BLOGS Deportes
Runstorming Runstorming

Poner un pie delante de otro nunca tuvo tanta trascendencia.

El corredor que descubrió que su pareja “ya no”

Erase una vez un cuarentón o una treinterañera que corrían. Y lo habían incorporado ya a sus hábitos. Esa persona que muchos conocemos. Quizá nosotros mismos. Nuestro peor enemigo.

El corredor vino un día de un entrenamiento especialmente motivador. O del gimnasio de una sesión de cardio. O llegó a casa de participar en los festivos 8km del Buenos Días Run Series. En cualquiera de los tres escenarios había charlado de manera animada. La generación de endorfinas y la circulación de la sangre habían elevado las emociones. Chicas jóvenes y deportistas o chicos sin tripa y sonrientes que se interesaban por la evolución de los entrenamientos de nuestra hipotética corredora.

Abrió la puerta y le saludó su compañero, su esposa, su novio o la madre de sus hijos. Y le vino a la cabeza el comparar con esas otras personas que dejó en la zona de meta o de recogida de las bolsas de la carrera. El corredor huyó mentalmente hacia la próxima vez que se vería rodeado de esas nuevas y deportivas amistades.

¿Conoces casos similares?

Haz memoria de las conversaciones que han salido mientras corríais. Su anterior pareja no era tan deportista. Quizá fumaba. Estaba pasado de peso o prefería recordarle que el/ella tendría que quedarse con los niños o que las tardes estaban para comprar o para pasear.

La historia de las nuevas amistades es vieja como la humanidad misma. Correr (en general, el deporte) es un hábito incorporado recientemente a la sociedad. Pero es algo que se ha buscado un hueco en el ocio de la vida en las ciudades occidentales, grandes o chicas. La ruptura de las parejas también está enraizado y, si vemos a nuestro protagonista, el corredor, dos años más tarde, ha buscado un nuevo rumbo en su vida.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Y ¿de qué depende todo esto?

Es fundamental entender que muchísimas parejas se forman anteriormente al momento en que descubres el running. Las estadísticas de participación en pruebas de calle nos  colocan ahí a los que rondamos los treinta-y-cuarenta. En EEUU en 2000 el 44% de los que terminaron un maratón tenían más de cuarenta. En medio maratón, la prueba que más ha crecido en el planeta en partipación (más de un millón de norteamericanos al año) la edad media de las mujeres participantes está sobre los 38 años. En el medio maratón de Torremolinos de este año la edad media de hombres y mujeres fue, respectivamente, 39 y 41 años.

Y el espectro ya no solo corre por batir el reloj sino porque correr es cool, ayuda a sentirse bien y a perder peso. Unos parámetros nuestro corredor no tenía que preocuparse con veinte años, cuando conoció a su pareja.

El tiempo, que todo lo revuelve. Y llegan las preguntas, con o sin malicia.

¿Descubres que lo que más te gusta es correr? ¿Piensas en cuánto tiempo has perdido sentado en el sofá o paseando por centros comerciales?

Como siempre, depende de las prioridades en las que sitúas el correr. Nuestra corredora descubre que correr es ahora lo más importante y que ya pueden colocar por medio la instalación de los armarios de Ikea. Nuestro protagonista organiza once fines de semana al año con las carreras y medios maratones a los que no piensa renunciar, amén de los planes de entrenamiento de tres, cuatro o cinco sesiones semanales, se pongan en casa como se pongan. ¿Y es esto culpa del otro?

Es una de esas preguntas que nuestro hipotético personaje se hará. ¿En qué medida tiene el otro la culpa de que hayas descubierto el running y toda esa estupenda gente? Bueno, depende si sales a correr para huir del tedio o de las discusiones en tu pareja, o si es un entretenimiento que colocas en tu parcela vital.

¿La solución es cambiar de pareja? ¿Llegará nuestro personaje a ese extremo? Yo conozco bastantes casos. Conozco asimismo casos en los que el miedo a afrontarlo o la crisis económica les hace vivir encerrados en una pareja que no quieren. Vidas paralelas dentro y fuera del grupo de entrenamientos también he visto unas cuantas en estos treinta años largos en el planeta running.

Siempre es lícito buscar la mejora de las cosas pero, insisto, ¿en qué lugar colocas en la lista de prioridades a tu mundo del corredor?

Si estás tan absolutamente apasionado por esa chica con la que entrenas, o con ese grupo que sale a correr L, X o V (como los taxis), si querrías viajar y correr maratones y no tener que combinar esa Feria del Corredor y el Pasta Party con entretener a tu familia, si tu trendline en twitter está lleno de #run y yermo de #family, quizá no estés hecho para vivir en pareja.

Un peldaño interesante, intermedio, es hacer deporte en pareja. La búsqueda de google de “deporte en pareja” arroja veintidós millones de resultados. Así pues, hay información de sobra. Todo vendrá dado por la disposición de la pareja y también de lo que entiendas por deporte. Si aceptarás salir a pedalear o caminar en pareja o si “eso no es lo mismo que correr” o “yo no voy a dejar de correr porque correr me hace sentir vivo”. Una gama intermedia infinita.

Eso es. Como persona que ha ido creando el entramado de este personaje hipotético (o no tanto) estoy obligado a advertirte.

Todo estará relacionado con la perspectiva con la que afrontes cualquier hobby. En este caso hablamos de correr. Bien. Corre. Corre y deja vivir.

20 comentarios

  1. Dice ser ExCorredor

    Del deporte se puede salir.

    04 Mayo 2013 | 11:08

  2. Dice ser ExCorredor RULES!!!

    Brillante comentario para una entrada de blog mediocre…

    ahora los que corren son mejores que los que no corren… mejor que os agrupéis en manadas no sea que contaminéis a los que tenemos tripa (por que tenemos otra vida placentera) o a los que no corremos (porque elegimos otro deporte u otra opción de vida)…

    en fin, lo que hay que leer a veces.

    04 Mayo 2013 | 11:25

  3. Dice ser anonimo

    no entiendo nada. tomas drogas?

    04 Mayo 2013 | 11:25

  4. Dice ser Isaac

    Pero qué pollas es esto? El periódico no está para resolver crisis personales. Eso que cuentas te pasará a ti y a tres más, y el motivo no es correr; es que no te gusta tu pareja.

    04 Mayo 2013 | 11:34

  5. Dice ser Happyland

    Muy interesante y de rabiosa actualidad.

    04 Mayo 2013 | 11:57

  6. Dice ser LeviStraux

    Ayer mismo vi un caso parecido pero con bicicletas, pareja de unos 38-40, él equipado como para ir al Giro de Italia pero con bici de montaña por el arcen de una autovia, ella con un simple chandal, cara morada del sufrimiento y movimientos del volante para mantener la recta lo menos S posible. Él esperandola, haciendo gestos para que se diera prisa. …. Triste y penoso, ¿sufrir por pasar un rato juntos? Mejor equilibraran sus tiempos, no hay porque compartir TODAS las aficiones, solo hay que saber equilibrar. Yo soy de los que prefiere la natacion en el oceano, poca gente a la que esquivar y sin coches y si me paso de tiempo nadando, me ahogo XD

    04 Mayo 2013 | 12:01

  7. Dice ser monsergas

    A mi también me parece que se te ha ido un poco la olla con la entrada spanjaard… Sin acritud.

    Los problemas de esa índole no tienen nada que ver con el rollo del running. Yo corro y mi pareja no. Cuando llego de alguna carrera contento por el resultado se lo cuento y nos hacemos unas risas. Si llego frustrado se lo cuento igual. No hay más. Algunas veces se ha venido a la carrera a ver el ambiente y tal. No la veo animándose a correr pero eso ni nos separa ni nos une. Cada uno tiene su espacio, no tienes que compartir todas tus aficiones.

    Si te agobia llegar a casa y ver a tu pareja (sea después de runnear, de trabajar, del cine o de tomarte unas birras en el bar) el problema no está en el hobby, sino en tu vida en general.

    04 Mayo 2013 | 12:26

  8. Dice ser Psico 2.0

    A mí sí que me gustó el artículo. Ha sido una interesante reflexión sobre un hecho que efectivamente pasa, y en más de una ocasión. Aunque yo lo veo de otro modo, lo llamaría El corredor que “se descubrió”.
    Es cierto, todos recomendamos hacer o practicar alguna actividad física para sentirnos mejor física y psicológicamente, porque no hay nada como el deporte para la liberación de las endorfinas (bueno exceptuando el sexo, que al fin y al cabo es otra actividad física, no? ;)). En la mayoría de los casos el correr hace que disfrutes más de ti y de tu vida en general, y sobre todo de tu pareja: hace que te sientas más seguro y animado, liberas tensiones y estrés, y los niveles de endorfinas hace que veas el mundo de un color más agradable.
    Otra cosa es que no estés insatisfecho/a con tu pareja, y el deporte lo utilices como forma de evadirte y liberar la tensión que te provoca esa mala relación. No es que al correr te des cuenta de que tu pareja no es la que quieres, sino que la subida de autoestima que genera el superarte a ti mismo cada día, en tu entrenamiento y tus relaciones con los otros corredores hace que alcances la seguridad que necesitabas para hacer frente al hecho de que tu pareja no es lo que tu deseabas.
    El deporte no hace que deseemos a otros deportistas, el deporte nos hace más seguros, decididos y capaces de afrontar nuestros retos, y no sólo los retos deportivos también en los personales.

    04 Mayo 2013 | 12:44

  9. Dice ser arturo

    Yo empezaría a correr ahora mismo, pero para escaparme de alguien que piense así.
    Pero si tu mismo lo dices, tío, corre y deja correr, pero no seas yonqui de la carrera.

    04 Mayo 2013 | 13:15

  10. Dice ser discutiresdeidiotas

    NI el dinero tiene la culpa de que la gente sea avara, ni Facebbok que la gente se ponga los cuernos, ni correr que la gente cambie de pareja.

    A comer más vegetales, dormir más y menos video juegos a ver si con menos toxicidd pensamos mejor!
    De verdad….
    qué atraque!
    y por esto te pagan?

    04 Mayo 2013 | 13:21

  11. Dice ser MIkae

    Pues yo conozco varios casos en los que el descubrimiento del Running por parte de él, ha acabado en ruptura con ella. Todos los que comentan que en esta entrada se exagera la situación demuestran que no conocen el mundo de los entrenamientos, los clubes de atletismo, las carreras…

    Eso sí, la entrada podría estar mejor escrita. Hay partes en las que no tengo muy claro lo que estás contando.

    04 Mayo 2013 | 14:02

  12. Dice ser lol

    tu di que si, deja a tu amada y vete con una golfa delgada y fea como tu, no sea que vaya a empeorar la especie, tocate los…

    04 Mayo 2013 | 14:06

  13. Dice ser discutiresdeidiotas

    aquí nadie dice que se exagera nada, lo que se dice Mlkae, es que una cosa no tiene que ver con la otra, es una excusa, usar el correr para terminar con tu pareja es un excusa, porque al final, querías terminar con ella antes de correr….eso es lo que decimos a ver si aprendemos a interpretar lo que leemos…así nos va…¿ya nadie va a la escuela? o es que no se atiende? Después queremos competir con los alemanes…

    04 Mayo 2013 | 14:12

  14. Dice ser Elena

    Aparte de la opinión que me merece el contenido, creo que deberías dedicar una parte del tiempo que pasas corriendo a aprender a escribir. No entiendo cómo te dejan publicar en el periódico una cosa tan mal escrita, no tiene ni pies ni cabeza. No todo es correr en este mundo..Salud

    04 Mayo 2013 | 17:21

  15. Dice ser vity

    Estás levantando ampollas cyt. A mi, me encanta todo lo que escribes, porque soy admirador de García Márquez, y tuyo. Hace años , ya te dije, que escribias parecido a Él. Sigue así._

    04 Mayo 2013 | 18:21

  16. Dice ser madre superiora

    Esta conversación podría llamarse como transformar un fin de semana romántico en el inicio de una fisura matrimonial

    – ¿te apetecería ir a Valencia?
    – Sí, vale!! –
    – Es que en Junio, mi club quiere ir a la Media Maratón RunRockRun – desvela el plan oculto.
    – ah…. .
    – Llegamos el viernes por la noche, el sábado por la mañana vemos la ciudad, hacemos la comida de la pasta, por la tarde recogemos los dorsales, vemos la Feria, y después de la carrera y comer, nos volvemos.
    – No sé…mejor, ve tú solo.
    – Jo, como eres… si no te apetece animar en la carrera, puedes irte a tomar el sol a la playa.

    Spanjaard, la entrada de hoy es una verdad como un templo

    05 Mayo 2013 | 08:36

  17. Dice ser Carla

    Tampoco hay que obsesionarse, también se puede disfrutar de muchas otras formas con la pareja, y lamas placentera y que llena de complicidad a la pareja es el sexo. Y para eso también hay que entrenar.

    Carla
    http://www.lasbolaschinas.com

    05 Mayo 2013 | 09:45

  18. Dice ser Mar

    Pues yo no quiero llevar la contraria pero odio correr. Si no es detrás de un balón o haciendo algo divertido pues como que paso de correr y me parece superaburrido. Y eso que me encanta el deporte http://xurl.es/9ik46

    05 Mayo 2013 | 15:51

  19. Dice ser Ay

    Pensaba que lo de las estupideces era cosa del blog del becario.

    05 Mayo 2013 | 19:13

  20. Dice ser Manuwar

    Bueeeeno…..
    Joder, has provocado una warflame con tu entrada. Enhorabuena. Sé que te gusta este tipo de reacciones 😉

    Pues hay mucho de verdad, en mi opinión y por mi experiencia personal. Lo que no puedo estar seguro es si puestos a escapar de una vida que no te gusta, el running es algo más que una entre mil posibilidades.

    05 Mayo 2013 | 22:42

Los comentarios están cerrados.