Entradas etiquetadas como ‘antifaz’

El hombre que enmascaró a Björk

Björk con una prenda de látex bordada creada por Merry  en el vídeo para 'Family', una de las canciones de 'Vulnicura' - Foto: www.jtmerry.com

Björk con una prenda bordada de Merry en el vídeo para ‘Family’, una de las canciones de ‘Vulnicura’ – Foto: www.jtmerry.com

En los vídeos promocionales y en los conciertos de presentación de su último disco Björk oculta su rostro tras gasas semitransparentes de las que nacen bordados y encajes. No sorprende la excentricidad —una marca de la casa—, sino la insistencia con que se blinda de las miradas del público, apenas dejando la boca al descubierto para cantar. Tal vez lo haga por simple vanidad, a lo mejor le es difícil soportar que las letras de Vulnicura (un álbum confesional y descarnado) la muestran como un ser humano vulnerable.

Nada más filtrarse en Internet, la artista islandesa adelantó la publicación del disco y se lanzó a dar entrevistas, en muchas hacía esfuerzos por no llorar o terminaba por dejar que brotaran las lágrimas. En aquellos primeros encuentros con la prensa mencionó que sentía “vergüenza” por exponerse de manera tan sincera, “tan adolescente”. Dejaba de ser un vendaval polar y se mostraba sola y doliente.

El artista tras los antifaces barrocos es James Merry. Colaborador de Björk desde hace seis años, declara que bordar es un antídoto contra las prisas, te obliga a pisar el freno para centrarte en un ritmo terapéutico. Sólo necesita hilo, aguja y tejidos, puede llevar un pequeño taller en la mochila y además adora la “ponibilidad” del “producto final”. “No están incrustados en un marco sobre una pared, puedes llevarlos, doblarlos y ponerlos en la lavadora cuando se ensucian”, dice en una entrevista reciente.

Lee el resto de la entrada »

Cuando las damas clásicas reciben la visita del surrealismo

“Siempre sabré algo que tú desconoces”, parecen decir con su expresión facial las mujeres que dibuja Colette Calascione (San Francisco, 1971).

Las máscaras, las pelucas, los turbantes e incluso las metamorfosis animales sirven para esconder y celebrar el secreto. Las traigo a mi terreno de Obsesiones por la fijación de la artita por el disfraz, por ocultar el rostro con juegos de otra época.

Colette Calascione - Monkey Love

Colette Calascione - Monkey Love

Calascione muchas veces encuentra su inspiración en fotografías eróticas de principios del siglo XX. Los cuerpos redondeados y las diminutas bocas de labios sellados tampoco son frecuentes en este mundo de top models y risotadas que dejan ver dentaduras perfectas: “Intento llegar a la sonrisa de la Mona Lisa”, dice reconociendo su gusto por las expresiones enigmáticas.

Utiliza una técnica para crearlas que se basa en el sistema de capas de color de la pintura clásica. Primero dibuja las líneas y luego las repasa con un lápiz acuarelable.

Las capas proporcionan a la carne el realismo que necesitan: primero un rojo tierra, luego tres capas de blanco, una capa verde que neutralice el rojo…

“Entonces es cuando el color empieza a aparecer y entramos en la parte tortuosa. La tonalidad es lo más importante porque decide la atmósfera del cuadro. Puedo rehacerla diez veces hasta que me siento satisfecha”.

Colette Calascione - 2 Faced Portrait

Colette Calascione - 2 Faced Portrait

Las situaciones, sin embargo, contrastan con el arte clásico de las formas cuando la dama disfrazada recibe la visita del surrealismo: siamesas, manos con llagas de las que salen notas musicales, pulpos y monos encaramados en un tocado femenino…

Ni siquiera la artista puede explicar de dónde salen estas escenas, como si ella sólo transmitiera el mensaje que las mujeres disfrazadas se mueren por comunicar: “En la mayoría de los casos son simples visiones y no suelo saber lo que significan hasta años más tarde. A veces me he encontrado con que predecían cosas”.

Helena Celdrán