obispos han inventado para burlarse de ellos.

    15 Junio 2007 | 17:40

  15. Dice ser Io Shi She

    Felicitaciones a D. Manuel Saco.Excelente post. Ha obrado la maravilla de expulsar a los trolls.¡Gracias¡

    15 Junio 2007 | 17:42

  16. Dice ser pericles

    Mi adolescencia comenzó con la Transición. Así pues, podría decirse que nuestra democracia en ciernes y el hombre en ciernes que se formaban en aquellos años fuimos parejos. Había mucho entusiasmo y mucha ilusión. Y también miedo a que todo se rompiera y hubiera un retorno a la oscuridad y el autoritarismo.Por un lado, éramos idealistas y radicales, y la democracia que hacía dos días no teníamos nos sabía a poco, queríamos ir mucho más allá, hacía una sociedad libre, de ciudadanos iguales, donde las oportunidades fueran las mismas para todos y la riqueza se repartiera equitativamente. No como decían algunos, que todavía vivían en el pasado: si eres socialista, dame tu abrigo o tus zapatos. No, costaba explicarles que no se trataba de eso. Que de lo que se trataba no era que todos fuésemos pobres, sino que todos participáramos de la riqueza que la sociedad creaba y recibiéramos según nuestros méritos, no sólo por herencia. Descubríamos poco a poco el sexo, todavía con inocencia, al mismo tiempo que vislumbrábamos unos horizontes idílicos. Cuando el agorero de costumbre nos exponía todos los males del desorden, de la anarquía, de la inmoralidad que nos invadía… le mirábamos con conmiseración y con una cierta lástima, pero sin rabia ni rencor. Leíamos todo lo que caía en nuestras manos que sonara a intelectual, incluso con la pretensión de ir más allá de lo terrenal. El idealismo brillaba lo mismo que la inconsciencia de la juventud. Galdós, Blasco Ibáñez, Baroja, Hemingway, Steinbeck, Huxley, Orwell, Dostowieski, Zola… sustituían a Verne, Salgari, London, Karl May o Stevenson, al igual que Suárez, González, Carrillo, Fernández Ordónez, Escudero, Alzaga y otros nombres sustituían a los viejos políticos franquistas.Por otro lado, también existía la incentidumbre y cierto temor a una reacción que terminara con todo. Y los grises seguían cargando y dando golpes con sus porras en la espalda cuando teníamos que salír corriendo huyendo de ellos después de manifestarnos al grito de “el hijo del obrero, a la universidad”.Tiempos de ilusión y de nostalgia. Por los que se siente lo mismo que por una juventud que se fue para nunca más volver. Luego vino el desencanto, al que siguieron la pasividad y posteriormente la crispación. Somos los mismos y somos diferentes. Pero creo que el camino que comenzó aquél 1977, con las primeras elecciones libres desde 1936, ha merecido la pena. Todavía queda la rémora de ETA, pero lo cierto es que ahora somos un país moderno y desarrollado integrado plenamente en Europa, con inquietudes de país rico que ve como a unos intrusos a los que vienen del mundo pobre a quitarnos “lo nuestro”. Existen todavía muchos desequilibrios y muchas carencias, especialmente educativas. Pero este que esto escribe, no lo cambiaría por nada. Ni su juventud pasada ni nuestra Transición desde un régimen autoritario y represor a uno de libertades y oportunidades. Desde la madurez y la reflexión, las cosas se ven con más sensatez, y se tiende a dar más valor a lo positivo y a lo que se tiene y se ha obtenido, al mismo tiempo que a dejar un tanto de lado lo negativo y lo que nos falta. Quitando a los tiempos actuales la crispación, muchas veces artificial, que nos invade, creo que nunca en nuestro país sus ciudadanos han vivido mejor.Así ve las cosas un “progre” de aquellos tiempos. Dejo una viñeta que me ha devuelto a aquellos tiempos con un cierto punto de nostalgia. Quizá, el mejor homenaje que podemos hacer al génesis de nuestra democracia es recordar la Transición con los ojos de un niño:http://www.elpais.com/vineta/?d_date=20070615&autor=Peridis&ancho…Saludos.

    15 Junio 2007 | 21:05

  17. Dice ser Kim os the mongos

    A los caínitas de siempre no les bastó con partirle la crisma a la legalidad vigente en la España de 1934. Continuan erre que erre hasta que consigan pudrirla eternamente. Setenta años despues, SETENTA, continuan con ese afan revanchista de hundir a España en el lodazal. No lo consiguieron entonces pero continuan intentandolo. No les gustaba España entonces ni les gusta ahora. No les gustaba entonces y`para ello se alieron con todo tipo de gentuza partidarios de dictaduras stalinistas (hoy en día con partidarios de dictaduras regentadas por el Trio de la Sudacas). No les gustaba la legalidad de entonces (la republicana) y para ello se aliaron con nazi_onalistas periféricos que rapidamente se apresuraron a declarar Estados independientes que desgajaron de ESPAÑA con la unica finalidad de cargarsela.No les gusta la legalidad actual (la constitucional del 76) y corren a pactar con antiguos terroristas tipo Esguarra Repugnante de Cacalonia o neofascistas tipo accion nazi vasca con la unica finalidad de cargarsela cuanto antes.Treinta años despues quieren cargarse el consenso de todos. Quieren una “segunda transición” que nadie les ha pedido y cuya única finalidad es que España, como nación, desaparezca del mapa. Quieren un engrendo del que desconocen la forma, una falacia “confederal” que le imponen los que tienen la llave para gobernar.Acabaremos como ellos desean, dado que marcan el paso, acabaremos como en Palestina, Yugoslavia, etc. Si los españoles no lo remediamos .. no hay esperanza para España.

    15 Junio 2007 | 21:53

  18. Dice ser rosa

    Estás que te sales,Pericles,estupendo .Has tocado mi alma roja.Salud company.

    16 Junio 2007 | 08:33

  19. Dice ser Manuel Saco

    PericlesEse fue también uno de los raros días que marcaron mi vida. Yo, que por lo que se ve, soy mayor que tú (sólo en edad), lo viví con una intensidad y una rabia contenida tales que aún hoy esas imágenes me parecen el ejemplo más perfecto del cainismo español del que hablábamos. Por entonces ya colaboraba con los partidos de izquierda en la clandestinidad desde hacía algunos años, y entre mis colegas cundió el pánico durante unas horas, tan sólo unas horas, las justas hasta comprobar que la izquierda, con su reacción serena, estaba mucho más madura de lo que quería vendernos el régimen. Esa actitud fue decisiva, creo, para los sucesos futuros y el éxito de la participación democrática.

    16 Junio 2007 | 09:45

  20. Dice ser pericles

    Acabo de terminar de ver la película titulada “Siete días de enero”, de Juan Antonio Bardem, que han puesto en la 2. Cuenta los días siguientes al asesinato de los abogados laboralistas ocurrido en la calle Atocha el 24 de enero de 1977. No he podido evitar volver a sentir una gran emoción, especialmente al final, cuando sobre una gran banda sonora se emiten imágenes del entierro de los cinco asesinados, y como el silencio y la responsabilidad y la prudencia guiaron a la izquierda de este país, y de este modo demostró que se encontraba perfectamente preparada para participar pacíficamente en un sistema democrático. Y me he emocionado porque yo fui testigo directo de estos hechos. Yo era muy joven y vivía cerca del Cementerio de la Almudena, también conocido como del Este. Y los vi pasar, tan callados, tan tristes y al mismo tiempo esperanzados, la mayoría de ellos llevando rosas rojas en sus manos. Mis tendencias y mis ideas ya se iban formando, aunque por aquel entonces era un ferviente católico y me consideraba a mí mismo como demócrata-cristiano. Pero aquel día supe que realmente lo que sentía es que era de izquierdas. Y así, hasta la fecha. Más templado y más tolerante, abierto al diálogo y con propensión a la empatía, agnóstico pero respetuoso con los creyentes, pero siempre progre o de izquierdas. No es que sea mejor ni peor que nadie. Son nuestros actos y quizá también nuestras palabras los que nos hacen peores o mejores. Pero reconozco que a las ideas sigo uniendo los sentimientos. Todavía igual que aquel adolescente idealista que ese día fue testigo de que algo muy importante estaba cambiando en el país en el que vivía. Libertad sin ira, cantábamos. Y en verdad, que muchos así lo sentíamos. Y algunos lo seguimos sintiendoSaludos.

    16 Junio 2007 | 12:50

  21. Dice ser Sayonara

    Ya no se hacen películas como las de antes porque el público ha cambiado. Ahora sólo calan los mensajes sencillos y los efectos especiales, cuanto más espectaculares, mejor.

    17 Junio 2007 | 11:12

  22. Dice ser pericles

    No es lo mismo que todas las heridas hayan quedado abiertas, a que hayan quedado aún algunas asignaturas pendientes. En aquellos tiempos lo realmente importante era pasar de un régimen autoritario y represor a uno democrático y de libertades. Y quien mostró mayor generosidad fue la izquierda: todos los franquistas quedaron amnistiados (algunos incluso parece que habían sido demócratas o de izquierdas de toda la vida). Lo importante era pasar página.Posteriormente, ya con serenidad, sin rencor y sin afan de represalia, me pareció que era el momento de que las heridas pendientes cicatrizaran del todo. Por esa razón he apoyado una Ley sobre la Memoria Histórica. Homenajear a quienes tanto sufrieron y recuperar a quienes han estado tantos años anónimanente enterrados en las cunetas y el buen nombre de aquellos que tuvieron que soportar sentencias injustas de tribunales salidos de una guerra. Nada de revanchas. Nada de dar vueltas a la tortilla. Revisión serena y pacífica.Y sí, efectivamente, echo mucho de menos el cine que se hacía en España en los años 70 y 80: Tiempo de Silencio, La Colmena, El Sur, Los Santos Inocentes y casi todas las de Eloy de la Iglesia. Y muchas más. Como bien dice Sayonara, ahora lo que se llevan son los mensajes sencillos, los efectos especiales o las películas pretenciosas y aburridas.Saludos.

    17 Junio 2007 | 11:30

  23. Dice ser S. M. El Viti

    Quise hacer un comentario en el artículo del 15j y me salió en el del día anterior. Perdón por el lapsus cálami (o dígit porque el que se equivocó fué el dedo)Salud2 de nuevo

    17 Junio 2007 | 11:37

  24. Dice ser funcionaria

    Pues es curioso que ahora escribas esto cuando no hace tanto leía aquí una idea -creo que con motivo de la Ley de Memoria Histórica- que entonces me pareció un tanto perversa: que en la Transición todas las heridas de la izquierda habían quedado abiertas y que por eso hoy en día era necesaria una cirugía mayor, o, dicho de otra forma, que, aunque doliera, no había más remedio que abrir las heridas y desinfectar en profundidad.Yo entonces contesté que a veces las cosas era mejor no meneallas porque lo que parecía una herida mal cerrada quizá era más bien un cáncer dormido que no era conveniente activar por hurgamiento.Y ahora resulta que lo que echas de menos eran películas como las de la Transición, en las que todas las fuerzas políticas fueron tan generosas como para permitir ese cierre en falso que criticabas.En fin, yo también entonces era de izquierdas y realmente echo de menos aquella izquierda generosa y conciliante que tragó quina y suturó heridas para bien de todos.

    17 Junio 2007 | 12:13

  25. Dice ser lola

    Contra la dictadura se luchó mejor, se unieron una serie de políticos y profesionales, que hicieron un paso pacífico, de la dictadura a democracia, no estaban unidos “ideológicamente”, tenían una misión y la cumplieron. Ahora Suárez, es grande, pero cómo se le atacó,…fue brutal, ahora se le rinde homenaje, cuando no sabe ni quién es, mi tío, murió hace unos días, formó parte del Gobierno de Suárez, por la misma enfermedad Alzehimer, y la noticia, Enrique Fuentes Quintana ha fallecido, sólo ha aparecido casi como una anécdota.Y ahora decimos, qué tiempos aquellos, no nos engañemos, la democracia no está totalmente instaurada, hasta que no llegue la verdadera libertad de expresión, el comportamiento democrático elemental de cualquier sociedad, democratica, en los centros de trabajo…España, las dos Españas, y ahora otra vez, y lo que más me alarma es que hasta las víctimas del terrorismo están dividias, uno por que los terroristas son de casa y otros porque son de fuera.Y mientras el PP no asuma que perdió unas elecciones, que bien podría ganar mañana, porque así se decidió en las urnas, y se empeñe durante toda una legislatura a trabajar desde el resentimiento del engañado o del que le robaron algo. No hay unión, para nada.Déjemos ya el término facha o rojo,que cansa.Y si a eso unimos, los nacionalismos, mal entendidos, en el sentido de que cada uno barre para casa. ¿Dónde está el punto de unión, que existió durante la Transición? Pero ¿dónde están profesionales en similitud, a los que luego se les dió la espalda?”España, nuestra negra historia…. nuestro presente y ¿el futuro?

    17 Junio 2007 | 14:05

  26. Dice ser luismi

    El problema que no se quiere ver desde el lado izquierdo del país, es que la derecha no intenta desestabilizar en ningún caso nada en torno al problema del País Vasco. Los árboles no dejan ver el bosque. Rajoy y su política de partido, es secundada por 8, 9 ó 10 millones de votantes. Eso es mucha gente. Hace años se firmo el Pacto por las libertades, que de un manotazo Zapatero apartó y cortó de raíz. Esa misma línea, que él mismo propuso desde la oposición, es la que decidieron seguir ambos partidos mayoritarios, pero que se acabó cuando ZP la traicionó, incluso, y como publicó ‘El País’, antes de llegar al poder. No se trata de desestabilizar. Es simple, y llanamente, que hay dos grandes partidos que a día de hoy, no siguen la misma línea contra el terrorismo, pero por un motivo claro, conciso y real. Zapatero, se salió de la línea. Y lo que es más grave, sigue convencido de que el diálogo con los asesinos, puede ser fructífero. Partamos de una base consistente. ETA, no negocia. ETA exige. Así, no puede haber diálogo. Si no somos capaces de asimiliar esta máxima, apaga y vámonos.

    19 Junio 2007 | 21:36

Los comentarios están cerrados.