Paco Álvarez: “Descendemos no de razas o pueblos, sino de derecho, romano por supuesto”

Paco Álvarez

Somos plenamente romanos, en la distancia y con la debida evolución que el tiempo y los siglos nos han dotado, pero en España (y en gran parte del mundo Occidental), en definitiva, somos romanos. Mucho. Esa es la base del nuevo libro del publicista, historiador y divulgador, entre otras cosas, Paco Álvarez que rescata de manera amena y didáctica a los romanos de origen hispano que destacaron en aquellos tiempos en Romanos de aquí (Esfera de los Libros, 2021). Por sus páginas desfilan historias “estupendas” de romanos nacidos en estas tierras como Séneca, Marcial, Egeria… Y a través de la influencia inmortal de aquellos hispanorromanos, Álvarez lanza un órdago a los lectores del siglo XXI: “¿Se te ocurre alguien de nuestro siglo que vaya a ser recordado dentro de veinte siglos?”.

Crear un libro como este, ¿se hace como gancho para divulgar en España o por qué realmente la Hispania romana fue un punto diferenciado y especial del mundo romano?

Sin Teodosio, emperador hispano que proclamó el cristianismo como religión única, Dámaso, Papa hispano que encargó la traducción de la Biblia al latín y Osio de Córdoba, que convocó el concilio de Nicea, el cristianismo no habría sido la religión del imperio romano, es un ejemplo importante de lo que los hispanos influyeron en su mundo.

¿Cómo realizó la selección de estos romanos hispanos “estupendos”?

Pues, a unos los conocemos algo más, pero según “caminaba” por Hispania, descubría otros a los que me hubiera gustado conocer personalmente, tal vez tomarme una caña, y sin ningún criterio científico y no glosando biografías, sino contando curiosidades, son todos los que están, pero no están todos los que son…

¿La Hispania romana supuso un primer siglo de oro cultural peninsular como le leo?

Sí, desde luego el primer siglo de oro de Hispania fue en latín: Quintiliano, Marcial, Pomponio Mela, Columela, Lucano, los dos Sénecas, son todavía importantes 2.000 años después. ¿Se te ocurre alguien de nuestro siglo que vaya a ser recordado dentro de veinte siglos?

Egeria, Placidia… Hay también grandes mujeres, pero pocas ¿la historia olvidó a muchas de ellas?

La Historia, por desgracia, le dio la espalda a las mujeres y muchas son todavía desconocidas. Por ejemplo Egeria fue la primera escritora hispana que conozcamos y prácticamente no la reivindicamos ni por supuesto se estudia. Placidia rigió el imperio occidental. Fue la única mujer en hacerlo en más de mil años y en España, ni sale en los libros de texto…

¿La influencia de los hispanos fue realmente importante y constante en la política romana?

Bueno, es simplificar porque los hispanos eran romanos ante todo. No es que hubiera un lobby hispano como lo entendemos hoy, pero sí que había muchos hispanos en las cercanías del poder y ejerciéndolo. Muchos fueron emperadores, pero muchos más fueron cónsules, que es como ser presidentes, incluso en el siglo I a.C. antes del imperio. Sabemos por algunos escritores que incluso hubo academias de baile flamenco en Roma, te lo juro. La cita está en el libro…

De los personajes de los que habla en el libro, ¿cuál es su favorito? ¿Y el que le cae más antipático?

Quien me cae mejor es Egeria, que termina su libro pidiéndonos que “nos dignemos acordarnos de ella” me parece una misión a la que deberíamos dedicarnos. Si se conservara un libro de una inglesa del siglo IV, habría mil series, películas y universidades con su nombre. Antipáticos, ninguno. Todos son muy majetes, incluso Séneca que no era tan estoico como lo pintan…

¿Somos tan romanos como pensamos? ¿Nuestra parte romana es mayor que la visigoda, la íbera o la Al Ándalus?

Descendemos no de razas o pueblos, sino de derecho, romano por supuesto. Eso es lo que nos hace romanos; que somos inocentes hasta que se demuestre lo contrario, que tenemos derecho a un juicio justo, que nadie está por encima de la ley… Todos los pueblos que han estado en nuestra tierra nos han hecho más ricos, porque nos han aportado cosas muy importantes, pero somos mucho más romanos que otra cosa. Además del Derecho, basta con ver el arte, que es figurativo, etc.

¿Nuestra romanidad debería ser algo a reivindicar como españoles o una herencia compartida que debería servir para unir a todo Occidente?

La Romanidad debería cohesionar, como en su día sucedía a Hispania y también unir occidente. Tenemos un deber, el de defender nuestras leyes y nuestra democracia, ambas cosas de origen romano. En el mundo opino que hay tres civilizaciones importantes: la romana, la china y la musulmana y sin menospreciar a nadie, prefiero ser romano, creo que somos más libres.

En España, ¿valoramos nuestra herencia romana? ¿Y el patrimonio arqueológico que tenemos? ¿No deberíamos hacer más por lucirlo?

En España no le dan las autoridades ninguna importancia a nuestro patrimonio enterrado. No se facilita que las empresas inviertan en recuperar nuestro patrimonio y el Estado no suele inversor; depende las las autonomías y muchas veces de los ayuntamientos, que hacen esfuerzos titánicos cuando pueden. Nadie se ha parado a pensar que la “España vaciada” está llena de tesoros arqueológicos que generarían turismo cultural y de calidad. Mira los ingleses y Stonehenge, son cuatro piedras, menos que cualquier dolmen de Antequera y todo el mundo va allí a verlas. ¿Y aquí? Estamos a tiempo, pero hay que empezar ya….

Puedes seguirme en FacebookTwitter y Goodreads.

Si te ha interesado esta entrada, quizá te guste…

Los comentarios están cerrados.