BLOGS

Nuestro cuerpo es como una máquina. Hay que engrasarla, revisarla, meterle un buen carburante... Sólo tenemos una, y nunca es tarde para empezar a cuidarla

Bollos, patatas fritas, gominolas ¿qué nos aporta su consumo?

En el día a día hay un montón de tentaciones en forma de máquina del trabajo: bollos, patatas fritas de los sabores más variopintos (chorizo, leña…), gominolas, tartas, sándwiches con mahonesa a pegotones…

Yo he de reconocer que, desde hace unos meses, caigo menos en la tentación, porque mi empresa tuvo la genial idea de traer un montón de fruta todos los martes y, durante el resto de la semana, podemos coger mandarinas, uvas, manzanas, plátanos, cerezas… según la temporada. Y encima gratis.

Lo que nos llevamos al estómago es mucho más importante de lo que a veces pensamos y, si bien es cierto que por tomar esos productos que hemos dicho más arriba, de vez en cuando, no pasa nada, no hay nada peor que acostumbrarse a “matar el gusanillo” con ellos.

Por eso hoy que es viernes, que uno baja la guardia, que está agotado después de una semana de intenso trabajo, que puede opinar que se merece un caprichito… te quiero recordar que:

– Un bollo de chocolate tiene entre 400 y 500 calorías por 100 gr, muchos hidratos de carbono (entre el 49% y el 62%), mucha grasa (16%-30%) y, sin embargo, pocas proteínas (entre el 4% y el 8%).

– Las patatas fritas o chips, que coges una y no dejarás ninguna, tienen entre un 30 y un 40% de grasas y casi un 50% de hidratos de carbono. Además, suelen tener un alto contenido de sal.

-Respecto a las chocolatinas, una de esas que lo llevan todo: chocolate, toffee, un poquito de galleta… ummmmm. Pues esa delicia tiene cerca de 600 calorías por 100 gramos, un 12,3% de proteínas, un 44% de grasas (que es una burrada) y un 40% de hidratos de carbono.

Las gominolas, esas que cuando éramos pequeños soñábamos con comprarnos por kilos cuando fuéramos mayores y ganáramos un sueldo de verdad (y doy fe que algunos compañeros casi liquidan la mensualidad en este tipo de caprichos… exagerando un poco, claro), tienen en los hidratos de carbono sencillos su base (entre un 70 y un 80% del producto es glucosa, sacarosa y/o fructosa), tiene entre un 1,5 y un 7% de proteínas, menos de un 1% de grasas y en torno al 12% de agua. Además, 100 gramos de gominolas aportan entre 320 a380 calorías.

Pero lo peor de todas estas cosas es que, nutricionalmente, no nos aportan nada. Sin embargo, si has decidido un día darte el capricho, no te tortures pensando en lo que vas a engordar o lo que vas a tardar en quemar sus calorías… simplemente disfrútalo.

En próximos post te propondremos los alimentos más adecuados para tomar entre comidas.

Pero hoy dinos ¿te cuesta mucho resistirte a estas tentaciones? ¿Cómo compensas su consumo?

13 comentarios

  1. Dice ser MALICIA PRESS

    cuesta resistirse, pero están para ser comidos ¿no?_______________________________http://maliciapress.wordpress.com/

    23 Enero 2009 | 16:28

  2. LA PATAKY SE FORRA A FRUTOS SECOS Y ASI TIENE LAS DOMINGAS DE GOMA QUE TIENEhttp://comielotrodia.wordpress.com

    23 Enero 2009 | 16:48

  3. Dice ser marvic

    Simplemente no me resisto, lo que hago es tomarme todos los días una onza de chocolate negro con frutos secos que esta delicioso, igual que me propongo todos los días merendar una pieza de fruta.

    23 Enero 2009 | 16:52

  4. Dice ser carote

    Yo me pongo hasta las trancas de toda esa basura y además hago deporte… Estoy to buenorro…Así que… es una lástima aquellos que su metabolismo obliga a resistirse a cualquier cosa que llevarse a la boca… Pero la solución no está en no comer, sino no en ejercitarse…No hagamos demagogia pues…

    23 Enero 2009 | 17:06

  5. Dice ser eb

    soy diabetico desde ace unos meses asi k me tengo k joder sin comer :S

    23 Enero 2009 | 17:09

  6. Dice ser Nerea

    come lo que quieras y cuando quieras, tanta tonteria… dios mio

    23 Enero 2009 | 17:13

  7. Dice ser Youssef

    Yo antes tenia un cuerpo sin nada de grasas comia mucho lo debrava todo pero hacia mucho deporte una media de 2 horas al dia pero ahora trabajo 12 horas al dia sentado delante del ordenador, como mucho menos que antes pero he engordado enos 12 kilos, estoy muy deprimido me gusta mucho el deporte pero no tengo tiempo.Tengo un verdadero problema no me puedo mirar al espejo.

    23 Enero 2009 | 17:50

  8. Dice ser I don´t understand

    No entiendo nada de nada. Soy una chica de 24 años, estoy en mi peso (últimamente un poco por debajo incluso) y mi vida es totalmente sedentaria (ni deporte, ni andar en vez de coger el bus, ni escaleras en vez de ascensor…, lo que se dice nada de nada). Tampoco soy sexualmente activa y me encanta dormir y leer. Soy estudiante (ocupación que tira mucho del cerebro, pero de lo demás, nada). Y me encanta comer bollos, chocolate, patatas fritas… , estoy más que acostumbrada a matar el gusanillo, la boa y lo que se tercie con dulces, frutos secos y demás. Me salto las comidas “de verdad” para comer dulces y antojillos con la conciencia más tranquila.La fruta y la verdura la reduzco a lo mínimo imprescindible (y porque me obligan en casa que si no…)… Lo que no entiendo es… según todo lo que he dicho y lo que se cuenta en el blog… ¿POR QUÉ NO SUBO DE PESO? (O si subo es muy poco?) vamos, que yo encantada, pero que no lo entiendo…

    23 Enero 2009 | 18:32

  9. Dice ser boopextreme

    Jajaj totalmente de acuerdo con I don’t understand tngo la misma edad y estoy tambien algo por debajo de mi peso, cuando termino de almorzar me como una bolsa de pipas, o altramuces, patatas fritas…. lo que haya por casa, ahora estoy en el paro pero cuando salía del trabajo siempre compraba unos 2€ de chuches….. no paro de matar el gusanillo en todo el dia, ahora me he comido despues de la merienda unos donettes así que yo tampoco entiendo, alomejor es el metabolismo, no hago deporte, así que …. esperemos que el metabolismo o lo que sea me mantenga con este tipito mucho tiempo

    23 Enero 2009 | 19:05

  10. Dice ser Sevillona

    ¡Qué no daría yo por ponerme ciega a comer y no engordar nada!Pero no puedo hacerlo, pues si no me controlo, me pongo como una vaca.Menos mal que no soy golosa y la verdura me encanta toda, pero vamos, que hay muchas otras cosas que no son dulces y que engordan muchísimo y que se me antojan a menudo y me tengo que controlar.Por ejemplo, las patatas fritas de paquete de la marca Hispalana me vuelven loca, o un buen plato de “papas aliñás”, o un buen queso de cualquier tipo (Bendito queso, alimento de los dioses), o un plato de spaguetti a la boloñesa, o pizza, o hamburguesas, o bocatas……vale, vale ya…Ea, me voy a comerme una manzana. 🙁

    23 Enero 2009 | 19:38

  11. Dice ser Mildred

    Yo voy a dar mi opinión, que seguramente la gente lo coja con excepticismo (y está en su derecho) pero si a alguien le sirve, pues genial.He sufrido obesidad toda mi vida. He probado miles de dietas y lo típico, nada de nada. Siempre con ansiedad y aun no comiendo más que ensaladas no perdía un gramo. Hasta ahí lo típico por lo que hemos pasado tantas personas con este problema.La cosa cambió el año pasado cuando leí un artículo sobre Atkins. Como vegetariana que soy desde hace 6 años, lo tomé con bastante escepticismo (es una dieta muy proteica y basada en la carne) pero me llamaron la atención algunas cosas. Mi tendencia a ansiedad por los productos altos en carbohidratos y azúcares, tal como Atkins decía, era cierta. Patatas, arroz, pasta, pan, helados, bollería… Además leí acerca de los niveles de insulina y como desaparecía la ansiedad a los dos días de prescindir de los carbohidratos (no más de 20g. al día). Por dos días, decidí probar. Y eso contando con no comer carne ya de por sí era un reto. Pero lo intenté, y es FLIPANTE como al tercer día no tenia ansiedad. Ya hace 6 meses y he bajado 23 kg (me quedan unos 15). Y ya no solo eso, sino que no tiene ni punto de comparación el estar constantemente pensando en comer tal o cual comida (como solía ser mi vida) a olvidarte incluso de que tienes que comer. Y es que la ansiedad es muy jodida, no te das cuenta hasta que dejas de tenerla.No soy partidaria de la dieta Atkins tal cual, ya que tanta carne es muy perjudicial, pero habiendo demostrado que se puede hacer una especie de Atkins vegetariana (verduras, queso, huevos, tofu, seitán, legumbres… y con el tiempo un poco de arroz o patata) creo que, al menos en mi caso, la solución está clara. Solo me da pena no haberlo sabido antes y haber perdido mi juventud entre lorzas.Se que mi parrafada ha sonado a telepredicador pero si a alguien le puede ayudar, solo son dos días de prueba. Lo mismo os digo dentro de un año que he vuelto a recuperarlo (espero que no), pero de momento estoy genial y he creido que tenía que compartirlo.Suerte

    23 Enero 2009 | 20:54

  12. Dice ser enalquiler

    nos aporta unicamente mala salud y posible obesidad.

    25 Enero 2009 | 16:57

  13. Dice ser yomisma

    Mildred, tienes toda la razón, he comprobado eso mismo que tu dices y, ahora lo tengo como filosofía de vida, mantengo la norma, y si, en algún momento me paso, el cuerpo responde bien. Así se disfruta más de los alimentos y se es muy consciente de como reacciona tu cuerpo a lo que le metes.

    27 Enero 2009 | 10:27

Los comentarios están cerrados.