20 hit combo 20 hit combo

Thank you Mario! But our princess is in another castle! Toad (Super Mario Bros.)

Entradas etiquetadas como ‘invizimals’

Los juegos más nintenderos de PSP

La semana pasada hablé de videojuegos para las consolas de sobremesa que destacaban por no corresponderse exactamente con la imagen generalizada que de cada una de las máquinas existe: los juegos más violentos y gamberros de Wii, los más infantiles de PlayStation 3 y los más familiares de la Xbox 360. Ahora, antes de meterme en la actualidad (y mientras juego un poco al Bioshock 2) quiero dedicarle un post a cada una de las portátiles.

En primer lugar voy a hablar de la PSP. Aunque menos encasillada que las PlayStation mayores, se la suele considerar como una máquina más adulta que la Nintendo DS cuya mayor virtud es su gran potencia gráfica. Es una especie de PlayStation 2 de bolsillo. Sin embargo, también hay juegos enfocados para todos los públicos y/o con una parte técnica de poca relevancia y/o con toques realmente originales e ingeniosos que hacen que los asociemos con el universo Nintendo. Aquí van unos cuantos ejemplos:

Invizimals

Este producto made in Spain recoge una fórmula de éxito como es la de Pokèmon y similares y la combina con una tecnología en auge como es la realidad aumentada. También utilizada en Eye Pet, esta técnica permite crear figuras virtuales que, a través de una cámara, parecen existir en el mundo real. El efecto resulta de lo más llamativo y sirve de excusa para el leit motiv del título: en el mundo existen criaturas invisibles que sólo pueden verse a través de la cámara de la PSP. Todo lo demás suena a otros populares juegos de coleccionar mascotas: captura de monstruos, evolución de los mismos, combates con ataques especiales…

Patapon y Patapon 2

Si el Tetris era capaz de hacernos ver fichas cayendo incluso cuando cerrábamos los ojos, Patapon tiene el poder de incrustarnos un constante “pata, pata, pata, pon” en el cerebro. Protagonizado por unos personajes sencillotes, unas siluetas negras que representan a una extraña tribu, Patapon y su secuela nos proponen guiar a los “moñecos” a base de marcar un ritmo. “Pata pata” para avanzar y más pata parta pon” para atacar a los enemigos. De lo más sorprendente y adictivo del catálogo de la consola de Sony.

Loco Roco y Loco Roco 2

Otra genialidad más que muchos profanos en la materia asociarían antes con la Nintendo DS que con la PSP. Sus gráficos, coloridos, desenfadados y de aspecto infantil, seguro que echa hacia atrás a muchos acomplejados que se perderán una maravilla de juego por creerse demasiado adultos para probarlo. El título original y su secuela están protagonizados por unos seres amorfosque debemos hacer girar inclinando el escenario de un lado a otro para unirlos, desunirlos y conseguir que superen todos los obstáculo que aparecen en el camino. Imaginativos y con una banda sonora bonita y divertida. Merecen mucho la pena.

Eye Pet, Invizimals y la realidad aumentada

Ya he podido probar con cierto detenimiento tanto Invizimals como Eye Pet y he de decir que el invento resulta bastante llamativo. No es una revolución, pero desde luego es bastante efectista e impresiona con facilidad a cualquier profano.

La realidad aumentada “consiste en un conjunto de dispositivos que añaden información virtual a la información física ya existente”. En este caso, tanto en el juego de PSP como en el de PS3, la información virtual son unas criaturas con las que podemos interactuar, y la información física ya existente es la que captan las respectivas cámaras de cada consola (una mesa, el suelo o cualquier otra superficie).

Invizimals no deja de ser una especie de Pokémon muy espectacular y Eye Pet podría compararse con un Nintendogs de nueva generación bastante impresionante. El enfoque de ambos es muy infantil, pero da una idea de lo que puede llegar a hacerse con esta tecnología.

Estos títulos son una especie de aperitivo de lo que puede llegar a ser el futuro tecnológico del ocio interactivo: ahora es la realidad aumentada, pero no tardarán en llegar el Sony Motion Controller y Project Natal, inventos herederos de la filosofía Wii.

¿Qué será lo próximo?, ¿realidad virtual? No lo sé, sólo puedo decir que yo me voy a ir unos días de viaje para meditarlo y reponer fuerzas. La semana que viene volvemos a leernos.

Juegos españoles en la cumbre (I)

La semana pasada se celebró en Gijón (Asturias) el encuentro internacional de ocio interactivo Gamelab 09 y, como últimamente no puedo estarme quieto ni un minuto, para allá que me fui. La sensación con la que me quedo es francamente buena. No se trata de un macroevento como puede ser el E3 de Los Ángeles o la Games Convention de Leipzig, pero en cierto sentido es más interesante, con una orientación mucho más profesional.

Lejos del espectáculo de azafatas y stands gigantes (algo que tal vez llegue con el tiempo y el éxito), Gamelab se centró, mediante pequeñas conferencias y demostraciones, en los problemas y potencialidades de la industria del videojuego, sobre todo desde el punto de vista del desarrollo español.

El evento estuvo muy bien organizado, no fue nada cutre como muchos podrían pensar impulsados por ese defecto tan marcado que tenemos los españoles de despreciar lo propio. Mejor aún, la sensación que produjo el encuentro fue de solidez, de una incipiente madurez del sector en nuestro país, de un salto rotundo al panorama internacional y de un reconocimiento ya más que merecido.

Lo explicaré con ejemplos palpables. El primero y más evidente es Enric Álvarez, cabeza visible de Mercury Steam, el grupo encargado de desarrollar el nuevo Castlevania para Konami. Tuve la oportunidad de hablar largo y tendido con él, sobre el sector en España y sobre el juego en cuestión. El desarrollo está siendo cien por cien español, cuenta con el apoyo de un grande como Hideo Kojima (quien se limita prácticamente a asesorar y a dar vistos buenos), y además estamos hablando de una de las sagas más conocidas de todos los tiempos. ¿Alguien duda que esto vaya a ser un bombazo internacional? Si ya habéis visto el tráiler, no hay mucho más que decir salvo que Lords of Shadow va camino de convertirse en el videojuego español más ambicioso y espectacular de la historia.

Enric está encantado, se le ve seguro de tener entre manos una joya, está convencido de que Mercury Steam va a sorprender y mucho. Reconoce la inspiración, que no la copia, en God of War, ¿pero acaso no es este un derivado de Devil May Cry?, ¿acaso Devil May Cry no bebe de las fuentes de Legacy of Kain? Cuando sale un shooter subjetivo, de los que hay a patadas y muchos sin personalidad ninguna, nadie dice que sean copia de Doom, de Quake, de Medal of Honor… Los juegos de acción en tercera persona con gran carga de espectacularidad y QTE a cholón no son tantos y además suelen tener un aura bastante particular. Yo, como Enric, no creo que las críticas por los posibles puntos en común entre Castlevania y God of War estén justificadas.

Me confesó que, aun en plena vorágine Castlevania, ya tienen muy avanzado su próximo proyecto, del que por supuesto aún no puede decir ni pío. De todo lo que me dijo, encontré especialmente interesante la sencillez con la que es capaz de explicar por qué los videojuegos son vanguardia cultural.

También pude hablar con Daniel Sánchez-Crespo, de Novarama, quienes han conseguido que nada más y nada menos que Sony se haga cargo de su prometedor proyecto, Invizimals. El original concepto del juego le ha permitido hacerse un hueco de honor en los premios IGN al obtener dos galardones, uno por innovación y otro por excelencia tecnológica.

Este título para PSP consiste en una especie de Pokémon que se aprovecha de la tecnología de realidad aumentada. La idea básica es que la cámara de la consola puede captar criaturas que se encuentran en un espectro no visible para los ojos humanos. Antes de comenzar a hablar con Daniel, me mostró una demo en la que comprobé en qué consiste la realidad aumentada y os puedo asegurar que resulta alucinante. Sin duda, un ejemplo más de vanguardia gestada en nuestro país, avalada por una first party y reconocida por la crítica internacional.

Daniel me comentó algo muy obvio que me sorprendió no haber pensado nunca: los videojuegos son un producto muy exportable, mucho más que otros sectores más reconocidos como el cine o la música pero que sin embargo sufren el lastre de la idiosincrasia del país. No puedo estar más de acuerdo. Verdades y grandes contra mentiras y gordas. El que quiera entenderlo que lo entienda.

Por supuesto, la intervención de la Ministra de Cultura, Ángeles González-Sinde, a pesar de su impopularidad, le dio un mayor peso al evento, sobre todo por representar el apoyo del Gobierno al pujante mundo de los videojuegos. No dijo gran cosa, no reveló cifras ni medidas concretas, pero estuvo allí y habló con seriedad de lo que ya pocos piensan que es un juego de niños.

Aún me queda mucho por contar, pero el número de líneas del artículo se me vuelve a ir de las manos, así que dejaré la segunda parte para mañana.

¿Qué os parece la posición actual de España en el mundo de los videojuegos?, ¿os parece que estamos consiguiendo algo importante o que seguiremos estancados durante unos cuantos años más?