Entradas etiquetadas como ‘diamantes’

El curioso motivo sobre por qué los anillos de compromiso llevan un diamante

El curioso motivo sobre por qué los anillos de compromiso llevan un diamante

Miles son las peticiones de boda que se realizan en el Día de San Valentín, las cuales van acompañadas con el correspondiente anillo de compromiso y en el que hay incrustado (en la mayoría de ocasiones) un diamante.

A pesar de que el acto simbólico de regalar un anillo, en el momento de hacer una petición de mano, viene de Edad Media, el hecho de incorporarle el  mencionado y característico diamante es mucho más reciente y fue fruto de un efectivo plan trazado, a principios de 1900, por la entonces principal empresa de extracción y comercialización de diamantes del planeta: ‘De Beers Consolidated Mines’.

Tras la proliferación de yacimientos de extracción de diamantes en Sudáfrica durante el último cuarto del siglo XIX, el mercado se inundó de esta piedra preciosa e hizo caer su precio en picado. Un grupo de empresarios dedicados a la explotación de minas sudafricanas decidieron unirse y crear la mencionada De Beers Consolidated Mines y controlar la casi totalidad del negocio.

Una vez en sus manos el control del mercado pensaron que una buena forma de comercializarlo fácilmente y a gran escala era convirtiéndolo en un producto de fácil acceso, así que se les ocurrió incorporar un diamante en los anillos de compromiso. Otros tipos de anillos ya los llevaban, pero hasta aquel momento los de petición de mano no (evidentemente con alguna excepción).

Diseñaron campañas publicitarias en las que creaban la necesidad a las novias de tener su correspondiente alianza con una piedra preciosa incrustada; algo que provocaba que si una chica no recibía su anillo de diamantes tenía la sensación de que estaba ‘menos prometida’ que el resto de sus amigas.

Pero el golpe de efecto surgió a partir de 1947 cuando De Beers lanzó una campaña publicitaría con el propósito de aumentar las ventas, debido a la caída que éstas habían sufrido desde la Gran Depresión y posterior Segunda Guerra Mundial.

Se encargó a la empresa de publicidad neoyorquina ‘N. W. Ayer & Son’ que creara una campaña, siendo la creativa Mary Frances Gerety quien idease un eslogan que hoy en día, después de siete décadas, todavía se utiliza:

‘Un diamante es para siempre’ (A diamond is forever)

Como dato anecdótico, cabe destacar que a lo largo de la Historia otros han sido también los objetos que se han regalado en el momento de hacer una petición de matrimonio, pudiéndonos encontrar que había una tradición que consistía en partir una pieza de oro en dos (generalmente una moneda) y dar cada una de la partes a los prometidos. También entre la nobleza y clase alta británica surgió la costumbre de entregar a la novia, como regalo de compromiso, un dedal.

Se calcula que el 75 por ciento de los anillos de compromiso que se regalan hoy en día llevan incrustado un diamante. Por cierto… según la publicación especializada ‘Advertising Age‘, el eslogan ‘Un diamante es para siempre’ (A diamond is forever) fue el mejor y más efectivo mensaje publicitario del siglo XXhttp://adage.com/article/special-report-the-advertising-century/ad-age-advertising-century-top-10-slogans/140156

 

Otros posts que quizás te interese leer:

 

Día de San Valentín

Fuente de la imagen: pixabay