Entradas etiquetadas como ‘Viena’

Cuando la mojigatería censura obras de arte centenarias

Durante buena parte de la historia, los censores encargados de mantener la moral de la población se dedicaron a tapar y esconder aquellas partes impúdicas (como ellos calificaban) de las obras pictóricas y esculturales que mostraban los genitales. De ahí que muchas esculturas representando a hombres desnudos apareciesen con una hoja de parra tapándole sus partes e incluso hubo quien ordenó que fueran arrancadas con un cincel y martillo.

Cuando la mojigatería censura obras de arte centenarias (Egon Schiele)

Ese exagerado puritanismo privó a infinidad de generaciones disfrutar de dichas obras de arte en todo su esplendor. Pero, lo que parece que fue cosa de tiempos pasados y regímenes obsoletos y dictatoriales, es algo que hoy en día, en la segunda década de pleno siglo XXI, todavía sigue pasando y, además, en países que presumen de ser abiertamente liberales como son el Reino Unido y Alemania los cuales, a inicios de 2018, anunciaron su prohibición de exhibir en sus calles y transportes públicos unos carteles publicitarios anunciando una exposición sobre el centenario de la muerte del pintor austriaco Egon Schiele en el Museo Leopold de Viena.

La obra pictórica de Egon Schiele destacó por sus realistas desnudos, tanto femeninos como masculinos, muchos de los cuales pintó cuando apenas tenía 20 años de edad (falleció el 31 de octubre de 1918 a los 28 años a causa de una pandemia de gripe que asoló Viena).

Las autoridades alemanas y británicas se escudaron en su negativa de exponer los carteles publicitarios con la excusa de que no se trataba de arte sino de pornografía, una postura que fue ampliamente criticada, sobre todo en las redes sociales donde se utilizó la etiqueta #ToArtItsFreedom (con la que se quería hacer ver que el arte es sinónimo de libertad).

Pero el talento se puso del lado de los organizadores de la exposición y la agencia de publicidad colocó una banda sobre las zonas desnudas que aparecían en los carteles en las que ponía: ‘Lo siento, tiene 100 años pero es demasiado atrevido para hoy’ (Sorry, 100 years old but still too daring today), convirtiéndose en todo un ingenioso éxito publicitario que dejó en evidencia la mojigatería del Reino Unido y Alemania cuyas autoridades no tuvieron más remedio que permitir que se exhibieran dichos carteles.

Te puede interesar leer también:

 

 

Fuente de las imágenes: Wikimedia commons

El origen de la deliciosa Tarta Sacher

El origen de la deliciosa Tarta Sacher

La Tarta Sacher está considerada como uno de los dulces más deliciosos de la repostería y parte del éxito de este exquisito pastel consiste en la sencillez de su elaboración: dos capas de bizcocho de chocolate con mermelada en medio (la original es de albaricoque, aunque según en qué lugar la comas puede ser de fresas o frambuesas), cubierto por una capa de chocolate glaseado y acompañado de crema chantilly (un tipo de nata fina y sabrosa).

Es originaria de Viena y se la debemos a un jovencísimo aprendiz de pastelero llamado Franz Sacher que, en 1832, cuando contaba con 16 años de edad recibió el encargo por parte del Canciller del Imperio Austriaco, Klemens von Metternich, para que realizara algún tipo de postre con el que agasajar a sus invitados.

De hecho, el encargo no lo recibió el joven Franz sino el pastelero titular de la Casa Real Austriaca, quien estando indispuesto tuvo que dejar la responsabilidad de tan delicado trabajo en manos de su aprendiz. Éste haciendo caso a lo aprendido del maestro repostero buscó realizar algo con sencillez y sin demasiadas florituras, con el fin de satisfacer la petición del príncipe von Metternich.

Han pasado casi dos siglos y este delicioso dulce se ha convertido en uno de los símbolos universales de Viena y obligada es la visita al Café Sacher (situado en los bajos del hotel de mismo nombre y abierto varias décadas después por Eduard Sacher, hijo del creador de la popular tarta).

Este pasado verano he tenido la oportunidad de viajar por el viejo Imperio Austrohúngaro y en mi visita a la capital vienesa no pude resistirme a entrar al mencionado café y tomar una ración de la rica Tarta Sacher, momento que aproveché para grabar un vídeo para mi canal de curiosidades de YouTube y que puedes visionar bajo estas líneas.

 

Visita mi canal de curiosidades en YouTube: https://www.youtube.com/c/AlfredLopez y si te gustan los vídeos suscríbete, dale a ‘me gusta’ y compártelos en tus redes sociales 🙂

 

 

Fuente de la imagen: Alfred López

Cuando Mozart prometió a María Antonieta casarse con ella [Anécdota]

Cuando Mozart prometió a Maria Antonieta casarse con ella

Posiblemente muchos de los lectores del blog han levantado una ceja al leer el título de este post y se habrán preguntado en qué momento de sus vidas Wolfgang Amadeus Mozart y María Antonieta de Austria mantuvieron una relación sentimental en la que él le propusiera matrimonio a ella.

Pero no, no fueron pareja  y aunque el título pueda llevar a confusión no es erróneo, correspondiendo a una simpática anécdota protagonizada por ambos cuando tan solo eran unos niños.

Tuvo lugar en el Palacio Imperial de Hofburg en Viena, residencia oficial de los archiduques de Habsburgo, en octubre 1762, cuando María Teresa I de Austria organizó una velada musical a la que invitó a un pequeño y virtuoso niño prodigio de seis años de edad para que tocase algunas piezas en el clavecín (instrumento musical muy similar a un piano).

El pequeño, que era Mozart y había acudido al palacio acompañado de su padre, ejecutó varias piezas sin mirar el teclado e incluso llegó a improvisar algunos temas que los presentes le solicitaron. Tras su magnífica ejecución se bajó del asiento con tan mala pata de tropezar y caer de bruces al suelo.

El estirado protocolo no contemplaba este tipo de situaciones en un acto social, por lo que todos los presentes quedaron parados sin saber qué era lo que debían hacer frente al niño que estaba tumbado sobre el piso. En ese momento, María Antonieta (penúltima hija de la emperatriz, de los 16 que tenía) que era un par de meses mayor que Mozart se saltó el protocolo y acudió a ayudar a levantar al pequeño.

Éste, lleno de agradecimiento, le dio un buen achuchón a María Antonieta y, sin cortarse un pelo, prometió casarse con ella.

Evidentemente fue una promesa que no llegó a ningún lado y quedó como una anécdota entre niños. La emperatriz tenía otros planes más ambiciosos para el futuro de su hija: el de Reina consorte de Francia y aunque llegó a serlo su final fue trágico al acabar su vida a los 38 años de edad tras ser decapitada en la guillotina.

 

 

Lee y disfruta de más anécdotas e historias curiosas como esta en el apartado Anecdotario de este blog

 

 

 

Fuentes de consulta: Sotto voce de Roger Alier / pilloledistoria / marieantoinette / nytimes
Fuentes  de las imágenes: Wikimedia commons 1 / Wikimedia commos 2