BLOGS

Ciencia, tecnología, dibujos animados ¿Acaso se puede pedir más?

‘Microganado’ contra el Sida

Dentro de pocos años nuestros medicamentos y cosméticos estarán vivos, ya que tiene todo el sentido modificar colonias bacterianas para que fabriquen las sustancias que necesitamos de manera continuada. Nuestra forma actual de medicarnos (pastillas, cremas, inyecciones, etc) deja mucho que desear, puesto que crea súbitas ‘inundaciones’ de sustancia activa seguidas de la desaparición gradual de su efecto. Mucho mejor tener disciplinadas bacterias segregando las cantidades necesarias todo el tiempo; las dosis al ser continuas serán menores y por tanto mucho menos dañinas. Una vez curada la enfermedad, deshacerse del microscópico ganado será trivial. Aunque si se trata de proteger, mejor que las bacterias vivan para siempre

Y como ejemplo, una nueva bestia: una humilde Escherichia coli que ha sido modificada para segregar una sustancia que dificulta la entrada en las células del virus del Sida, protegiendo así de la infección. E. coli, para los amigos, es habitante habitual de nuestras pieles. Y en experimentos en ratones ha sido capaz de colonizar los recónditos rincones necesarios para proteger de la infección a los animalitos. Sin daño aparente. De aquí a unos años, la técnica podría utilizarse para proteger a personas de la infección. Con una ventaja crucial: la cura sería tan contagiosa como la enfermedad, y por la misma vía. Aunque, de momento y mientras acaban las pruebas clínicas, la mejor protección es el condón.

Gracias, Warren Ellis

Los comentarios están cerrados.