Smelly Cat Smelly Cat

El 'happy place' de las series de televisión

En qué sí se parecen ‘Stranger Things’ y ‘The OA’

The OAEn el universo del comentario seriéfilo a veces caemos en debates un tanto bobos. Uno de los que dio que hablar a mediados del pasado diciembre, cuando Netflix estrenó The OA, fue el de a qué serie se parecía más lo nuevo de la plataforma, si a Stranger Things o a Sense8. Lo cierto es que la apuesta de ciencia ficción tenía muchos puntos en común con la de las hermanas Wachowski, su premisa scifi y su tono existencialista, pero algunos vieron también similitudes con la de los hermanos Duffer, por el regreso de una joven que parece tener poderes y reúne a varios chicos del pueblo para compartir con ellos su misión. Tanto es así que hay quien habla ya de “los niños de The OA” (estando varios creciditos y con una profesora entre ellos) como de los nuevos niños de Stranger Things, aunque en esto seguro que hay algo de clickbaiting.

Sea como sea, e independientemente del derecho que tengamos a decirle a alguien a qué serie debe recordarle cada cual, yo sí soy de los que ha visto un tema en común, y uno de los más bonitos de ambas: la unión infantil y adolescente como vía de escape a la realidad de las pequeñas ciudades del extrarradio, y la imaginación y la confianza como herramientas vitales. Expliqué en Gonzoo hace unos días que no me convence la propuesta de The OA, pero creo que tiene un desenlace muy emocionante, y para mí lo más interesante de la ficción es el recorrido de los personajes secundarios. Al igual que uno de los discursos más importantes de Stranger Things (y también de Sense8, sí, pero con diferentes matices), The OA es una fábula sobre la superación de las diferencias, sobre la aceptación personal para enfrentarse a la vida.

El punto de partida de The OA es bastante certero al respecto. Narra la historia de Prairie, que abandona la ciudad en la que ha crecido, la gris y solitaria Crestwood, para buscar a su padre biológico, pero cae en la trampa de un científico que la secuestra para experimentar, junto a otras personas. A su regreso, varios años después, la joven se convierte en la guía de un grupo de improbables amigos: Steve, un chaval conflictivo y con problemas para relacionarse; Jesse, un chico huérfano; Alfonso, estudiante ejemplar superado por las responsabilidades; Buck Vu, un joven transgénero; y Broderick-Allen, una profesora en duelo por su hermano. La intención de Prairie es exorcizarse de su experiencia, encontrar la empatía que halló en sus compañeros de cautiverio, pero además les ayuda a confiar en la fuerza del conjunto, que luego les salvará.

Stranger ThingsDesde este punto de vista, las coincidencias entre Eleven y Prairie son ilustrativas; en el caso de Stranger Things, es evidente también su inspiración en los imaginarios juveniles de Stephen King. En la novela It, por ejemplo, la fantasía y lo increíble es capital para que los protagonistas consigan vencer al monstruo que amenaza su ciudad, y que representa el fantasma del pasado y de una infancia no precisamente feliz. Ese monstruo es también el que persigue a Eleven: la pequeña con poderes es el motivo por el que los niños de este pueblo de Indiana se unen para buscar al desaparecido Will Byers, y es también quien les salva en un sacrificio final (¿ella es en realidad el monstruo, o al menos quien le ha creado?). Si hay algo que comparten Stranger Things y The OA es su cariño por la imaginación y por el relato como catarsis emocional, y en momentos complicados y desoladores como los que vivimos ahora, cualquier escapada es bienvenida.

¿Qué os parece la teoría? ¿Os gustan Stranger Things y The OA?

También os puede interesar

‘The Walking Dead’: nuevas imágenes de la séptima temporada

¿Sabías que Benedict Cumberbatch es familiar de Arthur Conan Doyle?

‘Emerald City’: qué debes saber sobre la serie adaptación de ‘El mago de Oz’

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.