BLOGS

Ciencia, tecnología, dibujos animados ¿Acaso se puede pedir más?

Cuando se abusa de la ley

Hay una empresa muy ocupada estos días demandando a media humanidad. La razón es que una ley de patentes mal hecha y un departamento de patentes (el estadounidense) mal encaminado le han concedido a esta empresa la patente, es decir el monopolio, del ‘smartphone’. O sea, de un teléfono móvil capaz de conectarse a Internet, como el que usted lleva en el bolsillo; como hay millones en el mundo. La empresa en cuestión piensa forrarse abusando de una ley fallida, y provocando daños económicos considerables. Y no es la única que se aprovecha de las meteduras de pata de los legisladores; un despacho de abogados, también estadounidense, ha conseguido rizar un rizo legal: someter a ‘copyright’ sus cartas de denuncia. De este modo quienes reciben estas cartas no pueden publicarlas en la Red para obtener ayuda legal gratuita, un método habitual de defensa para los pequeños editores. Lo cual hace más sencillo silenciar las voces molestas mediante amenazas legales y abusos de la propiedad intelectual. Las leyes que defienden la supuesta ‘propiedad’ intelectual e industrial no sólo están obsoletas: además hacen daño. Hay que cambiarlas, ya.

2 comentarios

  1. Dice ser Goliat

    En los USA van por libre, pero qué quiere que le diga, probablemente tienen lo que se merecen.A este lado del charco tenemos dos rangos de leyes al respecto, las de la Unión -¿lo de comunitarias no suena ya rancio?- y las nacionales. Y espere que se les ocurra a los nacionalistas gestionar los derechos de propiedad intelectual en el ámbito de sus nacionalidades, jejeje…Bueno a lo que iba, las de la Unión no se pueden cambiar, ya sabemos cómo van esas cosas, legislan para el “bien de la humanidad” y para el “progreso de la unión”, pero afortunadamente no ahondan demasiado en el tema, con lo que deja bastante campo a cada país de “desarrollar” los “derechos” de los “artistas”, permítaseme la generalización y las coñas “marineras”.Lo que nos queda: las leyes nacionales. Este es el quid de la cuestión. Las leyes las hacen los legisladores, y casualmente dentro de mes y medio vamos a elegir los legisladores que nos llevarán a la segunda década del s.XXI, así que blanco y en botella, ¿no? Otra cosa es si podemos fiarnos de lo que nos cuenten en sus programas electorales, pues tenemos experiencias de que no siempre se cumple lo que se promete… Pero siempre se puede uno decantar por elegir el mal menor. Yo es lo que haría.

    29 Enero 2008 | 11:49

  2. Quieres saber de casos mas cercanos de abusos de la Ley?Imagínate 300.000 denuncias en 2 años, de las cuales solo el 10% han tenido sentencia condenatoria, es fácil suponer que de ese 90% alguna será falsa.Pero es más fácil darse cuenta el porqué de tal porcentaje, si cuando se descubre la falsedad de la denuncia NO se persigue a quien la interpone, incluso aunque no sea la primera denuncia falsa que interpone.Supuestamente es producto de la doiscriminación positiva, castigar las denuncias falsas es como decri que hay mujeres capaces de hacer mal al compañero y dentro de las políticas de la igualdad que hoy nos manejan el unico camino de la violencia proviene del varón hacia la mujer, como si todos los hombres fuesemos malos y todas las mujres buenas.Esto es real, y sucede aquí mismo en España.Cuando una pareja se divorcia la paternidad del hombre depende unica y exclusivamente de la buena voluntad de su Ex, pues si esta no quiere compartir la custodia de “su hijo” al hombre le corresponde por benevolencia de la Ley visitar a su hijo cada 15 días, como si fuera un vulgar delincuente que debe ser alejado a toda costa de sus hijos, por cometer el delito de nacer varón.Un solo niño alejado sin motivo de su padre es una terrible injusticia, y la culpa es de toda la sociedad por permitirlo!

    29 Enero 2008 | 22:26

Los comentarios están cerrados.