BLOGS

Ciencia, tecnología, dibujos animados ¿Acaso se puede pedir más?

Internet: hijos del Sputnik

Hoy hace 50 años que una pequeña esfera de metal tachonada de antenas fue colocada, por primera vez en la Historia, en órbita de nuestro planeta; los seres humanos fabricamos así el primer ‘satélite artificial’. Se llamaba Sputnik 1, que en el idioma de sus creadores significa ‘satélite’, y también ‘viejo camarada’. Porque estos creadores eran soviéticos; rusos étnicos en su mayoría, pero afiliados con un entonces poderoso estado llamado Unión Soviética que representaba el contrapeso de otro megaestado imperial denominado Estados Unidos de América. Enzarzados en una disputa casi teológica nacida de la discrepancia sobre los modelos de distribución económica, ambos megaestados (superpotencias) mantenían un precario equilibrio político y militar basado en la mutua posesión de las temibles armas nucleares, y en su reciente experiencia de lo que era una guerra total, cuando cooperaron para destruir a la Alemania nazi.

En aquellas condiciones cualquier triunfo o debilidad de cualquiera de los contendientes resonaba mucho más allá de su importancia práctica y se convertía en un punto moral en el partido por el alma del planeta que jugaban las superpotencias; algo con profundas, ramificadas y casi siempre muy inesperadas consecuencias. Así ocurrió con el Programa Sputnik, que demostró que al menos en astronáutica (un campo con inmediatas y obvias aplicaciones militares) los soviets estaban por delante de los estadounidenses. Lo cual causó un profundo choque emocional en los Estados Unidos, seguro y orgulloso hasta entonces de su supremacía tecnológica, que debió enfrentarse a la idea de ser el segundo, ajena a su mentalidad. Hoy vivimos en el mundo creado por las repercusiones de aquel impacto, entre las cuales se encuentra el lugar donde me lee. Internet es, de modo improbable e indirecto, hijo del Sputnik.

En efecto: siempre es peligroso despertar a un gigante que duerme. Confiado en su poderío económico y su aislamiento geográfico, que le habían permitido salir de la Segunda Guerra Mundial más poderoso que nunca, EE UU había desarrollado primero la bomba atómica y trabajaba en adaptar los cohetes desarrollados por Alemania para alcanzar el espacio. Y como transportes de esas mismas bombas, tarea tan similar como para ser intercambiable: actualmente los viejos misiles intercontinentales ex-soviéticos se reconvierten en lanzadores de satélites con poco más que cambiarles el cono de proa. Cuando la señal del Sputnik [fichero .ogg] demostró la mayor rapidez de la URSS en esta tarea, quedó claro que la excusa de la bomba atómica (no la inventaron ellos: nos la robaron) no servía: aquí había una debilidad real. Los EE UU no iban por delante en astronáutica; se habían quedado rezagados en alta tecnología e incluso en ciencia básica. Era necesario hacer algo, y grande, y deprisa. El gigante relajado se puso en pie de un brinco. Y el mundo tembló, y cambió para siempre.

De aquel súbito desfallecimiento emocional surgieron agencias como la NASA, que una docena de años después colocó tres hombres en la Luna y los trajo de vuelta sin un rasguño. También nacieron masivos programas de formación en ciencias básicas para los jóvenes y un enorme sistema de apoyo a la investigación científica que culminó en el nacimiento de la National Science Foundation (NSF), dedicada a su promoción. Hubo gigantescas inversiones militares, que incluyeron la creación de un departamento de científicos locos dentro del Pentágono que se denominó Advanced Research Projects Agency (ARPA). Y de ARPA (a veces DARPA) y la NSF habría de nacer la Internet anárquica que hoy conocemos, como un inesperado y sorprendente efecto colateral (e inesperado, y demorado) del Sputnik: la heroicidad cometida por un estado totalitario que hoy no existe en el nombre de una ideología hoy derrotada. A veces los dioses tienen sentido del humor.

14 comentarios

  1. Dice ser Transon

    Me ha gustado mucho tu post, interesante análisis 🙂

    04 Octubre 2007 | 13:00

  2. Dice ser Guno

    Eso para los que dan la brasa en los comentarios de cada noticia de investigación espacial con lo de “Tanto dinero que no sirve para nada” .Sin investigación espacial no tendriais internet para dar la brasa sobre la investigacion espacial. Jarl.

    04 Octubre 2007 | 13:10

  3. Dice ser Astrónomo

    Por fin un poco de tiempo y espacio dedicado a la astronáutica.Sí, hace 50 años que se inicio la era astronáutica y la mayoría de la población ni lo sabe. ¿Cómo vamos a ser un país puntero en ciencia y tecnología si apenas se divulgan estas noticias?Esperemos que no tengan que pasar otros 50 años para que aparezca la astronáutica en las noticias.

    04 Octubre 2007 | 13:44

  4. Dice ser sabio

    que alguien explique qué es “internet”

    04 Octubre 2007 | 13:50

  5. Dice ser victoriano

    Escribes del echo ,primer satelte , pero te dedicas a hacer politica barata y proselitista del pricipio al fin.Todo te sirve para defender al imperio.

    04 Octubre 2007 | 15:17

  6. Dice ser roberto bussero

    desde montevideo, uruguay, brillante tu análisis, en un mundo mal mundializado, lo que implica globalización, veo en tí una casi cruel apuesta por lo simplemente humano, post postmoderno, reasignando valores y defendiendo lo único del homo – desde el sapiens al ludens, pasando por el insoslable afecto, el pathos inventado por los griegos, bué, algunos griegos, ¿no?, respondfeme, rb

    04 Octubre 2007 | 15:38

  7. Dice ser ebrio

    ¿Hay en algún lugar un botón donde se enciende y se apaga internét,¿De quién es internét

    04 Octubre 2007 | 15:42

  8. Dice ser ebrio

    roberto ,de uruguayo a uruguayo ,dejate de poner en claro tu enorme cultura,No dijiste un carajo mas que demostrar que has leido.

    04 Octubre 2007 | 15:45

  9. Dice ser Moko

    ¿Una ideología hoy derrotada? Nada más lejos de la verdad. El socialismo seguirá vivo mientras siga viva la injusticia.El mundo hoy es más injusto que cuando existía la URSS. Hicieron muchas cosas mal, pero también hicieron muchas buenas, y poco de lo malo es atribuible al socialismo, sino a una mala implementación del mismo.

    04 Octubre 2007 | 15:56

  10. Dice ser Aure

    coincido con moko

    04 Octubre 2007 | 16:04

  11. Dice ser Aure

    “A veces los dioses tienen sentido del humor.”Me parece un tanto particular tu vision sobre el sentido del humor en supuestos dioses. Sobre todo si nos ponemos a ver lo q pasa en el mundo gracias a la aplicacion de politicas imperialistas.

    04 Octubre 2007 | 16:11

  12. Dice ser pedro

    En el año 1949 la URSS consiguiò su bomba nuclear igualando a EEUU. En ese momento le propuso a este pais destruirlas mutuamente.La respuesta de USA todos la conocemo:construir mas y mas potentes bombas en una carrera estùpida. En el año 1955 la URSS tenia una superioridad inmensa: en 30 minutos podìa poner una bomba nuclear en cualquier lugar del mundo mientras USA dependia de sus “lentos” bombarderos.En 1957 la URSS renunciando a esa superioridad lanzò un mensaje:pongamos esta superioridad al servicio del progueso pacìfico de la humanidad. Asi naciò el Sputnik. Por cierto los EEUU cuando tuvieron cierta fiabilidad en sus cohetes los emplearon en poner y hacer estallar ¡2 bombas atòmicas! en el espacio cuyas consecuencias todavìa seguimos pagando toda la humanidad. Creo que la diferencia entre los dos sistemas politicos es evidente.

    04 Octubre 2007 | 16:28

  13. Dice ser antonio

    Que interesante tu comentario pedro, ¿no tendras algun enlace por ahi, para ampliar la informacion.?

    05 Octubre 2007 | 2:50

  14. Dice ser El Buen Salvaje

    “Creo que la diferencia entre los dos sistemas politicos es evidente.”Sí, por supuesto, Pedro… ¿dónde vamos a ir a parar? la CCCP/URSS era MUCHÍSIMO más buena y pacífica que los malvados y diabólicos EEUU.Ufff, lo que se lee a veces por ahí…¿Hasta donde puede llegar esta estúpida moda anti-americana?

    05 Octubre 2007 | 10:46

Los comentarios están cerrados.