Tu blog Tu blog

Este es tu altavoz

Entradas etiquetadas como ‘contaminación atmosférica’

La industria del automóvil presiona para que nos obliguen a consumir hasta morir

Por Carlos Carretero Legrand

Varios vehículos esperando para pasar la ITV en el centro de inspección de Villaverde (Jorge París).

Varios vehículos esperando para pasar la ITV en el centro de inspección de Villaverde (Jorge París).

Nuestras autoridades nos repiten cada vez más a menudo que el parque automovilístico en España está muy envejecido, lo que hace que haya peligro en las carreteras; que los coches con ciertos años contribuyen al calentamiento global y a la contaminación atmosférica.

Resulta que a todos los vehículos, cumplidos ciertos años, les obligan a pasar lo que se llama la ITV. En algunos casos, como en el de los vehículos industriales, hasta dos veces al año, donde se mira exhaustivamente todo aquello que pueda suponer un peligro en carretera: frenos, dirección, neumáticos… y por supuesto se revisa el escape de gases para que estos no rebasen los límites permitidos.

No obstante, nuestros políticos nos quieren imponer que todo vehículo que tenga más de siete años, aunque esté en perfectas condiciones de uso y circulación, se mande al desguace. No hay que ser muy agudo para darse cuenta de que por detrás de estas “campañas de renovación”, están las grandes industrias del automóvil, presionando para que nos obliguen a consumir hasta morir.

 

Ícaros modernos

Por Luis F. Crespo Zorita

Aena Aeropuertos es el primer gestor aeroportuario del mundo por número de pasajeros. En el primer semestre de 2015 ha incrementado el número de pasajeros en un 5,2%, llegando hasta 93 millones, registrando su récord de pasajeros internacionales con 68 millones. Desde 2013, Aena es un negocio rentable, por eso se ha privatizado en un 49% recientemente.

Foto del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas. (ARCHIVO)

Foto del aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas. (ARCHIVO)

El mundo está virtualmente interconectado, los desplazamientos físicos podrían reducirse al mínimo, pero volar sigue otorgando prestigio y distinción a consumidores privilegiados. Sabemos que los vuelos comerciales son un agente fundamental de contaminación atmosférica y en el calentamiento global. Cabe la posibilidad de que el precio que está alcanzando el combustible les funda las alas. Pero, entre tanto, contribuir a romper el equilibrio ecológico del planeta les sale gratis.

El Ministerio de Defensa les cede sus pasillos aéreos, sus controladores e incluso sus pilotos. El Ministerio de Fomento ha conseguido rebajar los costes de las tarifas aeroportuarias. Y el Ministerio de Interior desnudará mediante escáner a los usuarios para dar seguridad al negocio. Mientras tanto, Campo Real y otros municipios vecinos seguimos amenazados por un futuro segundo aeropuerto para Madrid.

Personalmente, a pesar de todo, intento ahorrar energía, el presupuesto familiar me obliga, y además han conseguido que el cambio climático me acongoje.