Veinte Segundos Veinte Segundos

El big data del alma

La pandemia ha dado la puntilla al neolib destroy

La sorpresa surprise es Biden, Joe Biden, 78 años.

Anuncia que va a por todas, con calma y serenidad, a toda leche. Anuncia subidas de impuestos.

El 55% de las empresas US no pagan nada.

La noticia es espectacular: ¡este tío reparte dinero! ¡Va a arreglar las carreteras!

Dinero ya dio algo Trump, en pandemia y las elecciones. Ahora no hay elecciones. Biden acaba de ganarlas. 78 años. Lleva 100 days.

Ha dicho en el discurso de sus cien días de presi que “América está lista para despegar.”

Mejor que aquello de América first, inapropiado para un mundo hiperconvulso, conectado. Era nostalgia, kitch (Kundera).

Biden es un revolucionario moderado, un New Deal Man, lo de ahora es peor que el 29. ¡China y USA ya están saliendo!

Solo Europa –¡con Rusia y Turquía incluidas!– flojean.

La India en llamas, las hogueras donde incineran los muertos por covid…

el humo llega ya a Europa, el humo con los virus mutados flotando encima, un Chernobyl diferente, letal.

El agua de Fukushima.

El virus de la India es de todos, enseguida estará aquí y allá. Como pasó hace año y casi medio desde Wuhan.

Arundathi Roy publica esto en el Guardian.

Ay.

A Biden le han dicho que para reiniciar el sistema hay que reformatearlo, lo normal, lo de El Gatopardo, sabio consejo.

Hace dos años o más que hasta las biblias del neolib vienen predicando eso, manifiestos y todo, muy comentados…

Warren Buffet y otros billonarios hace años que reclaman pagar impuestos.

Pero claro, nadie hizo nada (al revés)… hasta que se rompió todo. La pandemia ha sido el disruptor, el shumpeterazo.

Solo que ahora se complica –la India y todos los terceros y cuartos mundos reinfectan, mutan, mueren matando– porque las soluciones al virus han sido según el esquema habitual (con algún indicio de cambio, en la ciencia, por ejemplo, y poco).

Sálvese quién pueda, primero los ricos. Pero el virus no funciona así, no se sujeta ni se contienes, ¡está vivo!

¡Sálvense las patentes!

Biden al menos ha hecho caso y ha empezado a decir cosas. Incluso a hacer un poco.

A ver.

 

 

 

 

 

Los comentarios están cerrados.