BLOGS Deportes
Qué pasó en el Mundial de… Qué pasó en el Mundial de…

"Sólo tres personas en la historia han conseguido hacer callar el Maracaná con un solo gesto: el papa, Frank Sinatra y yo". Alcides Ghiggia, Mundial de 1950

Sudáfrica 2010. Paul, el pulpo más famoso de la historia

Paul, el pulpo del Zoo de Oberhausen, se decide por España en su vaticinio de las semifinales del Mundial (ARCHIVO 20MINUTOS).

Paul, el pulpo del Zoo de Oberhausen, se decide por España en su vaticinio de las semifinales del Mundial (ARCHIVO 20MINUTOS).

Pues otro de los asuntos más recordados del último Mundial, en el que España se coronó como campeona del Mundo, no se produjo en Sudáfrica. Se produjo en Oberhausen, Alemania, y no la protagonizaba ningún futbolista, sino un animal, un cefalópodo, un pulpo. El pulpo Paul.

El pulpo tiene su propia biografía, por cierto. Paul no era alemán, sino inglés. Había nacido en enero de 2008 en el Sea Life Centre de Weymouth, Inglaterra, desde donde fue trasladado al Zoo de Oberhausen, en Alemania. Cuando aún contaba con medio año de vida, Paul empezó a poner en práctica sus dotes de adivinación, con motivo de la Eurocopa de 2008. La idea surgió en el propio zoo. Antes de cada partido de Alemania, se le ponía en su acuario una urna con la bandera del país germano y otra con la de su rival. En ambas se introducía o una ostra o un mejillón. Los pulpos están considerados como los invertebrados más inteligentes del mundo animal y además, son unos seres muy hábiles con sus patas. El método de adivinación era sencillo. Aquella urna que Paul abriera primero para comerse el molusco que contenía, sería el equipo que ganaría el partido.

Paul participó en seis sesiones de adivinación en aquella Eurocopa. Acertó cuatro (victorias de Alemania sobre Polonia, Austria, Portugal y Turquía) y falló dos (derrotas de los teutones ante Croacia y en la final, ante España). Estos fallos y el hecho de que Paul siempre diera como vencedora a Alemania provocó que el cefalópodo pasara relativamente desapercibido.

La fama mundial le llegó a Paul en 2010, con el Mundial. Acertó la victoria de Alemania ante Australia, acertó la victoria de Serbia sobre Alemania (era la primera vez que adivinaba en contra de su país de adopción), más victorias de Alemania sobre Ghana, Inglaterra y Argentina, la derrota en semifinales ante España y la victoria ente Uruguay en el tercer y cuarto puesto. Como os podéis imaginar, en cuanto empezó la racha victoriosa de aciertos de Paul, los medios de comunicación encontraron un filón sin límites, hasta el punto de que la cadena NTV retransmitía en directo sus predicciones. Por supuesto, Paul adivinó el resultado de la final entre España y Holanda.

El pulpo Paul, descansando de sus dotes adivinatorias (WIKIPEDIA).

El pulpo Paul, descansando de sus dotes adivinatorias (WIKIPEDIA).

En España, por cierto, acogimos a Paul con mucho entusiasmo. Sus predicciones favorables a la Roja lo convirtieron en una especie de mascota no oficial de la selección, presente en todo tipo de merchandising. Un empresario de Carballiño llegó incluso a ofrecer 30.000 euros al zoo de Oberhausen para utilizarlo en la Fiesta del pulpo de esta localidad gallega. E incluso el entonces presidente José Luis Rodríguez Zapatero llegó a referire a él. Organizaciones ecologistas pidieron su liberación y por si fuera poco, el presidente de Irán, Mahmoud Ahmadineyad llegó a decir que todo ese circo era un símbolo de la decadencia de Occidente.

Poco tiempo después del Mundial, en octubre, Paul murió. Nada raro, puesto que la esperanza de vida de un pulpo no excede los dos años y medio.

Sobre el por qué Paul acertaba tanto, parece que no hay nada de paranormal. Aunque los pulpos tienen visión en blanco y negro, al parecer sí son capaces de diferenciar entre tonos. Algunos expertos dicen que las banderas de Alemania y España tienen tonos atractivos para los pulpos, aunque la selección que hizo de una urna con la bandera serbia no tiene mucha explicación. Sea como fuere, Paul el pulpo pasó a la historia. Para este Mundial ha habido numerosos intentos de repetir la fama de pulpo. Yo he visto focas, llamas, pollos y algún que otro animal más, pero ninguno ha alcanzado los niveles de fama del cefalópodo del zoo de Oberhausen.

Os dejo con el vídeo de cómo Paul eligió a España en las semifinales del Mundial de 2010:

Hasta mañana.

3 comentarios

  1. Dice ser Ricard

    Curioso y anecdótico lo del pulpito, pero más penoso me parece ahora que ponen a chicas apostando que se desnudan y harán sexo gratis si gana su equipo, de pena: http://goo.gl/SMUYzK

    29 Junio 2014 | 13:26

  2. Dice ser Cris

    Desde luego que se hizo famoso…todo el mundo pendiente del pulpo.

    29 Junio 2014 | 13:36

  3. Dice ser ruomalg

    Imposible olvidar a este molusco. La expectación que se generó en torno a él fue un tanto excesiva, pero por lo menos dio algo que hacer a los periodistas. También me pareció excesiva la cobertura sobre su fallecimiento, pensé que de pronto a algún flipado se le ocurriría proponer un funeral de estado para el animal con una banda de gaiteros, o hacerle un homenaje como el que Homer Simpson le rindió al entrañable Tenacitas 😛 .

    29 Junio 2014 | 19:15

Los comentarios están cerrados.