Una de cada mil Una de cada mil

Historias de la Esclerosis Múltiple

Una vida laboral cualquiera

Definiría mi vida profesional como corta e intensa.

Estudié Ingeniería Informática. Cuando acabé de estudiar me puse a trabajar ese mismo verano. Trabajaba en una empresa de desarrollo de software. Me gustaba mi trabajo. Tenía jornada partida, es decir, salía de trabajar a las seis de la tarde. 
Un año después, mi primera baja. Llegó la esclerosis múltiple. Seguí trabajando. Tres meses después, otro brote. Otra baja. Pasaron otros cuatro meses, otro brote. Propuse a la empresa, reducirme el número de horas. Trabajaría seis horas. Aceptaron y me dejaron elegir el horario. Me decidí por trabajar de ocho a dos. Comer en casa y descansar. Empecé a pensar en “el plan B“, por si acaso. En junio llegó otro brote y ya no volví. Cuatro brotes en un año. Para mí, eran demasiados.

Tuve suerte, porque la empresa en la que trabajaba me trató de diez. Un sobresaliente para todos ellos, desde mis jefes hasta mis compañeros. Todo el mundo comprendió que no podía seguir el ritmo. Mucho estrés, mucha exigencia y una perfección que va conmigo.

Había estado indagando en dedicarme a otra profesión.Conocí a una compañera de asociación que era profesora. Me habló de algunas ventajas que tiene la profesión para personas discapacitadas y me convenció. Quería que estuviese relacionado con la informática, y aposté por ser profesora de informática.

Durante un año me preparé las oposiciones. Suspendí. Tuve dos brotes, después de una muy mala racha de carácter emocional.

Después, hice el máster de formación del profesorado (antiguo CAP). Me llamaron para trabajar media jornada durante seis meses. Hacía las dos cosas a la vez, estudiaba y trabajaba. Sin rastro de brotes. Hasta el curso pasado que volvieron los brotes. Esta resumido en el anterior post: Cronología de un brote.

Con los recortes en educación, me había quedado sin trabajar. Pero, me han llamado. Vuelvo a trabajar como profesora, con el miedo de una recaída, con los recuerdos de mis últimos días del curso pasado y con las secuelas de un brote. Tengo ganas de saber cómo va a reaccionar mi cuerpo, de cómo voy afrontar trabajar y las secuelas del ojo, y de que vaya todo bien. La salud es lo primero 🙂

1decada1000.

7 comentarios · Escribe aquí tu comentario

  1. Dice ser Sonia

    Buenos días!Hay, qué suerte que tuviste de que en la empresa para que trabajabas se tomasen tan bien la noticia de tu enfermedad… En la que trabajaba yo en el momento de mi diagnóstico me despidieron sin contemplaciones. Así que mi vida laboral tiene la definición de truncada 🙁 Volví a encontrar trabajo hace un año pero claro, con las condiciones actuales. Tengo un trabajo (y que conste que no me quejo, tengo mucha suerte de estar trabajando) que no tiene nada que ver con mi profesión y con la mitad del sueldo que tenía antes. Y además no saben ni una palabra de mi enfermedad ni prácticamente de mi vida personal. Ya se sabe, gato escaldado del agua caliente huye 😉

    26 octubre 2012 | 08:50

    • Dice ser Una Decadamil

      Buenos días! La verdad es que tuve mucha suerte, siempre les recordaré a todos. Me ayudaron un montón. He oído algunos casos como el tuyo de compañeros de asociación, ya sabes que en este mundo hay de todo! Actualmente, como profesora, se supone que soy funcionaria (aunque sea interina), y me han tratado mucho peor que en la empresa privada. A ver si me animo a contarlo…Bueno, lo importante es que si quieres trabajar, hayas encontrado algo. Ya sabes que en la situación actual… pero ya vendrán tiempos mejores! Siempre que llueve… escampa!Un saludo,

      26 octubre 2012 | 09:46

    • Dice ser Sonia

      Espero que te vaya genial en tu nuevo empleo, seguro que sí, verás. No tengas miedo (que conste que yo también lo tengo, por si tengo un nuevo brote, porque si me pasa qué voy decir en el trabajo, cómo me va a afectar, qué secuelas me pueden quedar…), pero tenemos que vivir el hoy. Nosotras pensamos así porque tenemos EM, pero realmente ninguna persona, aunque esté ‘sana’ como una manzana, sabe qué le va a pasar en ningún momento. Lo tenemos un poco más difícil porque arrastramos una serie de secuelas y problemas que hacen que tengamos que luchar más que los demás para conseguir lo mismo. Eso nos hace mas fuertes aún 😉 Además vas a tener un muy buen horario, tendrás tiempo para tí y para cuidarte, además de poder desempeñar un trabajo que te gusta. Mucha suerte y ánimo!!!

      26 octubre 2012 | 10:23

    • Dice ser Una Decadamil

      Voy al mismo instituto así que ya me conocen y saben de mi enfermedad, aunque ignoren lo que ello conlleva. A mí lo que me pasa con el trabajo, es que me cuesta la salud. Por mi manera de ser y por cómo me tomo la cosas. Además empiezo a no hacer deporte, a estar todo el día durmiendo, y entro en una espiral que no es buena. Pero bueno, a ver que pasa este curso! Es mejor no pensarlo, y lo que tenga que pasar, pasará! Que fácil es decirlo eh? :)Ya os contaré! Un beso muy gordo!

      26 octubre 2012 | 10:37

  2. Dice ser tulupusesmilupus

    Aunque ya te lo he dicho por Twitter, espero que todo vaya bien y que puedas vencer ese miedo, que es lo peor :(.Yo aún estoy sin poder trabajar, pero el día que me den luz verde sé que voy a tener más miedo del que haya sentido jamás!!! Y eso es tan difícil de vencer!!! La gente te dice “tú tranquila. No te esfuerces mucho.” Pero para mí, y seguro que para ti también, es muy difícil porque somos personas que nos exigimos, que queremos prosperar!!! En fin, no me lío, je :p. Espero que te vaya muy bien y nos lo cuentes!!!Un beso enorme!!!

    26 octubre 2012 | 08:51

    • Dice ser Una Decadamil

      Es que ya me he mentalizado de que la salud es lo primero, y no quiero cagarla! Por suerte tengo un buen horario, trabajo lunes, martes y miércoles y yo creo que me irá bien (o eso quiero pensar).Y la típica frase de “en cuanto te encuentres mal, coges la baja”, y luego… nada!Muchas gracias por preocuparte por mí, eres un encanto! Un beso muy gordo!

      26 octubre 2012 | 09:50

  3. Sin dudarlo, se trata de una historia que, cuanto menos, nos hace replantearnos muchas cosas. Ciertamente, por más que intentamos, hasta que no nos toca bien de cerca algo así, no nos damos cuenta de qué tenemos. Entré pensando leer algo relacionado con cómo pedir la vida laboral y lo que me he encontrado ha sido algo con un mensaje mucho más profundo que, irrevocablemente, me hará valorar más las cosas. Un abrazo y mucho ánimo

    30 enero 2018 | 18:52

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.