Veinte Segundos Veinte Segundos

El big data del alma

Archivo de agosto, 2020

El teletrabajo se queda en ‘tele’

Europa ha mantenido las vacaciones. Otro año más de esta tradición que ya se va extinguiendo. Las vacaciones son la prueba del nueve del modelo decrépito de éxito.

El mundo sin vacaciones, y sin casi nada, se va comiendo al otro, los gesiete, la UE, USA, etc.

Occidente residual, agitando símbolos y emblemas de Grecia y Roma, que ya no se dan en las escuelas, y del Cristianismo, que solo lo nombra el ABC.

Como el hielo de Groenlandia se deshace el mundo occidental: las rutas ya no pasan por él tan a menudo como solían. Como esas estaciones de los pueblos que Renfe abandona a pesar de Teruel Existe.

El algoritmo, programado para disimular y mantener aquel mundo, no se cree ni a sí mismo. El sesgo del no querer ver lo que pasa.

Pero bueno, otro año más Europa ha tenido vacaciones de verano, aunque nadie ha venido a España, enmascarada de virus y que estaría atemorizada si pudiera pensar. Pensar solo pueden hacerlo Elon Musk, Bezos, Gates, etc.

Las majors de la tecnología son el último reducto de Occidente, de USA, porque Europa no factura nada.

Pensar es algo épico, tarea de superhéroes o propia de mundos en expansión.

España, en este loco mundo de la Deuda Mundial, se ha recluido en sus conventos y castillos medievales, busca un teletrabajo que ya no existe (solo queda el tele) y espera que lluevan de Bruselas algunas euromigajas para seguir tirando con sus tradiciones, sus inmigrantes currantes y sus autoayudas familiares.

España culmina su fragmentación de facto a fuerza de pandemia: cada ccaa tiene un calendario de aplazamientos diferente.

Mientras queden funcionarios habrá Estado, o Estados, cada cual por su lado. La última antiepopeya unánime fue el estado de alarma, los aplausos eran para esa última función.

La misión de los dos mil rastreadores militares es buscar la unidad teórica de España, que se ha disuelto en el sálvese quien pueda del día a día covídeo.

La época de la quietud forzosa

La época en que nos creímos por fin el cambio climático se caracteriza por internet en el móvil y redes sociales. Las empresas que deciden son tecnológicas. El declive norteamericano  obedece a su propia renuncia, a sus divisiones internas y al hundimiento de la clase media que padece Occidente. Las trifulcas de Estados Unidos con el mundo islámico se revelan como meras distracciones ante el despegue de China, que culmina su ascenso exportando una pandemia que paraliza el mundo.

La Unión Europea se ha librado de la tutela de USA y de la monserga del Reino Unido al mismo tiempo, ahora rivales en todo, excepto en el modelo político, amenazado desde dentro y cuestionado por doquier. La pandemia he sido estimulante para la UE, que no inventa nada pero mantiene el epílogo de la ciudadanía y exporta con éxito su pasión normativa.

Presos de la inmediatez que ejemplifica Amazon pensamos que la pandemia se iría como vino, en unos meses, y ahora intentamos formatear nuestras vidas en este posmundo donde prima la quietud y la mascarilla es ya la cara del alma, cuyo original, tamizado también por un filtro, sobrevive en las redes.

Se habla del teletrabajo pero lo que hay es el teleparo.

Nos creímos el cambio climático pero la urgencia era otra.

 

 

 

Ese tenue resplandor

Queda este finde agosto, ese tenue resplandor.

Bansky ha pagado un barco para recoger náufragos emigrantes.

Google ya prueba su ordenador cuántico haciendo la simulación de una reacción química (paper).

Dos pinceladas del estado del mundo exterior. Pruebas de futuro.

Abajo hay un vídeo de la peli de Colin Levy de 11 minutos, chula, sci-fi inmediata.

Lo de icí, Spain, es un desastre. No han contratado a más profesores, maestros. Al revés, han despedido o no renovado. Por todas partes se verifica el estado de disimulo y propaganda (edp) que ya es un clásico hispano desde el crack anterior, preludio de este.

La clase vips, la primera en este Titanic, sigue a lo suyo, tranquila, paraíso va paraíso viene, emitiendo publicidad de cosas que no existen y disfrutando del control absoluto del Estado, no hay palanca que no manejen ni zona fuera de estricta supervisión.

Las administraciones han sido ocupadas, etc. El sistema sanitario fue medio desmantelado en el crack anterior. La ciencia, igual.

Algunas ccaa’s retrasan el curso hasta hacer pcrs, otras se lo piensan…

La última semana de agosto es ya plena rentrée de los horrores. Todo va bien, ánimo y sonreír sin parar.

Ha muerto el último payaso, Germán Redondo. Antón Castro le hace el homenaje de despedida. Esta frase: “Un buen payaso debe saber caerse”.

Anuncian vacunas “en España”, de alguna multinacional. Lo de siempre.

Hay esperanzas, hay banskys, computación cuántica, destellos, conquistas espaciales, hegemonía china, desiste USA, los derechos humanos, las normas, la ley, quedan un poco en manos, diminutas manitas, de la Unión Europea. “Lo que no somos”, Marian Martínez Bascuñán.

Queda el finde de agosto, ese tenue resplandor…

 

 

 


 

 

En capítulos anteriores…

Esperando los euromillones y las vacunas

Hasta Messi se va

Sánchez repite el meme de la cogobernanza y ofrece estado de alarma a la carta

Los nervios de la última semana de agosto

“La muerte es el principio”, nuevos poemas esenciales de María Dubón

Viendo pasar el tiempo / espacio

Sánchez vuelve a casa

El Estado fallido solo mira por sí mismo

No es que quieran hacerlo mal, es que nada funciona

El pacto de Abraham en un mundo pre-Mad Max

Asomados al Valle de la Muerte

Se podrá fumar en oficinas y fábricas abandonadas

Cinco metros

Varios frentes covídeos

El contable descontento y otras chicas del montón

Demo jugable del findelmundo

Últimos grandes hitos del liderazgo sanchero

 

 

Esperando los euromillones y las vacunas

(La foto es del ministro Illa, ya muy resignado).

Los hechos son cero: las ayudas no llegan, se quedan en los vericuetos de las administraciones, que de algo tienen que vivir las pobres.

La línea de avales de 40.000 euros para empresas, del final de julio, no ha salido de su caja misteriosa. Y todo así.

Son anuncios virtuales, al estilo populista de los indep cat, que conciben la política como mera comunicación por saturación: propaganda en bombardeo, anuncios, anticipos, intenciones…

Los ertes, los autónomos, el IMV…

Lo que pasa que ya cansa. Al menos que no dijeran nada. Salió Sánchez el martes, anteayer (parece que hace mil años) a exhibir sus perífrasis, metáforas y autoelogios. Y ofreció algo que nadie quiere, estados de alarma personalizados. La educación, etc.

La pandemia campa libre por esos páramos, chiringuitos y fiestas. La pandemia y la ruina.

Pero las previsiones son cada día mejores.

La próxima cita sanchera es un discurso ante los ibex, sindicatos y todo el que sospeche o sepa que acudiendo obtendrá esa línea ICO o alguna de las ayudas y/o contratos para ir tirando otra semana.

Sánchez solo se tiene a sí mismo, su telegenia de galán covídeo, el resilientazgo pese a todo. Y van a explotarlo a tope. Cada semana sufriremos una sobredosis de aliento patriótico y argumentos recocidos. Riéte tú de la propaganda de los indep cat.

Mientras, se han ido olvidando los temas del verano y solo queda, allá en el horizonte, muy lejos, el señuelo de los 140.000 euromillones y las vacunas, que pronto se podrán reservar en Amazon.

Hala pues. Resilienciad, que ya queda menos.

 

Entrevista con Stephen Pinker

 

 

 

 

 

 

 

Hasta Messi se va

Messi ha mandado un burofax al Barça diciendo que se va. Y se ha hundido Cat en el abismo. Los ocho goles del Bayern restallan en las bóvedas craneanas del madridismo, también apeado del top.

El país es bastante disfuncional en la pandemia, y las esencias colaterales, como el fútbol, se resienten de esta pasa milenaria. El Quijote podría servir de manual de primeros auxilios, si alguien lo leyera.

El asunto Messi encalla en un resquicio legal, como todo siempre. Cuando hay 700 millones por medio hay que ir al juez, que está aburrido ante una pila de casos esperando que le llegue el caso Messi.

Es lo que le pedíamos todos a la vida (ahora exvida): al menos algo vistoso.

En el tedio letal del no-verano covídeo cualquier cosilla anima a leer. Hasta para pinchar en un vídeo, que siempre tardan algo en arrancar.

La demora de las conexiones no se arreglará jamas porque cuanto más cabe, más se mete. Se mete más de lo que cabe. Y solo rulan las majors, que detentan los nodos y el cablisferio. La neutralidad tampoco existe en la red.

El autócrata Erdogan propone a sus vecinos una guerra (otra, aparte de Libia, Siria, kurdos, etc) para salir en la tele y tener algo vistoso en su triste CV.

Todos los tarados con mando llaman a Putin para que les pase la receta que aplica a la oposición. Mejor un veneno que trocearlo como hizo Arabia Saudí con el periodista Khashoggi.

O si eres negro en Wisconsin.

Dentro de ese mundo atroz en España no se está tan mal.

Total que en esta última semana mortífera de agosto, cuando el gob sanchero se quita de gobernar y los nervios rebotan como misiles en la inmensa privada (familias a medio destruir, pobres de clase media, empresarios, esclavos, revendedores, jubileo, autónomos distópicos, temporeros del reparto…), el caso Messi es lo único que aviva algo, poco, lo que quede de… de lo que sea.

Tampoco hay gran cosa que reavivar.

Por una cláusula 700 millones, el fin de una época.

No es extraño que Messi haga un Mexit.

 

 

En capítulos anteriores…

Sánchez repite el meme de la cogobernanza y ofrece estado de alarma a la carta

Los nervios de la última semana de agosto

“La muerte es el principio”, nuevos poemas esenciales de María Dubón

Viendo pasar el tiempo / espacio

Sánchez vuelve a casa

El Estado fallido solo mira por sí mismo

No es que quieran hacerlo mal, es que nada funciona

El pacto de Abraham en un mundo pre-Mad Max

Asomados al Valle de la Muerte

Se podrá fumar en oficinas y fábricas abandonadas

Cinco metros

Varios frentes covídeos

El contable descontento y otras chicas del montón

Demo jugable del findelmundo

Últimos grandes hitos del liderazgo sanchero

 

 

 

 

 

 

 

Sánchez repite el meme de la cogobernanza y ofrece estado de alarma a la carta

El presi Sánchez ha vuelto a las teles, ha recuperado su perfil de influencer y ha dicho que si las ccaa’s quieren estados de alarma personalizados, que lo pidan. (Vídeo Moncloa).

Ha reforzado la idea fuerza de la cogobernanza, que ya se queda como un supermeme.

Ha conseguido que volver al cole sea apetecible. Está en plena forma. Después de verlo parece que la pandemia hubiera cesado.

Ha ofrecido, a la carta, tres cosas:

-Militares rastreadores

-Medios digitales (app)

-Estado de alarma a petición de las ccaa’s

 

O sea, nada.

Sánchez ha recordado que el gob ha dado dos mil millones a las ccaa’s, con los que se han contratado treinta mil nuevos docentes (verificar).

Si esto es así, se ha dicho poco. Así que ha hecho bien en repetirlo mil veces. (Verificar)

Habrá que ver la letra pequeña, que siempre hay tanta y tan confusa.

El gob se retira a los cuarteles de otoño, deja la pandemia a las ccaa’s, cada cual con sus cupos de reuniones, ordenanzas covídeas, etc.

El gob está ya por encima del pandemonium, informa de que dentro de las cifras todo va mejor que la vez anterior y se pone ya en modo Reina Madre, por encima del bien y del mal y de los partidismos, cuyo cese recomienda amablemente.

Es una operación formidable, el equipo aúlico funciona. Las ccaa’s, que ya han recibido 16.000 M€, incluyendo los 2.000 para profes, pueden pedir lo que quieran, que lo tendrán.

Incluyendo la medida estrella, el botón rojo del estado de alarma, que solo el gob puede pulsar.

¡Y dos mil militares rastreadores! (¿estarán ya entrenados?, ¿lo sabrán los interesados?).

Sánchez ha normalizado en un rato lo que hasta hace unas horas era un caos absoluto. Hasta la vuelta al cole parece algo apetecible después de ver al presi gob.

Es tan convincente que hasta el pufo del IMV parece normal (bueno, es normal, pero parece llevadero).

Le han preguntado a mala idea por los muertos totales y ha respondido que ya se lo comunicarán… Si no, el titular hubiera sido ese número.

Ha respaldado “políticamente” a su socio de gob UP y al vicep. No se sabe qué quiere decir esa acotación de “políticamente”. En todo caso es una acotación. Respeto el brazo judicial, etc.

Como no podía ser de otra manera, todo ok.

Samuel Gimeno escribe del 29 aniversario de LInux

 

En capítulos anteriores…

Los nervios de la última semana de agosto

“La muerte es el principio”, nuevos poemas esenciales de María Dubón

Viendo pasar el tiempo / espacio

Sánchez vuelve a casa

El Estado fallido solo mira por sí mismo

No es que quieran hacerlo mal, es que nada funciona

El pacto de Abraham en un mundo pre-Mad Max

Asomados al Valle de la Muerte

Se podrá fumar en oficinas y fábricas abandonadas

Cinco metros

Varios frentes covídeos

El contable descontento y otras chicas del montón

Demo jugable del findelmundo

Últimos grandes hitos del liderazgo sanchero

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Los nervios de la última semana de agosto

Lunes la la última semana de agosto, la guadaña de lo REAL a un cm de tu cuello… chan chan chaaaan.

Ohhhhhhhhhhhh.

¿Cuántas haches se pueden añadir antes de que reviente el sistema?

La última semana de agosto es siempre de muchos nervios.

Eso era en el Añorado Mundo Anterior. El que venga será mejor, pero aun estamos en este, en plena Era Covídea.

La breve y eterna era covídea.

Aplana tu EGO.

La última de agosto era de muchos nervios. Ahora es de Todos los Nervios.

Los nervios presenciales / los nervios a distancia.

La burocracia se alimenta a sí misma. Gracias a Google, que alivia la descarga del certificado digital. Año 2020.

Unas ccaas permiten juntarse a diez personas, otras a seis… La tradicional esquizofrenia hispana, acelerada de nervios.

La UE adjudica a España crédito por 21.000 M€ teóricos para ertes. Es un anuncio, quizá para el otoño… y el año que viene.

La AIREF hace sus previsiones (un rebote del 15,2%… para el tercer trimestre).

La última semana se agosto es más otoño caliente que la primera de septiembre, por esa afición a anticiparlo todo: ¡queremos saber!

¿Hay que comprar cartera o no?

Las escuelas, la pandemia… queremos que los gobs nos aclaren todas o algunas incertidumbres, pero los gobs no podrían hacerlo. La airef emite una previsión, etc. Lo más que predicen los gobs es el tercer trimestre… mil años luz.

Bielorusia aguanta. Si cayera el tirano temblarían todos… hasta en China. Y en Rusia. El contagio de la libertad es fulminante. Y luego hay que matar a miles de personas para restaurar el desorden primitivo del palo y tentetieso. Por eso no caerá el tirano. Y porque envenenan a la gente. Entrevista con la escritora, premio Nobel, Svetlana Alexiévich desde Minsk.

España, en su tensión superficial, es una balsa de aceite… que se va recalentando por abajo. Pero aun está tibia. Para eso no hay observatorios ni oficinas. Solo la sección de sucesos.

Nadie dice nada. La defenestración de la portavoz del PP ha sido el último reajuste de Matrix. Ahora, presupuestos y frufrú de relleno.

Aquel ministro Escrivá y aquel vicepresi Iglesias no salen a dar la cara por el fallido IMV, un fiasco ya olvidado.

La última semana de agosto siempre ha sido de muchos nervios… ahora es solo nervios, sin recubrimiento, sin mielina, todo al aire en brasa viva.

El sistema, sea el que sea (que no es fácil de determinar), aguanta.

 

“La muerte es el principio”, nuevos poemas esenciales de María Dubón

Aquí se enlazan algunos de los blogs que actualiza la escritora y poeta María Dubón, que acaba de publicar el libro de poemas La muerte es el principio (vídeo en Facebook). Antón Castro ha escrito del libro y de su autora en Heraldo de Aragón:

“tras esta suerte de vía crucis existencial y obsesivo, de reconquista de la alegría de sentir y de sentirse, la poeta adquiere conciencia de que la literatura es la mejor terapia.”

El libro es devastador, pero la propia escritura y su tiempo (el tiempo de escribirse, que a veces puede ser infinito) termina por empezar. La muerte es el principio es la crónica poética de una resurrección.

He copiado alguos poemas para tenerlos a mano (a máquina), porque los cuadernos de garabatos se los lleva el cierzo y el container.

Son poemas esenciales y por eso, quizá, son también ayuda, que no autoayuda. La muerte es el principio es un servicio público. Este verso es el que más me gusta:

Hasta las estrellas están mojadas

Coloco el filtro entre yo y yo misma
Y me preparo una infusión de alquitrán

..

Conservo las huellas
de heridas que ya no me duelen.
Sanaron las llagas
y crecieron violetas.
Ahora me ven hermosa.
Es primavera en mi vida.

Tumbada en la cama
escucho el roer de las termitas.
Se mueven por mi corazón
causando derrumbes.
Se calientan con mi sangre,
respiran por mis poros.
Intento descansar y no puedo
porque el rumor no cesa,
hablan de las ocasiones perdidas.

Llegó el amor para habitarme,
y recuperé las cosas perdidas,
y prendió la luz en mi cueva oscura.
Soñé. Brillé.

Solo hay un viaje posible
y es al centro de uno mismo,
donde no hay nada.

He dudado aun sabiendo qué debía hacer
y he encontrado la felicidad
cuando no sabía por dónde tirar.

 

 

 

Viendo pasar el tiempo / espacio

Zero cero actividad, hasta se podría incluso fumar.

Veo pasar el tiempo por delante y por detrás… es más fácil porque estoy viendo con mi sobrino Interstellar (Nolan, 14) a trozos y la vamos parando para repetir y debatir lo que no entendemos, que es casi todo.

Esta noche ponen en La2 la fabulosa de David Trueba Vivir es fácil… pero la echan a las 23,35…

Se oye un balón al otro lado de la pared… pom… pom… Un balón blando, no de reglamento. Ese tiempo covídeo.

Por todas partes hay grandes contagiadores y mucha gente que se expone a ellos… un enigma sencillo, no queremos dejar de hacer lo de siempre, el verano.

Las bicis sí que eran para el verano, FFG (La silla de Fernando, David Trueba & Luis Alegre) al menos durante unas buenas décadas… y lo siguen siendo, con riesgo… el balón, la bici, la piscina hinchable… el amor.

Las fiestas hasta la madrugada, los selfies, la amistad eterna…

Hay que aguantar, sujetarse, distancia y tic tac (o TikTok), mientras en Wuhan se bañan a mogollón.

Wuhan, Bombay, es un paraíso (fiscal) multicolor… la li lorailo.

Wuhan es icí NOW.

Como decía Benito Escriche:

–Nos han tangao.

En tardes como estas podría comprender a los conspiracionistas, quizá porque no los sigo, y sólo de oídas me llegan sus delirios. Hay tantos…

El baño de multitudes de Wuhan.

Si vas muy rápido el tiempo pasa más despacio, Fernando Alonso será más joven, quizá un milisegundo en una vida.

Pero a más velocidad… engordas.

En esas estamos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Sánchez vuelve a casa

Sánchez ha vuelto a la Moncloa. Ya estoy más tranquilo. El país respira.

Todo se cae: Apple cierra sus tiendas de Madrid. Un juez levanta la prohibición de Ayuso sobre tabaco y ocio nocturno. Se acaba el Remdesivir. El sistema autonómico no funciona. El gentío sigue de verbena, de excursión, de okupación, con la mascarilla a media asta.  A medio hashtag: la vida almohadillada cést fini.

Sánchez tenía que dejar el simulacro de vacaciones, porque seguro que no las estaba disfrutando.

Con este cuadro clínico y microeconómico para disfrutar siendo presi hay que ser un sicópata. Pero mantener la apariencia, incluso la residencia, de vacaciones, clamaba un poquito al cielo. Iván Redondo y sus cuatrocientos asesores así lo han visto/leído y por eso hah hecho volver al top model.

Ah, la dolce vita vitae.

Al menos hay alguien por ahí. Esta noche Sánchez dejará encendida la lucecita sostenible del Pardo.

Y mañana es posible que salga a darnos la homilía de los sábados en clave estado de alarma porque a Simón nadie le hace caso, excepto los influencers, que salen más caros que los anuncios de portada de toda la vida.

–Es que no me puedo ir ni quince días, no se os puede dejar solos.

El presi ha de estar 24 h disponible por si hay que decidir algo, o lanzar un decreto al BOE. El juez que ha levantado la Ley Seca de Ayuso, similar o copiapegada de las otras ccaa’s, dice que no se pueden prohibir esas cosas sin un estadillo de alarma autonómico o un algo que aparezca en el BOE.

Derechos fundamentales como fumar cerca o el ocio nocturnal.

Ni la liga de fútbol funciona. O funciona un poco fuera de la ley (aunque eso no es delito hasta pasados diez o quince años y una vez prescrito lo que sea, como todo en general).

Por no hablar de las falsas ayudas llenas de trucos y trampas. Ni con 6G rellena usted ese formulario.

(Tras años de forcejear se ha conseguido una vía menos dolorosa para solicitar el certificado digital de la real fábrica de moneda y timbre sin tener que recurrir a navegadores ya desaparecidos. Albricias. Nombres largos, sueldos largos, cosas que nunca funcionan.)

Así que es posible que Sánchez, una vez eyectado al trono monclóveo (de Clodoveo) irá a la sala de pantallas y verá la magnitud de las grietas. La patria se derrumba ante el microbio por sus propias carencias infraestructurales, historiquísimas.

Lo único que puede proyectar el presi en funciones (ahora más que nunca) es la cifra mágica de los 140.000 millones de la UE, que todavía están en cuarentena.

Las mesnadas áulicas están redactando/copiando las propuestas ultramodernas digitales eco bio sostenibles para solicitar esa pasta.

A ver si hay homilia de sábado, preaviso de estado de alarma bis, calendario de Liga (mucho más urgente que el escolar), etc.