El dudoso diagnóstico y remedio para el dolor testicular que le han dado a Luis Rollán en ‘Secret Story’

Luis Rollán, camino de su tratamiento. (FOTO: TELECINCO)

¿Para qué ir al médico si puedes ir al confesionario? Pues eso es lo que ha pensado Luis Rollán, concursante de Secret Story, después de que lleve tiempo con los testículos como si no hiciera otra cosa que sentarse encima de ellos. Vamos, que le duelen. Tiene eso como si los usara para llamar a las puertas.

El caso es que ya preocupado por tales síntomas, dolor testicular, el zagal se fue a preguntar al cubo, que es como llaman en Secret Story al confesionario, para que se parezca lo menos posible a Gran Hermano y no se la líe nadie parda.

En el cubo diagnostican más rápido que el doctor House con un fonendoscopio en la mano y le dieron una solución en un santiamén. La gente esta que estudia cinco años de carrera, la especialidad y el Mir es porque son un poco inútiles. Is qui quiri sibir lis cisis y ni mitir ginti ni ni ni.

A Rollán le insinuaron allí dentro que su problema de dolor de huevos es la falta de actividad sexual. Vamos, que le duelen los huevos porque los tiene como las ubres de la vaca de Milka. Si te pueden llamar los de Central Lechera Asturiana para colaborar con ellos es que el problema está ahí.

¿Que pueden ser doscientas enfermedades más? Sí, pero primero si eso descartamos lo de eyacular menos que un buzón de correos, que tiene el nombre, tiene la forma y nada.

Luis Rollán, que tampoco es que sea muy exigente con las consultas médicas se dio por conforme y aseguró que “había que ponerse a ello”, en referencia al tratamiento, que era básicamente “consolarse”.

O sea, que Rollán se ha dejado el pene en carne viva. Ahora mismo tiene el bíceps derecho con rotura fibrilar. Ha jugado al cucú-tastás con su pequeña carita sonrosada. Ha exprimido el tubo de pasta de dientes. Ha abierto las compuertas de las alforjitas del amor. Le ha dado al mundo su maná.

Y todo eso en una casa con otras quince personas, porque la intimidad está muy sobrevalorada. Nunca vayáis a la estación espacial internacional con Luis Rollán, porque el baño no tiene puerta y el sitio es muy pequeño como para evadirse de según qué cosas. Rollán va al espacio y vuelve más ligero de lo que se va.

Pero dejemos una reflexión: que sí, que en Secret Story si estás enfermo llaman a su médico, pero si no te ven muy mal ya tiran ellos solos y te dan soluciones. ¿De medicina china, medicina tradicional, medicina científica? No, de medicina cuñada. Menos mal que a Rollán no le dolía el hígado.

Escribe aquí tu comentario





    Normas para comentar en 20minutos.es

    • Antes de enviar su comentario lee atentamente las normas para comentar en 20minutos.es.
    • Esta es la opinión de los internautas, no la de 20minutos.es.
    • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
    • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
    • Por favor, céntrate en el tema.
    • Algunos blogs tienen moderación previa, ten paciencia si no ves tu comentario.

    Información sobre el tratamiento de sus datos personales

    En cumplimiento de lo dispuesto en el Reglamento (UE) 2016/679 del Parlamento Europeo y del Consejo de 27 de abril de 2016 relativo a la protección de las personas físicas en lo que respecta al tratamiento de datos personales y a la libre circulación de estos datos, y Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre, de Protección de Datos Personales y garantía de los derechos digitales le informamos que los datos de carácter personal que nos facilite en este formulario de contacto serán tratados de forma confidencial y quedarán incorporados a la correspondiente actividad de tratamiento titularidad de 20 MINUTOS EDITORA, S.L, con la única finalidad de gestionar los comentarios aportados al blog por Ud. Asimismo, de prestar su consentimiento le enviaremos comunicaciones comerciales electrónicas de productos y servicios propios o de terceros.

    No está permitido escribir comentarios por menores de 14 años. Si detectamos el envío de comentario de un usuario menor de esta edad será suprimido, así como sus datos personales.

    Algunos datos personales pueden ser objeto de tratamiento a través de la instalación de cookies y de tecnologías de tracking, así como a través de su acceso a esta web desde sus canales en redes sociales. Le rogamos consulte para una más detallada información nuestra Política de Privacidad y nuestra Política de Cookies.

    Los datos personales se conservarán indefinidamente hasta que solicite su supresión.

    Puede ejercer sus derechos de acceso, rectificación, supresión y portabilidad de sus datos, de limitación y oposición a su tratamiento, así como a no ser objeto de decisiones basadas únicamente en el tratamiento automatizado de sus datos, cuando procedan, ante el responsable citado en la dirección dpo@henneo.com

    Le informamos igualmente que puede presentar una reclamación ante la Agencia Española de Protección de Datos, si no está satisfecho con en el ejercicio de sus derechos.