BLOGS Deportes
¿Qué fue de? ¿Qué fue de?

"Si eres una estrella del deporte, eres una estrella del deporte. Si no lo consigues, te conviertes en entrenador. Si no eres capaz de entrenar, puedes ser periodista". Desmond Lynam, comentarista deportivo.

Quién fue… Sir Matt Busby: el ‘padre’ del Manchester United

Sir Matt Busby, en una entrevista televisiva (YOUTUBE).

Sir Matt Busby, en una entrevista televisiva en 1973 (YOUTUBE).

Vamos a cerrar la semana con un Quién Fue futbolero. Estoy seguro de que habréis oído hablar de él, y es que es una figura fundamental para entender la historia de uno de los clubes de fútbol más grandes del mundo, el Manchester United. Os hablo de Sir Matt Busby.

Alexander Matthew Busby nació en el pequeño pueblo minero de Orbiston, en Bellshill, Escocia, el 26 de mayo de 1909. Su padre, Alexander Busby, era minero, y falleció en la I Guerra Mundial por el disparo de un francotirador alemán en la Batalla de Arras, el 23 de abril de 1917. Otros tres tíos suyos también murieron en la Gran Guerra.

Empezó a trabajar como carbonero y a jugar en el Denny Hibs en 1928, como lateral derecho. Ese mismo año, precisamente el Manchester City, entonces en Segunda División, se fijó en él y lo fichó, cuando tenía sólo 18 años. El joven Matt Busby tardó un año en debutar y en su primera temporada marcó cinco goles. En 1930 fue recolocado como centrocampista y el Manchester United se interesó en su fichaje, que al final no se produjo. Años después, sería pieza fundamental en este equipo. Fue en su época del City cuando jugó su único partido con su selección, la de Escocia, en un partido ante Gales en octubre de 1933.

Busby, en su época de jugador del Manchester City (YOUTUBE).

Busby, en su época de jugador del Manchester City (YOUTUBE).

En 1936, tras más de 200 partidos con el Manchester City y con una FA Cup en su palmarés, Matt Busby fue traspasado al Liverpool FC por 8.000 libras esterlinas. Busby se hizo muy pronto con la confianza de los técnicos y la afición y llegó a ser elegido capitán del equipo. En el Liverpool coincidió con Bob Paisley, procedente de un pueblo minero como él. Les unió una buena amistad y el tiempo quiso que, años después, ambos fueran dos de los más destacados entrenadores de Inglaterra. Busby estuvo jugando hasta 1941, cuando la Segunda Guerra Mundial estalló y, como muchos otros, tuvo que acudir a la llamada del Ejército, si bien para trabajar en el Reino Unido.

Durante la Guerra, Busby se empleó como entrenador de fútbol de una unidad del Ejército y esta labor hizo que el Liverpool le ofreciera un puesto como técnico. Pero también el United necesitaba un entrenador, y a través de un amigo de sus años en Manchester, se puso en contacto con la directiva de los diablos rojos. Busby hizo unas exigencias sin precedentes (control total de la plantilla, por ejemplo), y sorprendentemente, el United, desesperado por un técnico, aceptó.

Matt Busby se hizo cargo del club en 1946. El Manchester United distaba mucho entonces de ser el club que es ahora. No ganaba un trofeo desde 1911, y había descendido y ascendido a la máxima categoría en numerosas ocasiones. En su primera temporada, Busby hizo subcampeón al United, hecho que logró también en 1948, 1949 y 1951, además de ganar la FA Cup en 1948. Este éxito, además, le valió ser nombrado seleccionador británico para los Juegos Olímpicos de aquel año, en Londres. En 1952, el Manchester United logró el título de Liga y repitió el éxito en 1956 y 1957. El propio Busby dijo que tras ganar la Liga en el 56, el Real Madrid intentó contratarle, pero él no quiso abandonar el United.

El técnico escocés, agasajado tras ganar la Copa de Europa de 1968 (YOUTUBE).

El técnico escocés, agasajado tras ganar la Copa de Europa de 1968 (YOUTUBE).

En el mayor momento de auge de los llamados Busby Babes (los chicos de Busby), la desgracia se cernió sobre el club con el tristemente célebre desastre aéreo de Múnich. El 6 de febrero de 1958, el avión que transportaba al Manchester United a Inglaterra tras jugar un partido ante el Estrella Roja de Belgrado se estrellaba tras una parada para repostar en el aeropuerto de Múnich. Murieron 23 personas, entre los que se encontraban siete jugadores, tres miembros del equipo técnico, ocho periodistas que viajaban con el equipo, un agente de viajes y un hincha y amigo personal de Busby. El propio entrenador sufrió heridas muy graves y llegó a recibir la extrema unción, si bien tras nueve semanas hospitalizado, se recuperó. También sobrevivió Bobby Charlton, una de las más grandes figuras de la historia del Manchester United y del fútbol inglés, que en aquel momento tenía 21 años. Este accidente está narrado en la película United (2011). El actor escocés Dougray Scott interpreta a Busby, interpretación que, por cierto, no gustó nada a los familiares del entrenador.

Tras el accidente, a Busby no sólo le quedaba superar la tragedia, sino también reconstruir el equipo, tarea que le llevó años. Parte del éxito de su misión se debió a su buen ojo con los fichajes. Incorporó a jugadores como el escocés Denis Law (1962) o el norirlandés George Best (1963) y con ellos logró volver a la senda del triunfo. Ganó la FA Cup en el 63 y la Liga en el 65 y el 67. Pero el mayor éxito llegó en mayo de 1968, cuando el Manchester United alzó su primera Copa de Europa tras derrotar por 4-1 al Benfica de Eusebio. Aquel día, Busby alineó a Stepney; Brennan, Foulkes, Sadler, Dunne; Crerand, Charlton, Stiles; Best, Kidd y Aston. Habían pasado diez años desde la catástrofe de Múnich. Ese triunfo, el primero de un club inglés en la máxima competición europea, le valió a Matt Busby ser nombrado caballero del Imperio Británico.

Estatua de Sir Matt Busby en Old Trafford (WIKIPEDIA).

Estatua de Sir Matt Busby en Old Trafford (WIKIPEDIA).

Al final de la temporada siguiente, Busby decidió retirarse, si bien tuvo que asumir el cargo de manera interina en la temporada 70-71. Antes de ese eventual regreso y después del mismo, fue director del club, hasta que en 1982 fue nombrado presidente. En los 80 estuvo cuidando de su esposa, que sufrió Alzheimer, hasta su muerte en 1988. Busby vivió retirado en Manchester hasta que el 20 de enero de 1994 falleció en el Alexandra Hospital de Cheadle, Manchester, a causa de un cáncer. Tenía 84 años.

Curiosamente, el Manchester United logró su segunda Copa de Europa el 26 de mayo de 1999 en Barcelona (la celebérrima remontada ante el Bayern), el día en el que Busby hubiera cumplido 90 años. La tercera Champions de los ‘red devils’ llegó en el año 2008, cuando se cumplían 50 años de la tragedia de Múnich y 40 de la primera Copa de Europa. El United hubiera redondeado el círculo en 2009 si hubiera ganado la final de la Champions de ese año, que se celebró al día siguiente del centenario del nacimiento de Busby, pero el Barça de Messi lo impidió, como seguro que recordaréis.

Su legado es inabarcable. Una estatua de bronce dedicada a su memoria adorna el exterior de Old Trafford. Todos los años, el club concede el Sir Matt Busby Award al mejor jugador de la temporada en el United. Y sólo su paisano Alex Ferguson ha entrenado más partidos que él. Es, en definitiva, el padre del Manchester United.

Os dejo con un precioso documental sobre su vida:

Feliz fin de semana, amigos.

6 comentarios

  1. Dice ser Mario

    Yo del Manchester nunca olvidaré a Sir Alex Ferguson, toda una institución del fútbol mundial, poniendo al Madrid en su sitio verdadero y demostrando que en el extranjero también conocen la verdadera historia del Madrid y como consiguió la mayoría de sus títulos (esos de los que todavía fardan). Sir Alex Ferguson dijo textualmente y con toda la razón del mundo: “El Madrid con Franco conseguía lo que le daba la gana” http://goo.gl/f6wG7w

    26 septiembre 2014 | 10:00

  2. Dice ser igesar75

    Cuánto estarán echando de menos ahora mismo los aficionados del Man U a nuestro protagonista de hoy…….. junto con sir Alex Ferguson, los dos hombres que hicieron grande esta entidad. Más grande su mérito aún si cabe por reconstruir un equipo prácticamente desde sus cimientos despué de la catástrofe áerea de Munich.

    Es curioso que fichara como entrenador del Man Utd habiendo sido un jugador importantísimo del Man City. Aunque en Inglaterra estas cosas, salvo alguna excepción, las llevan con muchísima más naturalidad que aquí en España.

    En otro punto de Old Trafford hay otra estatua de la “Santísima Trinidad”, es decir, Bobby Charlton, Dennis Law y el ínclito George Best. Algo que en España no ocurre que yo sepa en ningún estadio, salvo que algún lector me corrija. Es admirable (dicho con un punto de envidia) cómo en el Reino Unido saben cuidar a sus leyendas, algo que aquí en España solo se acerca en algo San Mamés, creo yo. Porque el Real Madrid no es solo Di Stéfano ni el Atleti, Luis……

    26 septiembre 2014 | 11:09

  3. Dice ser anonimo

    En los exteriores de El Molinón está la estatua de Preciado, que se aproxima a lo del fútbol inglés aunque no sea exactamente igual

    26 septiembre 2014 | 13:36

  4. Dice ser ruomalg

    Uno de los grandes entrenadores del fútbol inglés, entre él y Ferguson pusieron al ManU entre los equipos más grandes del fútbol mundial. Pedazo mosaico que sacó el United en la final de 2009 en su honor, aunque lo que mejor recuerdo tengo de la ceremonia de apertura fue a Andrea Bocelli interpretando el tema de Gladiator.

    Tengo entendido que cuando Arsenio Iglesias dejó el Depor el club le hizo un busto de bronce, aunque no sé dónde si lo tendrán en el museo o en el exterior del estadio.

    26 septiembre 2014 | 14:08

  5. Dice ser LOL

    @Mario, jajajajaja aquí es donde se ve el complejo de segundón histórico que tienen algunos, en una noticia que no tiene nada que ver con el Madrid, tienes que venir a decir gilipolleces. Por cierto, Ferguson no dijo que la mayoría de los títulos los ganasen por Franco, como has dicho tú. el que dice eso no tiene ni idea de fútbol. Y ya que hablamos de leyendas del Manchester, siempre viene bien recordar a Bobby Charlton, mejor jugador de la historia de Inglaterra, cuyo ídolo era Di Stefano y que decía que el Madrid era el mejor equipo del mundo en aquella época.

    26 septiembre 2014 | 20:42

  6. Dice ser igesar75

    Bueno, en el Calderón hay un busto de Pantic y en San Mamés (supongo que también en el nuevo) el de Pichichi, al que todos los equipos que lo visitaban por primera vez “debían” depositar una corona de flores en su honor. Pero así monumentos en el exterior, tal y como comenta ese lector sobre el de Manolo Preciado, yo no conozco ninguno (aparte de ése, digo, jejejeje).

    29 septiembre 2014 | 08:03

Los comentarios están cerrados.