BLOGS Deportes
Runstorming Runstorming

Poner un pie delante de otro nunca tuvo tanta trascendencia.

Por qué no me gusta el maraton de Nueva York

Estas son las razones principales por las que no me atrae esa carrera. Dejando de lado que la ciudad de Nueva York esté dentro de ese país llamado Estados Unidos, de reciente creación, escasa historia y cuyos pilares fundacionales y de progreso están al otro lado de lo que me interesa de un país, y que los valores institucionales (en todas las esferas, desde la administración hasta el ciudadano a pie) me sean no solo ajenos sino ofensivos, no correré esa carrera de aquí a muchos años por varios motivos. Es más, quizá no la corra nunca y no veo a la tentación con argumentos de peso para convencerme.

Es una carrera enormemente comercializada y masificada para retroalimentar esa comercialización. Para eso, la verdad, ya correré otros eventos comerciales que me queden más a mano. Y por masificación no será. Tanto en Europa como en otros continentes hay carreras donde puedes zambullirte en la masa, correr acompañado aunque sea el kilómetro mil.

Mitificación, no. Buscar mitos y emblemas ha llevado al ser humano a descojonarse los sesos para inventárselos, primero. Luego, a adorarlos. A creer ciegamente en ellos posteriormente, para matar por ellos como sublime punto final. Banderas, fronteras, religiones y ahora … supereventos deportivos. ¿Qué es eso de ‘el objetivo de todo corredor es participar alguna vez en su vida en NY’?. El objetivo de cada corredor será uno. Mal andamos si no. Luego criticamos a Stalin o a Mao. El modeleo que, además, gobierna la participación en esa carrera es tremendo. Cocainónamos famosos se curan durante 3 meses en un spa y hacen campaña por la salud promoviendo que ‘van a correr en NY’. No tengo nada en su contra, pero no me veo cómodo participando del show.

Además, el desplazamiento para el subcontinente americano es suficientemente costoso (no planteo un viaje así si no es para hacer turismo con la familia) como para empeñarme por un negocio. Siendo consumidor final del mundo del correr, elijo el producto por las ventajas que me reporta. Por ese presupuesto hay otros sitios para correr. Y, ¿quién ha dicho que los corredores piensan en la familia cuando planean ese viaje a NY?.

– Mira, cariño, estamos una semana y además vemos Niagara Falls, la ciudad de NY que es espectacular, te va a encantar.

Y una mierda. Pensais en vuestra carrera, vuestra feria del corredor y, si os dejan, en la carrera del desayuno.

2 comentarios

  1. Dice ser Santi Palillo

    Pues no sabes lo que te pierdes, creo que en general te has formado un estereotipo del entorno.Yo sí pensé en que a mi familia le podría gustar el viaje y de hecho volvímos encantados, cuatro horas de carrera y una semana de turismo.Si no es la carrera mejor organizada del mundo poco le faltará, a años luz de lo que se ve por aquí.Anímate que no es tan caro el viaje.

    19 Abril 2006 | 09:17

  2. Dice ser Sergio

    USA no es el país tan terrible, con gente tan ignorante y superficial como se nos hace ver. Sólo conocer NY con la excusa de correr un maratón me parece una idea más que buena.No es barato, pero como otras tantas cosas.

    20 Abril 2006 | 10:22

Los comentarios están cerrados.