La gente de Rosy Runrún La gente de Rosy Runrún

Corazón, corazón; corazón pinturero.

Entradas etiquetadas como ‘Rosanna Zanetti’

El de la gran bronca pública entre Bisbal y Elena Tablada

La relación entre David Bisbal y Elena Tablada sigue dando mucho que hablar después de haberse terminado hace años.

El cantante, que vive felizmente ajeno a todo esto y al lado de la que será la madre de su próximo hijo, Rosanna Zanetti, metió la pata públicamente al hablar de la situación con la madre de su hija Ella frente a los micrófonos de la prensa.

Supongo que harto de que los demás hablen por él, y cansado de tener que leer su nombre en los medios casi a diario con informaciones que no son del todo ciertas, David Bisbal aprovechó los micrófonos presentes en los premios de Cadena Dial para aclarar si había denunciado o no a su exnovia para impedir que usase la imagen de su hija en común públicamente.

“No he dicho jamás que la madre ni la familia de la madre de mi hija no pueda poner fotos de la niña, lo único que quiero es que protejan la intimidad de una menor, dijo el triunfito, añadiendo: “Que no hable de Ella, que no la asocie a marcas, punto. Nada más que eso“.

En resumen: David Bisbal pide que Elena Tablada no saque beneficio económico de su hija en común a base de exclusivas o acciones comerciales con marcas. Al menos eso es lo que entiendo yo. Y me parece lógico.

¿Se ha quedado callada la Tablada? Obviamente no. La empresaria, y ya de paso rica heredera, que vive en Miami, no ha tardado nada en salir a la palestra y en responder públicamente a su ex echando, si cabe, más leña al fuego, y dejando entrever alguna que otra cosa.

Hay que tener clase y saber respetar a la madre de su hija. Eso es lo único importante“, dijo Elena Tablada para Europa Press.

Este fin de semana, en el programa Socialité, también pudimos escuchar estas mismas declaraciones, y además, la diseñadora añadió: “Ella sabe quién la ha cuidado, quién la ha criado y quién la ha protegido, eso es lo importante”.

La guerra está más que abierta. ¿Qué pasará con esa demanda que Bisbal puso a Tablada en el juzfgado número 6 de Alcobendas con el fin de proteger a su hija? ¿Hasta qué punto se puede sacar, o no, a un niño en los medios o las redes sociales? Y recordar que toda esta bronca nació por una foto desenfocada en el Instagram de Rosanna Zanetti en la que la venezolana aparecía con su hijastra…

View this post on Instagram

Vámonos pa’ la feria cariño mío! 🎼💃🏻

A post shared by Rosanna Zanetti (@rosannazanetti) on

El de la peculiar manera de comerse las uvas de David Bisbal y Rosana Zanetti

En su primera Nochevieja de casados, el matrimonio Bisbal-Zanetti se han comido las 12 uvas de la suerte embarazados y de una manera muy pero que muy pastelosa.

Él vestido de traje, ella con un vestido que parece premamá y algo despeinada, ambos siendo inmortalizados por el móvil del cantante para minutos después de que el reloj de la madrileña Puerta del Sol de Madrid marcase las 12 de la noche subir el vídeo a su perfil de instagram y compartir su felicidad de cara al año nuevo que comienza con todos sus seguidores.

Si me ponen a mí a hacer esto con mi churri ficticio me atraganto. ¡Vaya lío entre besos y uvas! No se cómo se las han podido comer al ritmo (él iba un poco adelantado).

View this post on Instagram

Feliz ańo 2019!!! Qué felicidad!!

A post shared by Davidbisbal (@davidbisbal) on

El del duro enfrentamiento de David Bisbal y Elena Tablada

Elena Tablada nunca fue santo de mi devoción. Siempre creí que era una niña bien con ganas de fama y popularidad a la que poco le importaría utilizar a todo aquel que estuviese a su alrededor con tal de salirse con la suya. Así parece que lo hizo. Elena Tablada pasó de ser una fan adinerada de Bisbal (aunque ella diga que no) a convertirse en su novia.

Tal y como ella ha contado en una exclusiva para la revista ¡Hola!, Elena, que en unos días se casará en Cuba, no fue el motivo de la ruptura del de Almería con Chenoa, pero el hecho de que el inicio de su relación fuese tan seguido a la ruptura de David con Chenoa no le hizo ningún bien. El cese de la relación de los triunfitos no fue ocasionado por unos cuernos (que también podría haber sido ¿verdad Mónica Cruz?), pero la sombra de la duda siempre planeó sobre la Tablada.

Ahora que Elena ha abierto la boca dando la cara (que siempre lo ha hecho por las espaldas y con periodistas de confianza), se ha abierto la caja de Pandora. La porquería ha comenzado a salir por todos los lados, y más que saldrá, y es que David Bisbal y Rosanna Zanetti (a la que ya le está salpicando bastante), parece ser que también tendrían mucho que callar.

Elena Tablada, que te vuelvo a decir que no es santo de mi devoción, ha dicho, al parecer, muchas verdades en su entrevista pagada para la revista ¡Hola!: Que si Bisbal le atosiga mandándole burofaxes, que si hizo que cambiase su personalidad… pero es que el almeriense también ha dicho una gran verdad al ser preguntado por los reporteros en el aeropuerto. Ha dicho una verdad que deja a la Tablada fuera de combate.

Nunca me he manifestado. No es mi estilo. Eso son otros”.

Y por si eso fuese poco, él ha seguido con su vida anunciando en instagram el sexo del bebé que espera junto a Rosanna Zanetti. Un elegante “zasca” dado con la mano bien abierta.

No se por qué, pero me da a mí que la Tablada no tiene muy superada su ruptura con ricitos de oro.

El de la boda secreta de Bisbal

¡Con lo mucho que me gusta David Bisbal y la poca gracia que me hace Rosanna Zanetti! En cualquier caso lo de su boda me ha gustado bastante.

Ayer, en Ayllón, un pueblo de Segovia, el mayor triunfador de OT le dijo el sí quiero a la que sin ninguna duda es la mujer de su vida. Fueron muy pocos los invitados que en secreto se trasladaron hasta el complejo Los Claustros, y según me cuentan lo pasaron divinamente. Niños, música, tranquilidad y buena comida en un enclave perfecto situado a tan solo hora y media de Madrid.

En un antiguo convento franciscano con 800 años de historia Rosanna Zanetti y David Bisbal sellaron ayer su amor para siempre a las ocho de la tarde. Él llevaba un esmoquin azul, ella un vestido de corte sirena y escote de corazón firmado por Pronovias. Fue una boda sencilla y clásica en un enclave fantástico rodeado de ríos y vegetación.

Me enfada un poco que no me hayan invitado, pero la verdad es que, pese a que nos llevamos bien, no me veo yo entre el selecto grupo de menos de 30 invitados que acudieron a la ceremonia.
De momento solo tenemos esta foto que el cantante ha compartido en sus redes sociales, pero mucho me temo que en breve veremos más en la revista ¡Hola!

¿Te gustaría casarte en secreto como Bisbal o con una gran, y multitudinaria, celebración? Yo no lo tengo muy claro, pero me decanto más por lo segundo.