BLOGS
XX siglos XX siglos

"La historia es una forma más de ficción"
Jorge Luis Borges

2015, un año de novela histórica

Calcio Storico. Opening ceremony of the match in historical football at the Piazza di Santa Croce in Florence, Italy. celebrate celebration centre ceremony church city croce cross cultural culture day daytime decor decoration design destination di divine downtown dress drum drums entertainment europe european event famous feast festa festival final fiorentino firenze florence florentine football game giovanni heritage historical holy honour italia italian italy john june landmark list male man many match medieval monument monumental music musician opening orchestra outdoor outside parade patron pattern people performance person piazza pit place play playing procession saint san sand sandy santa show site soccer sport square st storico suite summer toscana tournament town traditional tuscany unesco uniform,

GTRES.

Queridos lecto-viajeros (qué bonito palabro) temporales, quedan ya pocas horas para que el 2015 pase a ser otra fecha a la que podamos regresar gracias a nuestros recuerdos y las buenas novelas. Así que, después de ayer hablar sobre las novelas que nos habían parecido las más interesantes del año, hoy nos toca hacer un repaso general a lo que ha sido el género durante este año.


Este año, tampoco fue de el de la novela histórica

No, no lo fue. A nivel popular y de ventas faltó una novedad de esas que arrasan en las listas de más vendidas meses y meses (como por ejemplo ha sido el thriller La chica del tren). Sin embargo, nuestros nombres habituales han mostrado músculo popular como María Dueñas con La templanza (para mi, algo decepcionante), Arturo Pérez-Reverte con Hombres buenos o Chufo Llorens con La ley de los justos. De los nombres internacionales, a nivel de ventas probablemente el título más destacado haya sido La luz que no puedes ver (Suma de letras), novela ambientada en la Segunda Guerra Mundial que ha merecido a su autor, Anthony Doerr el Pullitzer de ficción, y que en España ha funcionado muy bien.

Sin embargo, hay que destacar que por cantidad, variedad y calidad ha tenido este 2015 una buena cosecha. Quizá la novela histórica no sea tanto de grandes fenómenos y más de fondo, aunque periódicamente algunos autores demuestren lo contrario.

En temas, como decía, ha habido mucha variedad. Es verdad que las clásicas novelas de romanos siguen saliendo en cantidad considerable en nuestro país (me decía hace poco un editor que al lector le das 20 novelas sobre Aníbal y no se queja), las novelas sobre la Reconquista siguen fuertes, como las novelas sobre la Barcelona del siglo XIX y principios del XX. Parece que este año ha habido menos Guerra Civil y, sobre todo, menos Primera Guerra Mundial tras el centenario.

A nivel sectorial, será difícil valorar si esa pequeña recuperación de ventas de la que se habla en el sector se ha sentido en el género. Ya sabéis, la histórica ausencia de datos claros en este sector impide hacer análisis más allá de impresiones. ¿Y de las editoriales? Pues poca novedad, continúa la tendencia de pequeñas editoriales con sellos e imágenes de marca muy bien identificadas, manteniendo el tipo frente a los mastodontes. Y también fue noticia el desembarco de otro coloso editorial, Harper Collins, en España. En este 2015 no nos trajeron nada de nuestro género favorito (exceptuando romántica), pero me consta que en 2016 sí tratarán lo histórico.


Títulos de los que se habló este año…

¿Cuáles fueron esos títulos influyentes? ¿Esos de los que se habló en las tertulias, en las librerías, en los corrillos y los medios? Ya hemos hablado de la última de Pérez-Reverte y de la Anthony Doerr. Dos, que en mi caso, se me han quedado pendientes de leer, pero que acabarán cayendo.

A esa lista habría que añadir La casa de las miniaturas, de Jessie Burton, ambientada en el Ámsterdam del siglo XVII; la epopeya medieval La sal de la tierra, de Daniel Wolf; la visión de la Guerra Civil a través de los ojos de un niño de La lengua de los secretos de Martin Abrisketa; la vuelta al thriller histórico de Matilde Asensi con El regreso del Catón, y…


Una polémica con premio

portada_una-pasion-rusa_reyes-monforte_201507170946Una pasión rusa, de Reyes Monforte. Esta autora, que cada novela que escribe alcanza los más altos puestos en las listas de venta, se alzó este año con el premio Alfonso el X de novela histórica. La obra narra la historia de amor de la española Lina Codina con el compositor ruso Prokófiev. Un buen tema rescatado que huele a best-seller.

Premio, éxito… que se empañó en octubre cuando el heredero del compositor, Serguéi Prokófiev Jr., anunció medidas legales contra Monforte por plagio. La familia acusaba a la autora de copiar partes de una biografía de una autora rusa que sí había contado con el beneplácito y la documentación facilitada por los Prokófiev. La autora, en cualquier caso negó las acusaciones.

Sean ciertas o no, como la justicia se tomará su tiempo, lo que es seguro es que la polémica no afectó a la venta del libro, como pudimos comprobar en noviembre. ¿Habrá ayudado la polémica a despertar el interés?


Los premios de novela histórica de este año fueron…

Premio Ciudad de Zaragoza: La leyenda de la ciudad sin voz, de Vanessa Monfort

Premio Espartaco (Semana Negra de Gijón): El reino de los hombres sin amor, de Alfonso Mateo-Sagasta

Premio Alfonso X El Sabio: Una pasión rusa, de Reyes Monforte

Premio Internacional de Novela Histórica Ciudad de Úbeda: Banderizos, de José Manuel Aparicio Hernández  (saldrá publicada en 2016)

Premio Primavera: Misterioso asesinato en casa de Cervantes, Juan Eslava Galán

Premios Hislibris. Mejor novela histórica: El cáliz de Melqart, Arturo Gonzalo Aizpiri

Premio Ateneo de SevillaEl hombre que amó a Eva Paradise, de Edmundo Díaz Conde

Premio de novela Solar de Samaniego: La transición perpetua, de Luis del Val


Y este blog…

Que espero que para los seguidores de novela histórica os esté resultando interesante. Hasta donde yo sé, es el primer blog dedicado a este género en un medio nacional. Y quizá, esa ausencia, es lo que haya provocado que en menos de dos meses y medio de andadura haya recibido más de 130.000 usuarios únicos. Un auténtico honor. Solo puedo daros las gracias y prometeros que en este 2016 trataré de hacer este blog aún más interesante.

¿Qué que es lo que más os ha interesado en este tiempo? Asuntos tan variados como las dietas de los dictadores, la vida privada de las reinas, los campos de concentración de los aliados, Sertorio, el castillo de Loarre, el Duque de Lerma, las sagas irlandesas

Disfrutad de esta noche, despedid al 2015 con los excesos que se merece. Os deseo un 2016 lleno de felicidad y de buenas lecturas.

Puedes seguirme en Facebook, Twitter y Goodreads.

Si te ha gustado esta entrada, quizá te interese…

1 comentario

  1. Dice ser Eduardo

    Siempre que hay un éxito pasa igual, sale el listo de turno … A María Durlas también la avisaron oír El tiempo entre costuras.. A Dan Broen, a la de Harry Potter… Lo que no se es como los profesionales les hacéis caso .. Una pasión risa es una grandísima novela histórica , co el sello inconfundible de Reyes Monforte

    03 Enero 2016 | 12:49

Los comentarios están cerrados.