Reality Blog Show Reality Blog Show

"La realidad es simplemente una ilusión, aunque una muy persistente". Albert Einstein

Un accidente para vomitar y una injusticia manifiesta en la semifinal de Maestros de la Costura

El estropicio de Alicia, con el dedo trinchado.

A un cirujano de campaña de la Primera Guerra Mundial le enseñas lo que Alicia se hizo en el dedo en Maestros de la Costura en la semifinal y primero vomita y luego se desmaya. Qué estropicio, por dios. Eso sí, Alicia como si nada, siguió cosiendo.

Alicia pierde un brazo devorado por un tiburón y según sale del agua se va a jugar al tenis sin problemas. Tiene menos sensibilidad en el cuerpo que un gnomo de jardín.

Pero, ya me conocéis, me gusta ir por orden, así que vamos a ver qué pasó en la semifinal de Maestros de la Costura.

¡SEGUIDME EN REDES O SEGUIDME POR LA CALLE, COMO QUERÁIS!: Insta: @GusHernandezGH | Twitter: @realityblogshow

La cosa comenzó con Raquel Sánchez Silva asegurando que “hay cosas que sólo se pueden decir una vez“. Yo pensé que se refería a cosas como “he perdido la virginidad”, aunque Leticia Sabater lo ha podido decir dos veces, o a decirle por primera vez a un estibador turco “me gusta tu hermana” y no decir nunca nada más.

Pero no, lo que dijo fue “estáis en la semifinal”, pues qué decepción. El caso es que la presentadora se puso después en plan mamporrero e intentó reconciliar a Eduardo con Caprile. A mí eso me pareció más sospechoso que un yonki corriendo el radiocasette de un coche en la mano.

“Yo soy un poco gruñón, pero sé reconocer cuando alguien hace un buen trabajo”, se excusó Caprile. ¿Gruñón? Pero si has tenido más paciencia que la Madre Teresa de Calcuta peinando a Rapunzel. “Soy cascarrabias pero también cariñoso, a veces“, insistió. Venga hombre, Caprile es tan pedazo de pan que en Semana Santa se pueden hacer torrijas con él.

Y de ahí el modista se puso a recitar versos de El Caballero de Olmedo: “velaske, ¿yo soy guapa?”. O algo así. Luego le siguió Palomo Spain, que con la cara de niño que tiene y recitando sólo faltaba su padre sentado en primera fila grabando con la videocámara.

Para los Millenials: una videocámara era un aparato arcaico que servía para registrar imágenes antes de que existieran los móviles. Malditos jóvenes.

“Hoy vais a tener que coser utilizando las máquinas de coser en las máquinas antiguas que os hemos preparado. La puntada es más bonita y más resistente”, dijo Caprile. Claro, por eso se dejaron de usar, porque eran todo ventajas. Y vamos a empezar a alumbrarnos quemando grasa de ballena y a ponerle sanguijuelas a los enfermos.

En su infinito manejo del lenguaje Mahi describió la prueba como “un movidote”.

– Excelentísimo señor miembro de la Real Academia de la Lengua, ¿qué le parecen los últimos términos introducidos en el diccionario panhispánico?

– Un movidote.

Y así.

Total, que se llevaron a los concursantes a Cornejo, que es una de las mejores empresas del alquiler de vestuario para saraos, farándula y demás cosas de la interpretación.

“En los trajes de teatro se busca la vistosidad, que llenen el escenario“, dijo Caprile. Sólo hay dos cosas capaces de llenar un escenario: los telones y un dueto de Pavarotti y Caballé.

El caso es que tnían que reproducir dos trajes de época. Esos trajes llevaban más piezas que un puzzle de los de caja grande, de esos que los acabas y los enmarcas no porque el dibujo sea bonito, sino porque no quieres que vuelva a deshacerse JAMÁS. Con la tela de esos trajes vistes a las Spice Girl para el resto de su vida.

Para asignar quién hacía qué se utilizó el azar, siendo el azar Raquel Sánchez Silva con un saco negro en la mano. ¿Para qué quieres un notario si puedes tener un saco negro?

Pareces Miguel Angelo“, le dijo Palomo Spain a Luisa, pero lo dijo que creo que se refería a la tortuga ninja mutante.

El caso es que como la prueba era tan complicada se la dividieron en tres partes: corte de las piezas, confección del atuendo y confección de los mantos. En total 180 minutos.

“Coser 180 minutos me parece un despropósito. Coser ese tiempo sin levantar la cabeza, no lo veo“, dijo Eduardo.

Eh, Eduardo, la gente trabaja ocho horas o más:

heart attack GIF

Eduardo debe pensar que las costureras trabajan dos horas al día y se van a su casa con 3.000 euros al mes y un chófer que las acompaña a casa y les da masajes en los pies.

Las cachitas de Antonio por fin sirvieron para algo que no fuera poner a prueba las costuras de sus camisetas. El maromo le daba al pedal de la máquina antigua que iba a más revoluciones que un BMW con el acelerador clavado en el suelo. Si a Antonio le pones a dar pedales en la sala de máquinas del Titanic el barco revienta el iceberg y acaba el Southampton – New York más rápido que el concorde.

Joder, qué velocidad. Los galgos en las carreras persiguen a la liebre y la liebre persigue a Antonio con la máquina de coser.

Me encanta Mahi, cómo se expresa y cómo se lo toma todo a bien, con humor. Bien es verdad que se pone esas pelucas que se le tiene que quedar la cabeza más cocida que una gallina de caldo, pero me cae bien.

“No le encuentro ni los pies ni la cabeza al pantalón“, dijo Luisa, que no ha acabado de coger el concepto de pantalón y cree que tienen cabeza.

“Los antiguos… que cosas más raras se imaginaban“, se quejó Luisa, a la que le parece raro que la gente fuera a pie en el siglo XII cuando podían ir en AVE. Qué raros eran.

Apareció la directora de la Mercedes Benz Fashion Week de Madrid. O sea, la PASARELA CIBELES de toda la puñetera vida. Como sigan poniendo patrocinadores va a ser la Mercedes Benz LIDL Compresas Paco Vendo Opel Corsa Fashion Week de Madrid.

A ver quién quiere un Mercedes de esos que contaminan cuando se puede ir en la carroza de la Cibeles, que está tirada por leones. Tú entras en el parking de una discoteca con un mercedes y buah, pero entras montando un carro tirado por leones y te haces el dueño de la Fabrik. Todo el mundo querría hacer botellón contigo.

Alicia estaba un poco resentida porque la señora esa la había rechazado cuando se presentó como modelo: “me dijo que no para la pasarela porque no daba la talla, pero oye, a lo mejor la doy como diseñadora”. Claro, lo mismo es que cuando Alicia se presentó aún proyectaba sombra y claro, no valía para modelo.

“Os vamos a dar la posibilidad de coser con las máquinas modernas, pero una oferta así no es gratis. Os damos las máquinas modernas pero nos tenéis que entregar 10 minutos”, dijo Raquel Sánchez Silva poniendo una cara de bruja malvada que se habría emocionado la bruja mala de Blancanieves. Si en lugar de diez minutos les pide a su hijo primogénito no me sorprende ni un ápice.

La única que compró fue Mahi.

Tenéis una máquina de hacer ojetes“, dijo Palomo Spain. Y sí, sé que es una máquina para hacer agujeros en la tela, pero yo sólo podía pensar en una máquina para poner culos.

– ¡Doctor, el paciente no tiene ojete, se nos va, tiene más mierda dentro que un gorrino estreñido!

– ¡Rápido, la máquina de hacer ojetes y quince miligramos de vaselina!

¡¡Y LLEGÓ EL ACCIDENTE!!

Alicia decidió que no le gustaba el dedo entero y se hizo un ojete. Sí, se clavó la aguja de la máquina, atravesándose el dedo entero, uña incluida.

“A mí me dijeron en Cornejo que si no me atravesaba el dedo con la aguja no iba a ser costurera, ¡ya soy costurera!”, dijo Alicia feliz con el dedo como una puta brocheta de pollo.

Pues nada, cojonudo, con todos los oficios igual.

– A mí me dijeron en la mili que si no me pegaban un tiro no era soldado, ¡me han acribillado y tengo las tripas fuera, ya soy soldado!

Y así.

“No me duele, quiero seguir cosiendo”, le dijo al médico que acudió a quitarle la aguja del dedo. La cara del señor era como de “esta tía es gilipollas o va hasta el culo de algo”.

Cara estándar de “PeroQuéMeEstásContando”.

¿Puede seguir? Le preguntó al médico con bigote Raquel Sánchez Silva y el médico la miró y dijo “sí, sí puede”, pero con tono de “por mí como si se opera”.

“Soy la tullida de maestros de la costura”, dijo Alicia contenta como unas pascuas. Sí, que no te den plaza de minusválido por tener el dedo perforado como la oreja de una oveja.

Yo me hubiera desmayado“, dijeron Palomo y María Estoté sobre el dedo de Alicia. Estos dos una vez se arrancaron un padrastro del dedo y tuvieron que llevarlos a urgencias y ponerles seis bolsas de sangre y un psicólogo para el estrés postraumático.

El caso es que Alicia, que ahora que está tullida ya no me parece tan guapa, acabó perfectamente el vestido, a pesar de tener un dedo como para ponerse pendientes de aro.

Total, que al final de la prueba Antonio había acabado todas las prendas y a la perfección. Por favor qué tío más repelente, ¿cómo se atreve a hacer las cosas tan bien? El jodío había puesto hasta forro, cosa que no hacía falta. Y no le cosió un puto ajuar completo a la hija del maniquí porque no le daba la tela.

Mahi había hecho un vestido que si se lo pone una mujer de la Edad Media la queman por bruja, recogen las cenizas y la vuelven a quemar por si acaso. “La he liado parda y lerda no soy”, dijo. ¿No os parece que esa frase tiene una sonoridad mágica?

Eduardo hizo lo que sabe, buscar excusas y se agarró a que Caprile les dijo que en el vestuario de teatro tenía que ser más visual que detallado. “Es que ponerme la máquina esa del siglo I antes de Cristo…“, pero al fin y al cabo Eduardo no lo había hecho mal del todo. A ver si la clave va a ser darle una máquina del siglo II antes de Cristo y lo peta.

Luisa había partido seis agujas en su prueba, en lugar de dejar que las agujas le atravesaran los dedos como a Alicia. Tengo imágenes de un día que Alicia visitó una fábrica de alfileres.

Animated GIF

Luisa había puesto el pantalón al revés, de forma que el maniquí podía hacer caca y pis por el mismo sitio. Di que sí, Luisa, ahorrándole tiempo.

Yo me veo con muchas posibilidades de ganar“, dijo Eduardo, JA JA JA JA sí y yo me veo con posibilidades de ser la próxima chica Pantenne, no te jode.

El mejor de la prueba fue Antonio y la segunda, Alicia, por muy poco. Pero qué más da, si Antonio podría coser un vestido de hilo de oro para Zeus y aún así acabaría en la prueba de expulsión. La justicia en este programa no es que sea ciega, es que se ha sacado los ojos y juega a las canicas con ellos.

PRUEBA DE EXTERIORES

En las instalaciones de El Ganso. Ni puñetera idea. Yo del ganso lo único que sé es hacerlo en fiestas y fechas señaladas. Ah, al parecer visten a la selección nacional de Hockey sobre hierba y su estilo es “arreglado pero informal”. O sea, chándal con tacones o polo, pantalón corto con riñonera.

Como de costumbre, marrón para Antonio. Debía ser jefe de taller y elegir al otro jefe. Eligió a Eduardo. El muchacho no se lo acabó de tomar a mal. Cuando no bichea, Eduardo me cae hasta bien.

El caso es que Antonio no es gilipollas y para su equipo cogió a Alicia. Eduardo eligió a Luisa. Y la pobre Mahi se quedó más sola que la tía esa que esperaba a su chorbo en el muelle de San Blas.

Según la vi a la pobre la había adoptado. Eso sí, sin pelucas, que yo me levanto por la noche y veo la cosa esa colgada en un perchero y dejo el charco de pis en el pasillo.

La prueba trataba de hacer un polo de viaje para seis miembros de la selección española de Hockey. Los polos eran preciosos. Rojos como si te hubiera venido la menstruación en plan chorro de torre de perforación que encuentra una bolsa de petróleo.

world burn GIF

El caso es que para hacer las tallas tenían que escalar, que no es ver una montaña y arrancarse a subirla como si hubiera algo arriba, sino hacer las tallas, añadiendo un centímetro por talla. En Zara añaden dos milímetros y llegas a la XL que no le entra ni a Mario Vaquerizo metiendo barriga.

Ahí hubo dos técnicas: la de Luisa, que lo hizo a mano alzada que lo mismo metía un centímetro que dos y Alicia, que lo hacía con escuadra, regla, cartabón, transportador de ángulos, láser de medición, comprobación por satélite… los putos patrones de Alicia te valían lo mismo para hacer un polo que para construir un acelerador de partículas.

“Pero no es la única novedad… sólo uno de vosotros se librará de la prueba de expulsión”, dijo Raquel Sánchez Silva, que pone una voz de disfrutar puteando a los concursantes que no descarto que se despierten un día y esté Raquel Sánchez Silva con cara de éxtasis poniéndoles brasas ardiendo entre los dedos de los pies.

Alicia dijo de Antonio: “de amistad no nos llevamos súper bien, porque no hemos hablado mucho” y Antonio de Alicia “quiero servirme de su velocidad de confección porque no quiero ir a la prueba de expulsión”. Joder, eso es amistad y lo de Mickey y Minnie es un matrimonio de conveniencia.

“¿Creéis que os dará tiempo a pulir hilos, que es una cosa que me da mucha rabia?”, les preguntó María Escoté, que le dan calambres si ve un hilo suelto. Una vez le quitó los puntos a un paciente recién operado porque estaban sin pulir.

Palomo Spain se acercó al equipo de Eduardo para ver uno de los polos y utilizó un lenguaje técnico de alta costura cuando lo definió como “un truño”. En los grandes talleres de moda de Nueva York cuando algo sale mal dicen “this is a truño more gordo than a pino of Philipines”.

El caso es que los seis de la selección, tres muchachas y tres muchachos, se pusieron los polos que les habían cosido. El de las muchachas les quedaba como para ir a misa, porque les marcaba menos que un abrigo de plumas.

Además, ellas dijeron estar “muy cómodas”, pero según iban sacando pegas los miembros del jurado se iban sintiendo mal y poniendo unas caras que yo creo que según salieron del plató se quitaron los polos y se metieron a FEMEN para no tener que ponerse nada nunca más.

“Tengo que decir algo que si no lo digo reviento. Pero reviento, ¿eh?”, dijo Caprile con una cara que si eso lo dice en una reyerta de quinquilleros se le acojonan todos y le nombran líder. Pero era un farol, porque quería decirle felicidades.

A mi pobre Mahi la pusieron a parir. Pero a parir que casi echa sextillizos allí mismo.

A Alicia le dijeron que no había hablado suficiente con Antonio y el comentario le sentó como el culo y se cogió un rebote que casi le cruza la cara a María Escoté, que si la pilla le cambia el apellido y para que se llame María Abofeté. Me encanta Alicia cuando saca el carácter.

Cuando a Luisa le dijeron que se iba la prueba de expulsión respondió: “pues me tomaré una tila”. Luisa es la archienemiga del Red Bull. Va a sacar la Luisa Buff, una bebida antienergética que te la tomas y puedes sentarte a leer tranquilo en medio de una discoteca hardcore.

Y se salvó de la prueba de expulsión… ¡¡EDUARDO!!

MIERDA GORDÍSIMA. ES LA COSA MÁS INJUSTA QUE HE VISTO.

Para la prueba de expulsión tenían que hacer un corsé como los de Maya Hansen (que es de mis diseñadoras favoritas, sí, tengo una diseñadora favorita y si pudiera me ponía un corsé a diario) y personalizarlo con elementos que había en una ruleta de la (mala) suerte.

Luisa se había tomado una tila, pero le dio a la ruleta que estuvo girando una semana. Eso parecía la hoja de una serrería, joder Luisa, tiene unos brazos que le suelta una hostia a Dwayne Johnson y lo desmonta.

Los corsés tenían que hacerse a medida de unas modelos que, la verdad, eran más finas que beber en taza levantando el dedo meñique.

Maya Hansen se acercó a hablar con Antonio y le dijo que había puesto el patrón al revés. Y ahí estaba Raquel Sánchez Silva para preguntarle con cara sádica a Antonio: “¿tienes miedo?”. Joder, Raquel, ahora sí. Se ha cagado vivo.

En serio, que Raquel Sánchez Silva está desatada y acojona, que si el loco de El Resplandor se asoma al roto de la puerta y ve a Raquel, pide perdón, arregla la puerta y se mete a jardinero en un hostal de Benidorm.

Las modelos eran de una agencia que se llama Antipatic Models. Tenían menos alegría que una corona de flores de tanatorio.

VALORACIONES:

Antonio había hecho un corsé en color azul en un claro homenaje a Dory. La modelo debió desfilar haciendo aspas con las manos y cantando “sigue nadando, siiiigue nadandoooo”. Y aunque a todo el mundo le gustó el corsé de Antonio, Caprile le puso a parir. Le puso más pegas que a Falete para salir en Interviú. Un poco más y Caprile le pega fuego al corsé con la modelo dentro.

María Escoté le dijo que estaba capacitado para algo mássssssssssssssssssssssssssssssssssssss. Así, con una “s” que parecía que no se iba a acabar nunca.

Mahi había hecho un corsé de plástico negro modelo bolsa de basura que la modelo podía camuflarse en un vertedero. Además de plástico, por dentro llevaba neopreno. La modelo tenía que estar sudando como un pollo con bufanda en un asador.

Alicia había hecho un corsé “rockero”. Sabemos que era rockero porque lo dijo ochocientas putas veces. Que sí, que es rockero, que a su lado AC/DC hacen pop. Era rockero porque tenía estrellitas y unas tachuelitas, ojo. UUUUH, que canalla, qué loca, qué radical es Alicia. Eso no era rockero, era heavy, era punk, era death metal. Ese corsé se lo pones a una barriguitas y se convierte en el puto muñeco diabólico.

Luisa había hecho un corsé… con volantes. Luisa le pone volantes hasta a la tapicería del coche. El transporte preferido de Luisa son los aviones. ¿Por qué? Porque son volantes. TACHAAAN.

JA JA JA

Vale, sí, merezco un sopapo con la mano abierta.

Y SE FUE… MAHI.

Joder. Me dio mucha pena, la verdad, porque Mahi tiene un carácter abierto, positivo, jovial… una de esas personas con las que mola estar.

Pero el que se echó a llorar fue Antonio, porque llevaba ocho pruebas de expulsión. “Desde que hice la sudadera… tengo miedo“, dijo Antonio, que ahora siempre duerme debajo de la cama y encadenado para que nadie pueda sacarle de allí.

¡LA SEMANA QUE VIENE LA FINAL!

16 comentarios

  1. Dice ser chica humilde sencilla y de buen corazón

    Casi que estoy pensando en dejar de ver el programa… Eduardo está enchufado de una manera tan evidente y alevosa que le quita magia al programa, ver el programa ayer, con las alabanzas absurdas al pesimo trabajo de Eduardo fue realmente desagradable… ya sabemos que los realitys estan amañados, solo pedimos que no sea muy evdente para que se conserve algo de magia y sensacion de que estamos viendo algo real. El equipo de Eduardo, siendo 3 personas, hizo un trabajo peor que el de Alicia y Antonio que solo eran dos… pero se salva de la eliminación Eduardo por que? fue totalmente injusto, un equipo que siendo 3 lo hacen peor y salvan al capitan de ese equipo porque en el otro equipo solo trabajaban y no conversaban y bromeaban alegremete? Vaya y yo que pensé que el programa iba de coser bien

    10 abril 2018 | 10:33

  2. Dice ser Mª del Pilar San Clemente Geijo San Clemente Geijo

    No me pude quedar a verlo, por que tenía que madrugar pero está crónica, me ha hecho sentir que lo había visto. Me ha sumergido en el programa. Muchas gracias, por el estilo vibrante e irónico.

    10 abril 2018 | 12:51

  3. Dice ser Yo mism@

    A: Dice ser chica humilde sencilla y de buen corazón

    Totalmente de acuerdo contigo….que manera de evaluar un ganador de una prueba tan absurda, Antonio debió salvarse de la prueba de expulsión pero parece que ese grupo de jurados tienen más preferencia por Eduardo y Alicia, que seguro entre uno de estos dos darán el ganador….osea, un jurado que de imparciales, objetivos, justos o ecuánimes, más bien nada de nada 😡😠🤬

    10 abril 2018 | 13:11

  4. Dice ser Irene Pardo lopez

    Gracias x alegrarme los martes con tus comentarios,no dejó d reírme…mis hijas m miran como si estuviera loca(bueno en realidad un poco)pero q sería la vida sin locura y risas

    10 abril 2018 | 15:10

  5. Dice ser Rafael Blanco Durán

    Leyendo blogs como este se pierden muchas neuronas facilmente, es peor que la televisión

    10 abril 2018 | 16:31

  6. Dice ser Óscar

    Jamás había leído un artículo tan mal redactado, sin cohesión alguna entre sus partes y de un gusto tan grosero. Que conste que no veo el programa y que soy un joven de cultura media sin ningún estudio en periodismo ni filólogo. Es la primera vez que dejó un comentario en internet, una lastima que sea para decir algo negativo, por supuesto es una opinión personal.

    10 abril 2018 | 17:36

  7. Dice ser Hansel

    Pues a mi he ha encantado, tampoco pude ver el programa pero me lo he imaginado completo, me he reído un montón con cada ocurrencia y comparación.

    10 abril 2018 | 17:49

  8. Dice ser Televidente

    A mi me sorprende que en la visita a Cornejo aparezcan Jaime y Paz y a nadie le parezca raro.

    10 abril 2018 | 18:07

  9. Dice ser Julian

    Menudo testamento que ha escrito el tío para contar una tonteria, ni he terminado de leer. Hala

    10 abril 2018 | 20:30

  10. Dice ser Amoa

    Esta vez me he reído mucho, la verdad es que tienes salidas ingeniosas, hay que reconocerlo, lo de Leticia la pobre es una maldad, jejeje…

    10 abril 2018 | 23:12

  11. Dice ser Marga

    Buenísimo, me he reído de lo lindo y hoy me hacía falta. Gracias

    11 abril 2018 | 02:00

  12. Dice ser Juli

    Muy divertidos y acertados tus comentarios. En lo personal no entiendo cómo nadie menciona lo evidente del amor de Caprile hacia Eduardo. Esas miradas que le echa son por demás obvias. Y desde ya me resulta injusto que se haya salvado.

    11 abril 2018 | 06:27

  13. Dice ser Mónica

    Madre mía..has ido cogiendo apuntes todo el programa y lo has transcrito con mala leche. Imposible terminarlo

    11 abril 2018 | 15:39

  14. Dice ser Miss

    Pues es más que evidente el motivo de que Eduardo pasara a la final: porque quieren que este en la final, y tenían miedo de que la cagara con un “truño” (vamos a utilizar la terminología de alta costura) y fuera todavía más evidente el tongo. Será desagradable ver la final, compitiendo un lerdo como Eduardo.

    11 abril 2018 | 18:13

  15. Dice ser Miss

    Y Antonio que deje de lloriquear, porque lo mandaron a la prueba de expulsión merecidamente de todas las veces, porque elige a su equipo con criterios de grupito de patio de colegio, y la única vez que eligió inteligentemente, en esta última ocasión, a Alicia, la trato como si fuera una esclava, y ahí se agarraron los jueces para mandarlo a la prueba de expulsión, y también, injustamente, a Alicia.

    11 abril 2018 | 18:34

  16. Dice ser AM

    Nl se quien ha escrito este articulo, pero sea quien sea la redactora es cojonuda 😂😂😂 me meo

    12 abril 2018 | 03:15

Los comentarios están cerrados.