Sin efectos especiales Sin efectos especiales

-No deberías llevar esa ropa. -¿Por qué? Sólo es una blusa y una falda. -Entonces no deberías llevar ese cuerpo. 'Fuego en el cuerpo', de Lawrence Kasdan

Ir al cine para mosquearse

A raíz del post que hice el otro día sobre la desaparición de las salas de cine, me llama un amigo para decirme que estoy idealizando lo de ver el cine en pantalla grande. Me dice que él está más que harto de tragarse los comentarios a destiempo de los compañeros de fila, además de tener que pasar frío en verano y calor en invierno, y que hace meses que solo ve cine en DVD, apoltronado en el comodísimo salón de su casa. Un sofá, presume, que no tiene ni punto de comparación con las cochambrosas butacas del cine de su ciudad.

Entiendo lo que dice. Me imagino que sus quejas son, en parte, la causa por la que la venta y alquiler de DVD suponen ya la principal fuente de recaudación de una película, llegando en algunos casos a ser el 60% más de lo que un filme consigue en taquilla.

Ya hablamos hace tiempo de lo incómodos y viejos que son algunos cines, lo que me llama la atención es que a veces las incomodidades también se dan en cines modernos, muy frecuentados. Recuerdo lo que me pasó hace unos meses en unos céntricos cines de Madrid, famosos por su buena programación en versión original, mientras veía ‘El desafío: Frost contra Nixon’. Os pongo este ejemplo porque es la segunda vez que me pasa en estos cines. Durante la proyección, los sonidos de los diálogos se mezclaban con otros ruidos de fondo que al principio no pude identificar. Era como un murmullo constante, un eco que, de repente, se volvió un auténtico diálogo salpicado de risas que discurría paralelo a la película. Mis acompañantes y yo no podíamos identificar la procedencia de los sonidos y confieso que permanecimos un rato así, fastidiándonos, sin atrevernos a salir a protestar porque no queríamos perdernos ni un minuto de la película (aunque en realidad hacía rato que nos costaba permanecer concentrados). Estuvimos así hasta que alguien de las primeras filas abrió la puerta de la salida de emergencia que da a una pequeña plaza e invitó a marcharse al grupo de jóvenes que había decidido montar una tertulia junto al cine.

Así que era eso, ése era el ruido que había oído hace unas semanas y que ahora volvía a repetirse. Inaudito, increíble. Un gran cine, con una programación excelente y buenas salas; pero deficientemente insonorizado.

¿Vosotros habéis tenido alguna vez experiencias de este tipo? ¿Qué tal son los cines a los que vais? ¿Qué tipos de deficiencias tienen?

59 comentarios

  1. Dice ser garrulolisergico

    Sí… concretamente en los multicines de La Ballena en Las Palmas de Gran Canaria. Fui a ver Terminator 3 y estaba escuchando los sonidos de la sala de al lado. Bastante molesto.

    08 mayo 2009 | 20:53

  2. Dice ser SOFIA

    Que bien, el cine es algo maravilloso, sea cual sea y como sea

    09 mayo 2009 | 09:30

  3. Dice ser PEPA

    Me gusta el cine

    09 mayo 2009 | 09:31

  4. Dice ser Pat

    Desde hace muy poco tiempo,la generación botellón se ha aduñado de los cines y yo,sñeores,ya no los piso porque tendría que liarme a ostias todos los días.O si voy,en sesión de las once de la noche y durante la semana.Si quieren solucionarlo,que pongan un revisor que eche a esta gentuza.Mil pelas por entrada,quinientas por unas palomitas frías y no son capaces ni de garantizar un poco de silencio.Luego que nos vayamos será culpa del P2P…

    09 mayo 2009 | 10:16

  5. Dice ser fuckyngstyle

    **No depende del cine sino de la peli

    11 mayo 2009 | 22:32

  6. Dice ser Elfo Oscuro

    Hay que ser más inteligente que ellos. Para poder ver bien una película:- Ir un viernes o sábado a medianoche, cuando todos estos maleducados que decís, está de botellón o de copas.- Llevaos las palomitas de casa, que lo quereis todo hecho.- Y para los que hablan, en vez de recriminarles, no hay más que suspirar en alto y decir «Pero que gilipollas» y enseguida se callan…

    12 mayo 2009 | 10:29

  7. Dice ser AKASHA

    Pues a mí me encantan los multicines…son enormes, las butacas cómodas, puedes repetir película for free ( los cines de los centros comerciales)…que van niños y gente que hace ruido, pues vas a una sesión en la que sepas que no vaya a haber tanta gente… y por cierto, los martes que son los días de los mayores (creo que la entrada les cuesta 1 Euro) son lo peor!!!! Son peores que niños, hablan en alto, comentan la película tooooooooooooooooodo el rato, critican a los actores actrices…horroroso…

    12 mayo 2009 | 13:36

  8. Dice ser ADO.

    a mi desde que me gusta el cine y lo entiendo ya no hablo con mis colegullas y debian mandar callar.

    16 mayo 2009 | 01:34

  9. Dice ser Joanxt

    No a pasar frío en el cine, por favor, ya está bien.No a pasar calor.Si pagas 7 euros por ver una peli, que al menos la puedas ver a gusto.

    22 mayo 2009 | 17:18

Los comentarios están cerrados.