BLOGS
Trasdós Trasdós

No nos disgusta la definición del término trasdós: la "superficie exterior convexa de un arco o bóveda". En este blog perseguimos estar en alerta y con el objetivo siempre dispuesto para capturar los reflejos, destellos, brillos y fulgores que el arte proyecta.

Superhéroes encerrados en una bolsa

'Peter Parker' - Simon Monk

'Peter Parker' - Simon Monk

Spiderman, Superman, El Capitán América, Hulk… Simon Monk (Reino Unido, 1966) hace retratos del natural de cada muñeco tras el brillo transparente de la bolsa. Elabora cada cuadro con una lentitud artesanal que lleva meses, superponiendo una capa de pintura traslúcida sobre otra.

La serie, aún en proceso de creación, se llama Secret Identity y son pinturas al esmalte y al óleo que forma una colección curiosa de muñecos de plástico, todos superhéroes, metidos en bolsas de polietileno. Podrían ser parte del juego de un niño o el resultado del fetichismo de un coleccionista. El colgador y la pared sugieren la comodidad hogareña de cualquier casa familiar.

“Metidos en bolsas y colgados de un gancho en un espacio doméstico se vuelven objetos recién adquiridos, despojados del gran poder que tienen en sus narrativas, su energía queda frustrada. A pesar de la reducción, permanecen irresistibles en su rabia y orgullo comiqueros“, dice Monk, que se delata como el profesor de Historia del Arte que fue, hasta que volvió a la pintura hace sólo cinco años.

'Clark Kent' - Simon Monk

'Clark Kent' - Simon Monk

No es la primera vez que experimenta con la figurita intocada: antes había hecho lo mismo con una langosta, un tigre, un pterodáctilo… Héroes de la mitología infantil, siempre tan amiga de la ferocidad de las garras, las pinzas y las fauces.

Comenzó con su particular fijación porque le interesaba el estudio de las escalas y le gustaba la idea de que estos muñecos nunca la respetaran: todo el mundo sabe que en el mundo del juguete un dinosaurio se convierte en miniatura y un insecto en un ejemplar gigantesco.

Monk confiesa jugar con la idea del coleccionismo, con la extraña mezcla de lo exótico y lo banal, con la remota posibilidad de quitarle misticismo a la nostalgia. El plástico llegó mezclando esos impulsos.

Al artista le atrae que un elemento tan cotidiano se convierta en objeto de especulaciones, que uno se pregunte qué hacen metidos en una bolsa: si la causa es que están a la venta, que forman parte de un proyecto antropológico, que son el preciado botín de un comprador excéntrico…

Helena Celdrán

2 comentarios

  1. Dice ser ciudadanokane

    ¿Pero que majaderia es esta? ¿De verdad os pagan por escribir articulos de este tipo?

    15 noviembre 2011 | 22:19

  2. Dice ser sicologo del castin de foolyou

    que arte.me fascina las pinturas hiperrealistas que parecen fotos,están llenas de esfuerzo y talento.no hay nada igual.

    15 noviembre 2011 | 23:22

Los comentarios están cerrados.