BLOGS

Ideas para instalar puertas correderas, una tendencia sin obra

Foto: Pinterest

El otro día disfruté de las mejores zamburiñas que he probado en mi vida.

Mientras volvía en mí del gozo, me fijé en que aquel restaurante había trasladado la originalidad y el buen gusto de su cocina a la decoración (al final del post os revelaré el nombre del local). 😉

Particularmente, llamó mi atención la puerta corredera que daba acceso al baño. El mecanismo estaba totalmente a la vista, y eso lo hacía tan acertado como apuesta estética, entre lo rural y los diagramas de máquinas de Da Vinci.

Puertas correderas, me dije, debería haber más.

En casas o comercios, las puertas correderas son una solución brillante cuando existe un problema de espacio. O cuando queremos jugar y rebelarnos contra la concepción tradicional occidental de que el acceso a un habitáculo debería hacerse girando un objeto que condena más de medio metro cuadrado durante su funcionamiento.

Me alegra descubrir en mis visitas a clientes que cada vez más personas apuestan por este elemento tan armonioso y habitual en entornos como los hogares japoneses, donde te puedes pasar horas abriendo y cerrando las hojas de papel y bambú de cada puerta.

Por eso hoy te voy a mostrar algo más sobre esta alternativa tan interesante que puede convertir un salón estándar en un lugar con más magia.

¡Empuja esta puerta para seguir leyendo!

Hay puertas correderas de obra y puertas que no

Esto es lo primero que debes tener en cuenta. Como habrás visto, hay modelos que requieren la construcción de un tabique especial dentro del cual esconder la puerta.

Pero otros diseños cuelgan de rieles de la misma pared y quedan a la vista, sin perjuicio necesariamente del resultado estético y con un considerable ahorro de tiempo, dinero y molestias en su instalación.

Una vez claro este punto, pasemos a ver qué tipos de puertas correderas podemos encontrar, para ver si alguno se ajusta a tu visión plástica de interiores.
.

Con los herrajes y rieles a la vista

Pese a que algunas personas prefieren que parezca que la puerta flota de forma mágica sin que se vea el truco, a muchos otros —yo me incluyo en esta corriente— nos encanta que el mecanismo esté al aire y participe de la decoración.

Jugar con sus colores y su estilo es siempre un acierto cuando lo combinas sabiamente con la tendencia reinante en tu espacio.

Tapando la mecánica

Otra posibilidad, como comentaba hace un momento, es cubrir el carril y demás partes del artilugio por medio de un marco, una guía, u otro elemento ornamental que prefieras que se gane la atención de tus visitas.

Incluso puedes convertirlas en librerías, espejos y cualquier otra utilidad que te apetezca que esconda tu lugar secreto favorito de la casa.

Foto: Pinterest.

Foto: Pinterest.

¿Cuántas hojas quieres?

Dependiendo del grosor de la entrada y de tus gustos, puedes optar por colocar una sola hoja para cubrir el hueco o dos (o más).

Foto: Pinterest.

Puertas dobles para grandes espacios

Nos retrotraen a esas películas clásicas con grandes mansiones, en las que los protagonistas hacen su aparición en escena abriendo una puerta con cada mano, de forma grandilocuente.

Foto: Pinterest.

Si tu salón y tu dormitorio son grandes y están comunicados, tal vez quieras experimentar cada mañana la sensación de ser Bruce Wayne y estrenar tus días con tan tremendo gesto.
.

Estilo rústico, acierto seguro

Está de moda… desde aproximadamente siempre. Y es que una buena puerta de madera maciza tipo granero le dará un toque natural y acogedor hasta al piso más céntrico de la ciudad más superpoblada.

O, por el contrario, materiales de vanguardia

Ojo, igual que puedes viajar un siglo en el tiempo hacia atrás, también puedes invertir el sentido de la marcha colocando metales, vidrios o melaminas como hojas divisorias de espacios.

También puedes conjugar materiales como el hormigón con otros muy contrastados como la madera.

El resultado será espectacular igualmente, pero con aspiraciones futuristas y muy elegantes.

.

Foto: Pinterest.

Combinación de materiales: a por nota

¿Madera o metal + cristal? Bingo. Si buscas dividir espacios sin aislarlos completamente, una de estas composiciones te ayudará a conseguirlo con un buen gusto innegable.

Foto y dos anteriores: pinterest.co.uk

.
Tapar una despensa o cualquier vano de la vista

Libera tu mente: una puerta corredera ofrece posibilidades mucho mayores que una puerta batiente convencional.

¿Qué pasa si hay un hueco en tu casa en el que conserves objetos que no desees que estén siempre a la vista, como una despensa de obra, o un hueco en una pared con trastos apoyados? Fácil: puedes colgar una puerta corrediza para cubrirlo sin complicarte la vida como lo haría una puerta situada en mal lugar.

Además, después podrás decorarla a tu gusto y convertirla en parte del atractivo de tu casa, en lugar de en un problema. Como en el ejemplo de arriba, en el que la puerta corredera se usa como pizarra para dibujar en ella.

¿Quieres que te ayudemos a instalar tus nuevas puertas en casa? Cuenta con nuestros expertos carpinteros para darte los mejores consejos y presupuestos sin compromiso alguno.

Por cierto, el lugar donde chuparos los dedos u optar por pasar al aseo a lavároslos empujando una bonita puerta corredera es Atlántico, Casa de Petiscos, frente al madrileño Parque del Retiro.

Detalles 💙💙💙 #CocinaGallega #CocinaViajera #Madrid #PepeSolla #GaliciaMola #AtlánticoCasaDePetiscos

Una publicación compartida de Atlántico by Pepe Solla (@atlantico_pepesolla) el 17 de Ago de 2016 a la(s) 10:17 PDT

Salvador de la Casa, de HomeServe, te ayuda a ahorrar y crear con tus propias manos con proyectos, ideas y trucos DIY

 

Escribe aquí tu comentario






    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Normas y protección de datos.