Nuestro cuerpo es como una máquina. Hay que engrasarla, revisarla, meterle un buen carburante... Sólo tenemos una, y nunca es tarde para empezar a cuidarla

Entradas etiquetadas como ‘hiperlordosis’

¿Por qué es bueno hacer abdominales?

¿Quién no ha soñado alguna vez con tener la famosa “tableta de chocolate” o la “tabla de lavar” bajo la camiseta? Poder lucir una cinturita de avispa como la de Halle Berry saliendo del mar en Die another day (en el vídeo de abajo) o un torso perfectamente modelado como el de Brad Pitt en Troya.

Pero lo realmente importante de trabajar los músculos abdominales son los beneficios que aportan a nuestra salud, siempre que los realicemos de manera correcta y sin excesos.

Si no se trabaja la musculatura abdominal, ésta suele estar falta de tono, lo que suele verse reflejado en un aumento de tripa, que provoca alteraciones en la posición que debería tener la columna.

Esas descompensaciones en la región pélvica y lumbar pueden derivarse en dolencias como la hiperlordosis (que puede derivar e problemas de ciática), las sobrecargas lumbares, la aparición de hernias discales, un aplastamiento, deformación o rotura de los discos intervertebrales

Una musculatura fuerte y compensada (la lumbar con la abdominal) nos ayuda también a mantenernos erguidos de manera natural, sin arquear la espalda ni tener los hombros caídos hacia adelante, unas posturas que suelen provocar contracturas y problemas de columna.

Además, si tenemos potenciada la musculatura, siempre que exijamos más trabajo a la espalda en acciones motrices que llevamos a cabo a diario (como los esfuerzos que hacemos al levantar o empujar objetos) trabajará esta y no las articulaciones intervertebrales. Todo esto nos evitará problemas y dolores.

Cuéntanos si los ejercicios abdominales te han ayudado con algún problema, o si crees que gracias a ellos no los tienes.